¿Ha so­ña­do en al­gu­na oca­sión que

SUE­ÑOS EN EL AI­RE

La Vanguardia - ES - - EN CASA -

JOR­DI JAR­QUE es­ta­ba dur­mien­do? Es pro­ba­ble. Co­mo es pro­ba­ble que tam­bién ha­ya sur­ca­do el mun­do de los sue­ños vo­lan­do. Sí que es más di­fí­cil que lo ha­ya he­cho en una ca­ma. Pe­ro co­mo en el más allá y en el más aquí, ca­si to­do es po­si­ble, aho­ra pue­de dar­se el ca­pri­cho de dor­mir ca­da no­che en una ca­ma he­cha con par­tes de un avión y sin ne­ce­si­dad de vo­lar. En su ca­sa, va­ya. Y no de cual­quier ae­ro­plano. Mo­toart brin­da la opor­tu­ni­dad de ha­cer­lo con pie­zas de un DC-10 o del gi­gan­tes­co Boing-747 o del le­gen­da­rio C-124, es­te úl­ti­mo uti­li­za­do so­bre to­do por la fuer­za mi­li­tar aé­rea es­ta­dou­ni­den­se. El re­sul­ta­do no es cual­quier ca­ma. Sus di­se­ña­do­res han op­ta­do por las cir­cu­la­res. Al me­nos las cons­trui­das con el DC-10. Y se pue­den aña­dir de­ta­lles que la ha­gan úni­ca, co­mo unas lu­ces led en el cha­sis de la ca­ma pa­ra que bri­lle y re­sul­te más atra­yen­te. Los aca­ba­dos pue­den ser co­mo un es­pe­jo pulido o sa­ti­na­do, co­mo pre­fie­ra. Con es­tos in­gre­dien­tes, más buen hu­mor y otros to­ques per­so­na­les, su fan­ta­sía tie­ne pis­ta li­bre pa­ra des­pe­gar. In­clu­so aho­ra po­drá de­cir que se tum­ba en una ca­ma re­don­da. Por so­ñar que no que­de. Sin lí­mi­tes. No im­por­ta si se des­va­ne­ce en el ai­re.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.