Un mun­do in­cier­to, un in­cier­to fu­tu­ro

La vic­to­ria de Do­nald Trump en Es­ta­dos Unidos ha aca­ba­do de des­ajus­tar el pre­ca­rio equi­li­brio en que se sus­ten­ta­ba la eco­no­mía mun­dial

La Vanguardia - Dinero - - EN PORTADA - Jo­sep Oli­ver Alon­so

La pre­gun­ta del mi­llón: el triun­fo de Do­nald Trump en Es­ta­dos Unidos ¿ha mo­di­fi­ca­do las pers­pec­ti­vas de nues­tro cre­ci­mien­to? ¿De­be­ría­mos preo­cu­par­nos por su vic­to­ria y nues­tro fu­tu­ro? Va­ya por de­lan­te que la in­cer­ti­dum­bre es­tá siem­pre pre­sen­te, aun­que hay gra­dos y gra­dos. Y la elec­ción ame­ri­ca­na ha al­te­ra­do una si­tua­ción que era ya muy com­ple­ja e in­cier­ta. Una si­tua­ción que, has­ta no­viem­bre, se de­fi­nía por un pre­ca­rio equi­li­brio en­tre ex­pec­ta­ti­vas de ba­jo cre­ci­mien­to en el lar­go pla­zo, sua­ve me­jo­ra cí­cli­ca y cre­cien­te na­cio­na­lis­mo eco­nó­mi­co. Con­vie­ne, pues, an­tes de eva­luar el im­pac­to de Trump, si­tuar dón­de nos en­con­trá­ba­mos a fi­na­les de oc­tu­bre.

Pri­me­ro, exis­tía un ho­ri­zon­te de ba­jos avan­ces en pro­duc­ti­vi­dad y del pro­duc­to in­te­rior bru­to, caí­das de ti­pos y te­mo­res de­fla­cio­na­rios, que se ex­pli­ca­ban por el es­tan­ca­mien­to se­cu­lar de Sum­mers, los efec­tos del ex­ce­so de aho­rro en ti­pos de in­te­rés de Ber­nan­ke, el ba­jo in­cre­men­to de la pro­duc­ti­vi­dad de Gor­don, los ne­ga­ti­vos im­pac­tos de la de­sigual­dad de Ra­jan o el efec­to del en­ve­je­ci­mien­to.

Se­gun­do, con un ci­clo mo­de­ra­da­men­te al­cis­ta, aun­que con ries­gos cre­cien­tes. En el Eco­no­mic Outlook de oc­tu­bre, el Fon­do Mo­ne­ta­rio In­ter­na­cio­nal pos­tu­la­ba, pa­ra el 2017 y el 2018, avan­ces del pro­duc­to in­te­rior bru­to de la eu­ro­zo­na del 1,5% y 1,6%, unas ci­fras pa­re­ci­das a las de la Co­mi­sión Eu­ro­pea en su Eu­ro­pean Eco­nomy de no­viem­bre. Pe­ro tam­bién se de­fi­nían ries­gos. En es­pe­cial, pro­ble­mas de la ban­ca ita­lia­na (y de par­te de la eu­ro­pea), al­zas de ti­pos en Es­ta­dos Unidos, una Chi­na so­bre­en­deu­da­da o mo­di­fi­ca­cio­nes en los pre­cios del pe­tró­leo. Pe­ro, con el prag­ma­tis­mo que ha mos­tra­do el Ban­co Cen­tral Eu­ro­peo, esos im­pac­tos pa­re­cía abor­da­bles: si las co­sas em­peo­ra­ban, man­ten­dría las com­pras de deu­da y, si me­jo­ra­ban, las re­du­ci­ría.

La su­ma de ten­den­cias re­ce­si­vas y pro­ble­mas cí­cli­cos se ha re­fle­ja­do en una ac­tua­ción de la ban­ca cen­tral un tan­to con­tra­dic­to­ria. Y, en es­pe­cial, en la au­sen­cia de un diag­nós­ti­co pre­ci­so

El pa­no­ra­ma mun­dial es des­alen­ta­dor: ba­jo cre­ci­mien­to, sua­ve me­jo­ra cí­cli­ca y cre­cien­te na­cio­na­lis­mo La ac­tual po­lí­ti­ca mo­ne­ta­ria es­tá cer­ca de sus lí­mi­tes y el FMI pi­de un ma­yor ac­ti­vis­mo fis­cal Eu­ro­pa se en­fren­ta a los cre­cien­tes mo­vi­mien­tos an­ti­eu­ro, an­ti-Unión Eu­ro­pea y al Bre­xit

JEFF KOWALSKY / BLOOMBERG

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.