Buon­ta­len­ti y Monzó

La Vanguardia - ES - - ES FUTURO -

So­bre­vo­ló la Bi­blia a tra­vés de cóc­te­les re­fres­can­tes. Si el rey Sa­lo­món sa­bo­rea­ba el re­fres­co de la nieve en los días de las co­se­cha, pa­re­ce que Abraham ofre­cía a Isaac le­che de ca­bra en­fria­da. Na­ció en Asia, pe­ro en­tró en Eu­ro­pa a tra­vés de Ita­lia. Su in­ven­tor fue Ber­nar­do Buon­ta­len­ti (15311608). Fue un di­se­ña­dor, ar­tis­ta, ar­qui­tec­to, in­ge­nie­ro mi­li­tar y ex­ce­len­te ma­te­má­ti­co. Di­se­ñó for­ti­fi­ca­cio­nes, vi­llas, jar­di­nes y fue uno de los ar­qui­tec­tos más im­por­tan­tes del pe­rio­do ma­nie­ris­ta. Pe­ro ade­más de to­do eso, que no es po­co, es con­si­de­ra­do co­mo el in­ven­tor del he­la­do, tal y co­mo lo co­no­ce­mos hoy. Creó un sor­be­te he­cho con hie­lo, sal (pa­ra ba­jar la tem­pe­ra­tu­ra), li­món, azú­car, hue­vo, miel, le­che y una go­ta de vino. Con­di­men­ta­do con ber­ga­mo­ta y naranja, es el an­te­ce­den­te del mo­derno he­la­do de cre­ma flo­ren­tino, co­mo se ex­pli­ca en Fan­tas­tic Flo­ren­ce. ES en­tra hoy en el mun­do del he­la­do y sus sa­bo­res. En­tre otros, los nue­vos, con sa­bor a cóc­te­les, co­mo el de gin-to­nic o el mo­ji­to. Sa­bor que ca­sa más en he­la­do que en bo­ca­di­llo, que tam­bién los hay, co­mo ex­pli­ca­ba re­cien­te­men­te nues­tro buen ami­go Quim Monzó, que se zam­pó unos cuan­tos de gin-to­nic en un bar de Bar­ce­lo­na. No se que­den he­la­dos por ello. Pa­sen y de­gus­ten.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.