Ele­gan­cia a me­di­da

Mas­si­mo Dut­ti La fir­ma, que aca­ba de abrir tien­da en el pa­seo de Grà­cia, em­pu­ja su ser­vi­cio de sas­tre­ría

La Vanguardia - Dinero - - MARCAS QUE MARCAN - Mar­ga­ri­ta Puig

La fir­ma, que se atre­ve tam­bién con ro­pa pa­ra el ho­gar, cuen­ta con 761 tien­das ubi­ca­das en 73 mer­ca­dos

Ins­pi­rán­do­se en mo­men­tos ele­gan­tes( de un pa­seo por los Hamp to ns aun con­cur­so hí­pi­co en So­to­gran­de) en 1985 na­ció la fir­ma Mas­si­mo Dut­ti. De­di­ca­da en su co­mien­zo a un pú­bli­co mas­cu­lino y adul­to, la fir­ma pa­só par­cial­men­te a prin­ci­pios de los 90 a ma­nos de In­di­tex. Fue en­ton­ces cuan­do co­men­zó sus pri­me­ras co­lec­cio­nes fe­me­ni­nas en una lí­nea muy pa­re­ci­da.

Des­de en­ton­ces el cre­ci­mien­to ha si­do im­pa­ra­ble. Cuen­ta con Mas­si­mo Dut­ti, con 761 tien­das ubi­ca­das en 73 mer­ca­dos y ha ex­ten­di­do su po­si­cio­na­mien­to pues­to que des­de ha­ce años tam­bién se atre­ve con la ro­pa pa­ra el ho­gar.

La cla­ve del éxi­to de es­ta fir­ma que re­cien­te­men­te ocu­pó el es­pa­cio pri­vi­le­gia­do que fue Vi­nçon en el pa­seo de Grà­cia bar­ce­lo­nés, es su di­se­ño ele­gan­te y uni­ver­sal ca­paz de co­nec­tar con los es­pí­ri­tus más in­de­pen­dien­tes, ur­ba­nos o cos­mo­po­li­tas. Pa­ra ello sus lí­neas os­ci­lan en­tre las op­cio­nes más so­fis­ti­ca­das y las más de­por­ti­vas pe­ro sin de­jar­se lle­var nun­ca por ten­den­cias pa­sa­je­ras.

Tam­bién es­te ca­rác­ter de ele­gan­cia ase­qui­ble es lo que ha­ce que la mar­ca op­te por con­fiar sus cam­pa­ñas de ima­gen en per­so­na­jes co­mo Sean O’Pry, Ju­lia Hafs­trom, Ine Neefs y Ste­ve Che­vrin, los tops que po­sa­ron pa­ra Ma­rio Tes­tino.

Des­de la mar­ca se au­to­de­fi­nen co­mo una apues­ta por “es­ti­los ac­tua­les rea­li­za­dos con te­ji­dos de úl­ti­ma ge­ne­ra­ción, pe­ro siem­pre prác­ti­cos, agra­da­bles y de ca­li­dad; tex­tu­ras dis­cre­tas, te­ji­dos na­tu­ra­les al cien por cien y mez­clas inno- va­do­ras que ofre­cen co­mo re­sul­ta­do una ima­gen im­pe­ca­ble con el má­xi­mo con­fort”.

A to­da es­ta ofer­ta y des­de el 2015, Mas­si­mo Dut­ti re­lan­zó su ser­vi­cio de tai­lo­ring. Ali­neán­do­se con es­ta fie­bre de la sas­tre­ría, la fir­ma ofre­ce su Per­so­nal Tai­lo­ring co­mo una ex­pe­rien­cia que per­mi­te es­co­ger la má­xi­ma per­so­na­li­za­ción de las pren­das.

Así pues, se pue­de es­co­ger des­de el nú­me­ro de bol­si­llos has­ta la for­ma de los pu­ños y cue­llos de las ca­mi­sas. O los bo­to­nes y aca­ba­dos de los oja­les, ade­más de las te­las, el cor­te y el di­se­ño que me­jor se ade­cua al es­ti­lo de ca­da uno.

La co­lec­ción se di­vi­de en dos gran­des con­cep­tos: el bu­si­ness y el ex­trem. Es­te úl­ti­mo in­clu­ye el es­mo­quin y las pie­zas pa­ra looks más noc­tur­nos y de fies­ta. El bu­si­ness, co­mo su nom­bre in­di­ca, cuen­ta con las pro­pues­tas más en­fo­ca­das a work, pro­po­ne looks pen­sa­dos pa­ra ves­tir en el tra­ba­jo y día a día ur­bano.

Y ca­da cam­pa­ña Per­so­nal Tai­lo­ring in­clu­ye una pe­que­ña cáp­su­la de pren­das ready-to

wear, que in­clu­ye pie­zas que se com­bi­nan en am­bas lí­neas, co­mo una ca­za­do­ra de piel, un

trench o una ame­ri­ca­na de la­na de pa­ta de ga­llo en el ca­so de es­ta co­lec­ción.

ANA JI­MÉ­NEZ

04

04 To­dos los de­ta­lles se cui­dan al má­xi­mo

01

01 El ser­vi­cio de sas­tre­ría es personalizado

03

03 Hay tres es­ti­los di­fe­ren­cia­dos

02 Los tra­jes Ex­tre­me Lux son del to­do ar­te­sa­nos

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.