RES­TAU­RAN­TES

La Vanguardia - ES - - EN CASA -

De­jar­se ver Co­mo ya he­mos co­men­ta­do, el mue­lle de Norr Mä­lars­trand aco­ge una in­tere­san­te ofer­ta de lo­ca­les pa­ra un al­muer­zo in­for­mal o una ce­na. Qui­zá uno de los lo­ca­les más in­tere­san­tes a me­dio­día sea el Oran­ge­riet Bar & Ca­fé. En un es­pa­cio que se sa­be aco­ge­dor y con cier­to gla­mur des­de el mis­mo nom­bre, ofre­ce pla­tos co­rrec­tos, ani­ma­ción y gen­te gua­pa pa­ra en­tre­te­ner la es­pe­ra en­tre pla­to y pla­to. El mis­mo gru­po dis­po­ne de una trat­to­ria al la­do. Norr Mä­lars­trand Kaj­plats 464. Es­to­col­mo. Tel. | +46 85-05-24-475

Pa­ra variar La gas­tro­no­mía sue­ca tie­ne sus pun­tos de in­te­rés, pe­ro por re­gla ge­ne­ral uno aca­ba can­sán­do­se de co­mer reno o sal­món pre­pa­ra­do de di­ver­sas for­mas. Lle­ga­dos a és­te pun­to hay que vi­si­tar Lo Scu­det­to, un res­tau­ran­te con fa­ma de ser el me­jor ita­liano de Es­to­col­mo, con ra­zón. Con una de­co­ra­ción que pa­re­ce sa­ca­da de los años 50 y una se­rie de bo­te­llas de vino en pe­li­gro­sa pe­ro atrac­ti­va sus­pen­sión so­bre las ca­be­zas de los co­men­sa­les, me­re­ce nues­tra vi­si­ta. Kom­men­dörs­ga­tan 46. Es­to­col­mo. Tel. | +46 88-64-04-215

Mu­cha li­te­ra­tu­ra En la obra de Stieg Lars­son, el Kvar­nen pa­re­ce mu­cho más sór­di­do de lo que es. En la vi­da real, se tra­ta de un tí­pi­co pub con do­ble per­so­na­li­dad: lo pri­me­ro que uno ve al en­trar es un es­pa­cio clá­si­co, don­de abun­da la ma­de­ra no­ble, la ba­rra a la an­ti­gua usan­za y las tí­pi­ca lám­pa­ras con for­ma de bo­la que só­lo en­con­tra­mos en es­ta­ble­ci­mien­tos con al­gu­nos años. En la par­te de atrás es­tá el club H O, de ai­re más roc­ke­ro

2 y don­de Lis­beth Sa­lan­der se reúne con sus ami­gas en di­ver­sos mo­men­tos de la his­to­ria. Tjär­hovs­ga­tan 4, Es­to­col­mo. Tel. | +46 86-43-03-80

En la on­da Siem­pre en el di­ná­mi­co ba­rrio de Sö­der­malm, el ca­fé String ex­hi­be un di­ver­ti­do con­cep­to en el que se com­bi­na la bue­na mú­si­ca, la ter­tu­lia y la ven­ta de mue­bles. Su es­té­ti­ca de ins­pi­ra­ción in­dus­trial ya no re­sul­ta tan in­no­va­do­ra co­mo un tiem­po atrás, pe­ro si­gue sien­do un buen si­tio al que acu­dir en bus­ca de di­ver­sión. Su buf­fet de desa­yu­nos go­za de una gran po­pu­la­ri­dad. Ny­torgs­ga­tan 38. Es­to­col­mo. Tel. | +46 87-14-85-14

Ató­mi­co El Real Ins­ti­tu­to de Tec­no­lo­gía o Kun­gli­ga Tek­nis­ka Högs­ko­lan no só­lo go­za de gran repu­tación por las cla­ses que allí se im­par­ten, sino que acu­mu­la ju­go­sas anéc­do­tas vin­cu­la­das con el mun­do de las cien­cias apli­ca­das. Por ejem­plo, en sus ba­jos hay una sa­la don­de, tras la Segunda Gue­rra Mun­dial, Sue­cia em­pe­zó a in­ves­ti­gar la ener­gía ató­mi­ca. Allí se cons­tru­yó un reac­tor nu­clear lla­ma­do R1, des­man­te­la­do con el tiem­po por el ries­go que im­pli­ca­ba pa­ra la in­te­gri­dad de Es­to­col­mo. Hoy, muy cer­ca, se en­cuen­tra el res­tau­ran­te Quan­tum. Val­ha­lla­vä­gen 79, Es­to­col­mo. Tel. | +46 87-90-60-00

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.