ADEL­GA­ZAR CON MÉ­TO­DO

La cos­mé­ti­ca, la nu­tri­cos­mé­ti­ca y la al­ta tec­no­lo­gía (¡pe­ro si has­ta hay par­ches re­duc­to­res con mi­cro­ba­te­rías!) se alían pa­ra com­ba­tir el so­bre­pe­so

La Vanguardia - ES - - CREAR -

Afi­nar la si­lue­ta de for­ma ar­mo­nio­sa, equi­li­bra­da y

so­bre to­do con­tro­la­da y sa­na no es una ta­rea fá­cil. Es im­pres­cin­di­ble, cla­ro, pe­ro no siem­pre bas­ta con la die­ta y el ejer­ci­cio. Lo ideal es que el pro­ce­so lo con­tro­len pro­fe­sio­na­les que pue­dan in­di­car el pro­duc­to es­pe­cí­fi­co pa­ra ca­da ca­so. La bue­na no­ti­cia es que ca­da vez es más fá­cil acer­tar pues­to que las fir­mas cos­mé­ti­cas han desa­rro­lla­do un enor­me

ar­se­nal de pro­duc­tos que per­mi­ten ace­le­rar es­te pro­ce­so. Sue­len ser ge­les y cre­mas que to­ni­fi­can y ayu­dan a dre­nar. Pe­ro tam­bién nu­tri­cos­mé­ti­cos y su­ple­men­tos die­té­ti­cos que cui­dan el me­ta­bo­lis­mo in­te­rior, fa­ci­li­tan los pro­ce­sos di­ges­ti­vos de for­ma sa­na y na­tu­ral y ayu­dan a con­tro­lar el pe­so. El ex­trac­to de al­ca­cho­fa es uno de los ele­men­tos es­tre­lla en es­te apar­ta­do tan­to por sus pro­pie­da­des diu­ré­ti- cas y la­xan­tes co­mo por su ca­pa­ci­dad pa­ra eli­mi­nar lí­qui­dos y gra­sas re­te­ni­das. Ade­más, fa­ci­li­ta la di­ges­tión de las gra­sas de la die­ta, ayu­da a de­pu­rar del cuer­po, ali­via la sen­sa­ción de hin­cha­zón y con­tri­bu­ye a la re­duc­ción del ni­vel de co­les­te­rol. Otro im­pres­cin­di­ble es la L-Car­ni­ti­na. En Me­soes­te­tic especifican que es un ami­noá­ci­do que in­ter­vie­ne en el me­ta­bo­lis­mo de los áci­dos gra­sos y los trans- for­ma en ener­gía, ade­más de dis­mi­nuir el ape­ti­to (dul­ces so­bre to­do) y me­jo­rar el tono mus­cu­lar. Lo cier­to es que en los úl­ti­mos años se ha desa­rro­lla­do mu­chí­si­mo es­te sec­tor que in­clu­ye no­ve­da­des que pa­re­cen ca­si de cien­cia fic­ción. ¿Ejem­plos? Los par­ches mi­cro­elec­tró­ni­cos de Ab­do At­tack di­se­ña­dos es­pe­cí­fi­ca­men­te pa­ra ali­sar la zo­na ab­do­mi­nal

de los hom­bres. Se tra­ta de cin­co par­ches que com­bi­na­dos con un gel con­cen­tra­do en agen­tes re­duc­to­res, re­du­cen la gra­sa y ayu­dan a de­fi­nir la

ta­ble­ta. In­clu­ye una mi­ni ba­te­ría in­cor­po­ra­da en ca­da par­che que ge­ne­ra mi­cro im­pul­sos, per­mi­tien­do la pe­ne­tra­ción de los prin­ci­pios ac­ti­vos con­te­ni­dos en el gel y ha­cien­do más efi­caz su re­sul­ta­do. En ca­si to­das las oca­sio­nes, los pro­duc­tos exi­gen un tra­ba­jo ex­tra de ma­sa­jes, así co­mo un tiem­po de es­pe­ra pa­ra que ac­túe el cos­mé­ti­co en cues­tión por lo que la pa­cien­cia se ha­ce del to­do im­pres­cin­di­ble. En es­te sen­ti­do, la fi­sio­te­ra­peu­ta Es­tre­lla Pu­jol, res­pon­sa­ble del cen­tro Oxi­gen de Bar­ce­lo­na, ase­gu­ra que “tras ca­si 30 años de ex­pe­rien­cia, tra­ba­jan­do so­bre to­do pa­ra me­jo­rar la si­lue­ta, he­mos com­pro­ba­do que es ca­si im­pres­cin­di­ble se­guir un mé­to­do in­te­gral per­so­na­li­za­do que atien­da as­pec­tos emo­cio­na­les, há­bi­tos so­cia­les, cos­tum­bres die­té­ti­cas, es­truc­tu­ra cor­po­ral y mo­ti­va­ción. Y es mu­cho más efec­ti­vo si la die­ta se apo­ya con un se­gui­mien­to en ca­sa, es­co­gien­do bien con ayu­da de un pro­fe­sio­nal los pro­duc­tos ade­cua­dos pa­ra ca­da uno, pe­ro tam­bién con ma­sa­jes ma­nua­les, uti­li­za­ción de apa­ra­tos de úl­ti­ma ge­ne­ra­ción y re­edu­ca­ción pos­tu­ral”.

2

3

4

5

6

7

8

9

10

1

11

2

3

4

5

6

7

1

8

3

2

4

5

6

7

8

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.