UN RIN­CÓN PA­RA TRANS­PI­RAR E INS­PI­RAR­SE

La Vanguardia - ES - - NOVAMAS - TEX­TO PE­DRO GAR­CÍA

Tho­mas Al­va Edi­son de­cía que el ge­nio es un uno por cien­to de ins­pi­ra­ción y un no­ven­ta y nue­ve por cien­to de su­dor. Por ello, y si tie­ne la in­ten­ción de escribir la gran no­ve­la del si­glo XXI o de des­cu­brir la mo­to vo­la­do­ra, qué me­jor que me­ter­se en una Sas­ha-Mi co­mo la de la fo­to­gra­fía, en don­de ese no­ven­ta y nue­ve por cien­to que in­di­ca­ba Edi­son se su­da­rá tan a gus­to. Una vez com­pra­da, for­jar un ge­nio es tan sen­ci­llo co­mo ha­cer un hue­vo du­ro: se en­cien­de la sau­na, se de­ja que hier­va y se me­te al fu­tu­ro vir­tuo­so pa­ra que se cue­za mien­tras es­cu­cha una mú­si­ca re­la­jan­te. Ade­más, mien­tras el cuer­po ex­pul­sa to­xi­nas a la ma­ne­ra fin­lan­de­sa –en don­de se di­ce que las sau­nas pu­ri­fi­can no sólo el cuer­po sino tam­bién el al­ma–, se me­jo­ra la fun­ción car­dio­vas­cu­lar a ba­se de di­la­tar los va­sos ca­pi­la­res y se li­be­ran en­dor­fi­nas que com­ba­ten el in­som­nio y el es­trés. Y la se­sión aún se­rá más pla­cen­te­ra si te­ne- mos en cuen­ta su di­se­ño, que in­cor­po­ra la sau­na de ma­de­ra tra­di­cio­nal a una es­té­ti­ca ur­ba­na y so­fis­ti­ca­da me­dian­te una acer­ta­da con­jun­ción en­tre el ma­rrón cla­ro de la ma­de­ra y el gris del ace­ro. Es cier­to que pa­ra su­dar la go­ta gor­da que tie­ne que su­dar un ge­nio hay ma­ne­ras más ba­ra­tas, pe­ro tam­bién lo es que no hay una me­nos sa­cri­fi­ca­da ni más re­co­men­da­ble pa­ra la sa­lud. Por ello, y aun­que val­ga un ri­ñón, es un cho­llo... o no.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.