¿POR QUÉ SE PIER­DE MÚSCU­LO CON LA EDAD?

La Vanguardia - ES - - NEWS - Tex­to May­te Rius

Los es­tu­dios fi­sio­ló­gi­cos in­di­can que, por tér­mino me­dio, du­ran­te la ter­ce­ra y cuar­ta dé­ca­da de la vida per­de­mos unos 200 gra­mos de múscu­lo, mien­tras que a par­tir de los 50 la pér­di­da pa­sa a ser de unos 450 gra­mos al año y, por acu­mu­la­ción, se ha­ce más evi­den­te a par­tir de los 70. Ex­pli­can los ex­per­tos que la razón es­tá en la dis­mi­nu­ción del ta­ma­ño y número de fi­bras mus­cu­la­res, pe­ro tam­bién en su pro­gre­si­va fal­ta de uso a me­di­da que pa­san los años. Pe­ro no to­das las fi­bras mus­cu­la­res dis­mi­nu­yen por igual. Pa­re­ce que se pier­den más fi­bras de con­trac­ción rá­pi­da que de con­trac­ción len­ta y de ahí la pér­di­da de fuer­za y de ca­pa­ci­dad fun­cio­nal en la ve­jez. En reali­dad, las úl­ti­mas in­ves­ti­ga­cio­nes de­jan en­tre­ver que, más allá de la re­duc­ción de la ma­sa mus­cu­lar en sí, el en­ve­je­ci­mien­to afec­ta a los me­ca­nis­mos in­vo­lu­cra­dos en el pro­ce­so de con­trac­ción mus­cu­lar, de ma­ne­ra que se ne­ce­si­ta ma­yor es­tí­mu­lo pa­ra pro­vo­car la con­trac­ción de un múscu­lo y más tiem­po de re­cu­pe­ra­ción has­ta que sea sen­si­ble a otro es­tí­mu­lo. Mikel Iz­quier­do, de la Uni­ver­si­dad Pú­bli­ca de Na­va­rra, ase­gu­ra que gran par­te de la re­cu­pe­ra­ción de fuer­zas que ex­pe­ri­men­tan las per­so­nas ma­yo­res si se en­tre­nan es fru­to de la adap­ta­ción que su­fre su sis­te­ma ner­vio­so por un au­men­to de la ac­ti­va­ción de la mus­cu­la­tu­ra ago­nis­ta (los múscu­los que ayu­dan a rea­li­zar el mo­vi­mien­to) y cam­bios en los pa­tro­nes de ac­ti­va­ción de la mus­cu­la­tu­ra an­ta­go­nis­ta (los que se opo­nen a la ac­ción de un mo­vi­mien­to). Pe­ro más allá de la ac­ti­va­ción neu­ro­nal y las me­jo­ras de mo­vi­mien­to y cog­ni­ti­vas que com­por­ta, los es­tu­dios ex­pe­ri­men­ta­les mues­tran que con só­lo dos o tres me­ses de en­tre­na­mien­to se ob­ser­van di­fe­ren­cias sig­ni­fi­ca­ti­vas en la ma­sa mus­cu­lar de los ma­yo­res. Y la ga­nan­cia de múscu­lo tie­ne efec­tos me­ta­bó­li­cos im­por­tan­tes, de for­ma que me­jo­ran al­gu­nos in­di­ca­do­res hor­mo­na­les, la acu­mu­la­ción de pro­teí­nas y los pro­ble­mas de dia­be­tes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.