El as­pi­ran­te y el lí­der

Lle­ga el Ate­ca dis­pues­to a com­pe­tir en un seg­men­to en que el Qash­qai es lí­der

La Vanguardia - Dinero - - CARA A CARA - Ra­mon Or­tiz

La im­por­tan­cia para un fa­bri­can­te de dis­po­ner en su ga­ma de un cros­so­ver es­tá, ac­tual­men­te, fue­ra de­to­da du­da. Lo que na­ció co­mo una mo­da se ha con­ver­ti­do en un seg­men­to que se ha des­do­bla­do en va­rios sub­seg­men­tos y que con­for­man un ele­va­do por­cen­ta­je de las ven­tas de cual­quier cons­truc­tor. Nis­san fue una de las mar­cas pio­ne­ras y apos­tó fuer­te por es­te ti­po de vehícu­los, un he­cho que le per­mi­te ser ac­tual­men­te uno de los fa­bri­can­tes me­jor si­tua­dos, gra­cias a su ex­ce­len­te ga­ma for­ma­da por Ju­ke, Qash­qai y X-Trail. En es­te con­tex­to, el de­but de Seat se pro­du­ce de for­ma tar­día, aun­que cier­ta­men­te por la puer­ta gran­de.

El nue­vo Ate­ca se con­vier­te en un ri­val te­mi­ble para cual­quie­ra de sus opo­nen­tes. Se re­co­no­ce rá­pi­da­men­te co­mo un Seat, con una vis­to­sa pa­rri­lla acom­pa­ña­da de afi­la­dos gru­pos óp­ti­cos y gran­des en­tra­das de ai­re, trans­mi­tien­do siem­pre un estilo de má­xi­ma so­li­dez. En cual­quier ca­so, el Nis­san Qash­qai fue do­ta­do en su úl­ti­ma re­no­va­ción de las for­mas ne­ce­sa­rias para que su atrac­ti­va y es­ti­li­za­da ima­gen sea uno de los prin­ci­pa­les mo­ti­vos que de­can­tan al com­pra­dor. En es­te sen­ti­do, su li­de­raz­go es­tá por en­ci­ma de los mé­ri­tos que pue­dan ha­cer sus com­pe­ti­do­res.

Los in­te­rio­res des­ta­can por su atrac­ti­vo di­se­ño y se mues­tran fie­les a la ima­gen ha­bi­tual­men­te pro­yec­ta­da por am­bas mar­cas. Nis­san se de­can­ta por un ma­yor atre­vi­mien­to en cues­tio­nes de di­se­ño y Seat pro­po­ne un sal­pi­ca­de­ro ele­gan­te y de­por­ti­vo, ins­pi­ra­do en las di­rec­tri­ces de sus pro­duc­tos de más éxi­to y con­ve­nien­te­men­te adap­ta­do al nue­vo seg­men­to del mer­ca­do. La an­chu­ra in­te­rior de los ha­bi­tácu­los fa­vo­re­ce al mo­de­lo es­pa­ñol, aun­que las di­fe­ren­cias son prác­ti­ca­men­te im­per­cep­ti­bles. Tam­bién es li­ge­ra­men­te su­pe­rior la ca­pa­ci­dad del ma­le­te­ro ofre­ci­da por el nue­vo Ate­ca, un apar­ta­do en el que am­bos ex­hi­ben un no­ta­ble ni­vel de vo­lu­men de car­ga.

Tan­to el nue­vo Ate­ca de Seat co­mo el Qash­qai de Nis­san ofre­cen una atrac­ti­va y ex­ten­sa ga­ma de mo­to­res y trans­mi­sio­nes, en­tre las cua­les des­ta­can mo­to­res ga­so­li­na de ci­lin­dra­da con­te­ni­da, pe­ro de con­si­de­ra­ble po­ten­cia. El cons­truc­tor ja­po­nés re­cu­rre a un blo­que de 1,6 li­tros, del cual se ex­traen 163 CV, mos­tran­do mu­cho ca­rác­ter des­de ape­nas 2.000 rpm y una ca­pa­ci­dad de ace­le­ra­ción ex­ce­len­te.

Por su par­te, el vehícu­lo del amar­ca es­pa­ño­la con­fía en un pro­pul­sor de me­nor ci­lin­dra­da, 1,4 li­tros, con una li­ge­ra ven­ta­ja en par mo­tor y una dis­po­ni­bi­li­dad del 100%, des­de ape­nas 1.500 rpm.

El ren­di­mien­to de am­bos pro­pul­so­res es si­mi­lar, con ve­lo­ci­da­des má­xi­mas prác­ti­ca­men­te cal­ca­das (201km/he­lSeaty200km/he­lNis­san) y un con­su­mo me­dio que fa­vo­re­ce, por es­tre­cho mar­gen, el mo­tor 1.4 TSI del Seat (6 por 5,4 l/100 km). La fir­ma de Mar­to­rell ofre­ce para es­te mo­tor la siem­pre in­tere­san­te op­ción de un cam­bioDSG de 7 ve­lo­ci­da­des, al­ter­na­ti­va au­to­má­ti­ca que en el Qash­qai que­da re­ser­va­da a otras mo­to­ri­za­cio­nes. Es po­si­ble com­bi­nar el mo­tor 1.4 TSI del Ate­ca con la trac­ción in­te­gral 4Dri­ve. Por su par­te, el efi­caz sis­te­ma All Mo­de 4x4-i que­da re­ser­va­do para otras ver­sio­nes enelNis­san. En­cual­quier ca­so, am­bos ofre­cen una con­duc­ción tan efi­caz co­mo di­ver­ti­da.

Equi­pa­mien­to Lí­der en equi­pa­mien­to, pue­de lle­var Es­cu­do de Pro­tec­ción In­te­li­gen­te in­te­gra­do por un sis­te­ma an­ti­co­li­sión fron­tal, de­tec­tor de fa­ti­ga e iden­ti­fi­ca­dor de se­ña­les de trá­fi­co, aler­ta de cam­bio de ca­rril in­vo­lun­ta­rio, con­trol de án­gu­lo muer­to, de­tec­tor de mo­vi­mien­to y asis­ten­te de luz de ca­rre­te­ra.

Se­gu­ri­dad La se­gu­ri­dad es pri­mor­dial en el nue­vo Ate­ca. A tra­vés del Traf­fic Jam As­sist el co­che fre­na y ace­le­ra de for­ma au­to­má­ti­ca en atas­cos, uti­li­zan­do el con­trol de cru­ce­ro adap­ta­ti­vo. El in­te­rrup­tor Dri­ving Ex­pe­rien­ce per­mi­te al con­duc­tor se­lec­cio­nar en­tre di­fe­ren­tes per­fi­les de con­duc­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.