Un co­che ele­gan­te y ra­cio­nal en el que des­ta­ca la ca­li­dad y la tec­no­lo­gía

Ca­li­dad, con­fort y am­bien­te tec­no­ló­gi­co en el van­guar­dis­ta SUV pre­mium sue­co

La Vanguardia - Dinero - - MOTOR - Da­niel Bal­cells

Rá­pi­da­men­te iden­ti­fi­ca­ble co­mo un Vol­vo gra­cias a su di­se­ño mi­ni­ma­lis­ta de lí­neas pu­ras, lim­pias y es­que­má­ti­cas, el XC90 de nue­va ge­ne­ra­ción es uno de los SUV de gran for­ma­to más ele­gan­tes del mo­men­to. De as­pec­to ro­bus­to pe­ro di­ná­mi­co, sus tra­zos diá­fa­nos y bien de­fi­ni­dos di­bu­jan una si­lue­ta es­cul­tu­ral a ba­se de for­mas mo­der­nas y fu­tu­ris­tas que le apor­tan una apa­rien­cia más com­pac­ta y li­via­na de lo que en reali­dad ates­ti­guan sus di­men­sio­nes y pe­so. Con sus 4,95 m de lon­gi­tud y sus ca­si 2,2 to­ne­la­das go­za de una im­po­nen­te y ma­jes­tuo­sa pre­sen­cia en ca­rre­te­ra que se tra­du­ce, asi­mis­mo, en un es­pa­cio­so y ca­paz ha­bi­tácu­lo, uno de los más am­plios de su ca­te­go­ría.

El XC90 em­plea una nue­va pla­ta­for­ma, no­ta­ble­men­te más li­ge­ra, que le per­mi­te re­ba­jar has­ta 100 kg su pe­so res­pec­to a la pri­me­ra ge­ne­ra­ción, y cre­cer en ta­ma­ño na­da me­nos que 15 cm en com­pa­ra­ción con su pre­de­ce­sor del 2002. To­do ello ha­ce que el cros­so­ver sue­co os­ten­te una mo­du­la­ri­dad y fle­xi­bi­li­dad in­te­rior ex­cep- cio­nal que le per­mi­te aco­mo­dar a sie­te adul­tos sin es­tre­che­ces, in­clui­dos los de la ter­ce­ra fi­la. To­dos sus asien­tos son re­cli­na­bles, aba­ti­bles y co­rre­de­ros in­di­vi­dual­men­te, y el ma­le­te­ro, con por­tón de aper­tu­ra re­mo­ta (pa­san­do el pie por de­ba­jo del pa­ra­cho­ques), ofre­ce 285 li­tros de ca­pa­ci­dad con 7 pla­zas, 700 con 5 pla­zas o ca­si 2.000 con 2 pla­zas.

La ra­cio­na­li­dad es­can­di­na­va se po­ne de nue­vo de ma­ni­fies­to en la er­go­no­mía y dis­tri­bu­ción de los man­dos de con­trol. Con una pre­sen­ta­ción or­de­na­da, diá­fa­na y con un ai­re muy tec­ni­fi­ca­do, Vol­vo ha op­ta­do por lim­piar el pues­to de con­duc­ción de bo­to­nes, de­jan­do só­lo ocho. El res­to de fun­cio­nes se ac­ti­van me­dian­te la enor­me pan­ta­lla tác­til ver­ti­cal de 9” ubi­ca­da en el cen­tro del sal­pi­ca­de­ro. La fi­lo­so­fía de me­nos es más­noim­pi­de, sin em­bar­go, que la at­mós­fe­ra in­te­rior sea aco­ge­do­ra, con aca­ba­dos agra­da­bles a la vis­ta y al tac­to y el em­pleo de ma­te­ria­les no­bles y guar­ne­ci­dos de ca­li­dad.

El por­te se­reno y dis­tin­gui­do del XC90 se re­fle­ja tam­bién en su con­duc­ción, que en­cuen­tra en au­to­pis­tas y vías rá­pi­das su en­torno más pro­pi­cio pa­ra dis­fru­tar de su ex­cel­so con­fort de mar­cha. Ló­gi­ca­men­te li­mi­ta­do por su vo­lu­men y sus co­rres­pon­dien­tes iner­cias, los cam­bios rá­pi­dos de tra­yec­to­ria no son su fuer­te. No obs­tan­te, el SUV sue­co se desen­vuel­ve de for­ma sor­pren­den­te­men­te efi­caz in­clu­so en­ca­rre­te­ras vi­ra­das, co­nun com­por­ta­mien­to bas­tan­te no­ble y neu­tro. Le­jos del as­fal­to de­mues­tra tam­bién unas más que bri­llan­tes ca­pa­ci­da­des mon­ta­ñe­ras gra­cias a su afi­na­da elec­tró­ni­ca y a la efi­ca­cia de la trac­ción AWD.

Me­cá­ni­ca­men­te, el mo­tor D5 de 225CVy470Nm, el dié­sel más­po­ten­te de la ga­ma, es qui­zás la op­ción más equi­li­bra­da. Es­te blo­que de 4 ci­lin­dros y dos li­tros tur­boa­li­men­ta­do en­tre­ga la po­ten­cia de for­ma uni­for­me y li­neal, lo que uni­do a su trans­mi­sión au­to­má­ti­ca de 8 ve­lo­ci­da­des brin­da un ex­ce­len­te apro­ve­cha­mien­to de su po­ten­cial me­cá­ni­co. El equi­li­brio en­tre pres­ta­cio­nes y efi­cien­cia es óp­ti­mo in­clu­so en con­di­cio­nes de cir­cu­la­ción real, pues aun­que ho­mo­lo­ga 5,7 l de me­dia, su re­gis­tros “nor­ma­les” se si­túan en­tre 8 y 10 li­tros.

Un co­che in­ta­cha

ble. No es un SUV de ta­lan­te de­por­ti­vo pe­ro con 220 km/h de pun­ta y un 0-100 en 7,8 se­gun­dos ofre­ce un re­prís con­tun­den­te y un ren­di­mien­to ge­ne­ral in­ta­cha­ble

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.