Da­tos, co­lo­res, efec­tos

La Vanguardia - ES - - EN FORMA - Tex­to Gi­na To­sas

Pau Cuer­vo ha crea­do una em­pre­sa es­pe­cia­li­za­da en pre­sen­ta­cio­nes mul­ti­me­dia

En una es­tan­cia de tres me­ses en Nue­va Del­hi, con 21 años y to­da­vía es­tu­dian­do Eco­nó­mi­cas en la Pom­peu Fa­bra de Bar­ce­lo­na, Pau Cuer­vo se gas­tó to­do el suel­do en pash­mi­nas y al­fom­bras pa­ra ven­der­las aquí. Tra­ba­ja­ba pa­ra una em­pre­sa de la cons­truc­ción su­per­vi­san­do a los pro­vee­do­res in­dios, sin em­bar­go qui­so sa­car­le ren­di­mien­to a su tiem­po li­bre bus­can­do la ma­ne­ra de ha­cer ne­go­cio. Al fi­nal la idea no re­sul­tó pro­ve­cho­sa del to­do, pe­ro le re­cor­dó que le co­rre san­gre em­pren­de­do­ra por las ve­nas. “En la fa­mi­lia de mi abue­la, que es de la Al­pu­ja­rra (Gra­na­da), em­pe­za­ron a tra­ba­jar co­mo arrie­ros y aho­ra uno de mis tíos tie­ne una em­pre­sa de ca­mio­nes bas­tan­te gran­de”, ex­pli­ca el bar­ce­lo­nés.

Orí­ge­nes le­ja­nos apar­te, el eco­no­mis­ta siem­pre qui­so crear un pro­yec­to em­pre­sa­rial pro­pio aun­que, pa­ra ello, “era im­por­tan­te apren­der pri­me­ro en otras em­pre­sas”, co­men­ta. La­bró su ex­pe­rien­cia co­mo di­rec­tor del área de in­no­va­ción de Ge­sa­world Group, una con­sul­to­ría mul­ti­na­cio­nal del sec­tor de la sa­lud que es­tá pre­sen­te en São Pau­lo y Was­hing­ton, dos des­ti­nos que co­no­ció el jo­ven tras ter­mi­nar los es­tu­dios. En Es­ta­dos Uni­dos de­tec­tó el sur­gi­mien­to de agen­cias es­pe­cia­li­za­das en el di­se­ño de la in­for­ma­ción y vi­sua­li­za­ción de da­tos e in­tu­yó la ne­ce­si­dad de crear al­go si­mi­lar en Es­pa­ña. “Hoy en día, con las nue­vas for­mas de co­mu­ni­ca­ción en las re­des so­cia­les, la in­for­ma­ción em­pre­sa­rial ne­ce­si­ta des­ta­car por en­ci­ma de un gran vo­lu­men de con­te­ni­do me­dian­te for­ma­tos más atrac­ti­vos”, ase­gu­ra Cuer­vo, que fun­dó El­kano Da­ta en el 2011.

Con un equi­po de sie­te jó­ve­nes tra­ba­ja­do­res, la com­pa­ñía ofre­ce dis­tin­tas ma­ne­ras de pre­sen­tar la in­for­ma­ción con, por ejem­plo, in­fo­grá­fi­cos o mo­tion grap­hics (grá­fi­cos en mo­vi­mien­to). En­tre sus clien­tes: la Unesco o el Smith­so­nian de Was­hing­ton. Cuen­tan, ade­más, con un pre­mio otor­ga­do por The Eco­no­mist, que les abrió puer­tas en el mer­ca­do es­ta­dou­ni­den­se. “Pa­ra em­pren­der es más im­por­tan­te lo que ha­gas por tu cuen­ta que lo que te en­se­ñan en las au­las”, afir­ma el jo­ven, que echó en fal­ta a pro­fe­so­res em­pren­de­do­res en la uni­ver­si­dad y más eco­no­mía apli­ca­da al ne­go­cio. Ha lle­va­do a ca­bo su pro­yec­to “de for­ma anár­qui­ca; a ba­se de en­sa­yo y error” –di­ce–, pe­ro es­tá es­tu­dian­do un más­ter en ne­go­cios di­gi­ta­les: “Quie­ro pre­pa­rar­me pa­ra ha­cer cre­cer mi em­pre­sa”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.