MÚ­SI­CA CO­MO MO­TOR DE CAM­BIO

La Vanguardia - ES - - EN CASA - Tex­to Ga­ra Bé­jar

“Si no te gus­ta co­mo se ha­cen las co­sas, haz­las tú”. Es­ta fue la mo­ti­va­ción que Al­ber­to Apa­ri­cio en­con­tró para aden­trar­se de lleno en me­jo­rar el pa­no­ra­ma y la ofer­ta ar­tís­ti­ca de su en­torno. Co­mo res­pues­ta na­ce Mi­cro­mu­sic, un co­lec­ti­vo cul­tu­ral que bus­ca re­for­zar y en­ri­que­cer la pre­sen­cia en Ca­na­rias de la mú­si­ca elec­tró­ni­ca un­der­ground y el vi­deoar­te. Aho­ra el co­lec­ti­vo se ha con­ver­ti­do ca­da vez más en una pla­ta­for­ma para ar­tis­tas, or­ga­ni­za y no du­da en co­la­bo­rar en even­tos don­de se po­ten­cien esas dis­ci­pli­nas. Así, ha par­ti­ci­pa­do en ci­tas co­mo el Te­ne­ri­fe De­sign fes­ti­val o el fes­ti­val Ke­ro­xen 2013. Tam­bién ha or­ga­ni­za­do fies­tas, don­de el va­lor ma­ca­ro­né­si­co de las is­las con­flu­ye con las nue­vas co­rrien­tes ar­tís­ti­cas. Mi­cro­mu­sic bus­ca po­ten­ciar las co­la­bo­ra­cio­nes en­tre di­fe­ren­tes co­lec­ti­vos na­cio­na­les para crear una ver­da­de­ra co­ne­xión cul­tu­ral con las Is­las. Pe­ro an­te to­do se pro­po­ne im­pul­sar pro­yec­tos e ideas fres­cas, co­mo ocu­rre con Pub Pe­lu­ka’s, pro­gra­ma don­de se pro­du­cen en­cuen­tros de pin­cha­dis­cos y pro­duc­to­res na­cio­na­les e in­ter­na­cio­na­les, para emi­tir sus se­sio­nes por una ra­dio on­li­ne. La in­no­va­ción co­mo ba­se y la ad­mi­ra­ción por la mú­si­ca co­mo ins­pi­ra­ción. Ber­to em­pe­zó des­de los 16 años a re­la­cio­nar­se con la es­ce­na cul­tu­ral de Te­ne­ri­fe. En 2007 co­mien­za a ma­te­ria­li­zar­se Mi­cro­mu­sic, or­ga­ni­zan­do fies­tas para ami­gos. Sin em­bar­go, la cri­sis eco­nó­mi­ca im­pi­dió que es­ta for­ma­ción du­ra­se mu­cho, mo­men­to en el que Apa­ri­cio de­ci­de pro­bar suer­te fue­ra de Ca­na­rias. Via­ja en­ton­ces a Gra­na­da e Ita­lia, don­de ga­na ex­pe­rien­cia y se nu­tre de las di­fe­ren­tes co­rrien­tes y so­ni­dos. En 2012 vuel­ve a Ca­na­rias con las ideas más cla­ras y un nue­vo ob­je­ti­vo: cam­biar los es­te­reo­ti­pos de la es­ce­na mu­si­cal de las Is­las. Por ello contacta con Lastc­kall, Go­yo Mar­tín, Mi­xan­tro­pic –ex­pe­ri­men­ta­dos pro­duc­to­res ca­na­rios– para co­men­zar una nue­va eta­pa del co­lec­ti­vo. “Bus­ca­mos el hue­co que siem­pre fal­tó en Ca­na­rias, una es­ce­na en don­de se pue­da vi­vir la mú­si­ca, no las fies­tas por­que sí, por eso tam­po­co nos im­por­ta si no lle­na­mos los lo­ca­les en los even­tos”. Ber­to de­fi­ne la res­pues­ta del pú­bli­co co­mo una in­te­rro­ga­ción: “Cuan­do al­go es nue­vo, al prin­ci­pio na­die se lo cree, pe­ro cuan­do la gen­te vie­ne a las fies­tas y ve con el amor con el que es­tá he­cho to­do, ter­mi­na en­ten­dién­do­lo y se no­ta co­mo em­pie­zan a dis­fru­tar­lo”.

Al­ber­to Apa­ri­cio 27 años Di­rec­tor del co­lec­ti­vo Mi­cro­mu­sic

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.