‘APPS’ EX­TRA­ÑAS (Y NO TAN­TO)

La Vanguardia - ES - - EN CASA -

Me­lon Me­ter De to­da la vi­da lo que se ha he­cho pa­ra sa­ber si una san­día o un me­lón es­tá ma­du­ro es dar­le unos gol­pe­ci­tos. Eso sur­gió efec­to pe­ro ya for­ma par­te del pa­sa­do. Con es­ta apli­ca­ción lo que tie­ne que ha­cer es tan fá­cil co­mo co­lo­car el mó­vil en­ci­ma de la fru­ta y dar­le unos gol­pe­ci­tos. La apli­ca­ción cap­ta­rá el rui­do y de­ter­mi­na­rá si es­tá ma­du­ra. Dis­po­ni­ble en in­glés o ale­mán pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Tie­ne un pre­cio de 1,59 €. Drea­mOn ¿Quie­re so­ñar con al­go? Aho­ra es po­si­ble. Drea­mOn le per­mi­te es­co­ger lo que le gus­ta­ría so­ñar. Es­co­ja an­tes de dor­mir aque­llo en lo que quie­re so­ñar, la app con­tro­la su pa­trón de sue­ño y emi­te una ban­da so­no­ra acor­de con sus pre­ten­sio­nes. Dis­po­ni­ble pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Kis­sing Test ¿Esa per­so­na tan es­pe­cial no le bus­ca? ¿Ha lle­ga­do a pen­sar que qui­zá sea por­que be­sa mal? Sal­ga de du­das y com­prue­be si es bueno be­san­do gra­cias a es­ta apli­ca­ción. Be­se los labios que apa­re­cen y el mó­vil le di­rá si ne­ce­si­ta más prác­ti­ca o no. Eso sí, si es­tá en­tre ami­gos y to­dos quie­ren pro­bar la apli­ca­ción con el mis­mo mó­vil no se ol­vi­den de lim­piar­lo an­tes de cam­biar de per­so­na… Dis­po­ni­ble pa­ra iP­ho­ne, en in­glés. Gra­tui­ta. Ru­nPee Es­ta­mos en el ci­ne y te­ne­mos esas ga­nas in­aguan­ta­bles de ir al ba­ño. A to­dos nos ha pa­sa­do pe­ro no se preo­cu­pe, es­ta apli­ca­ción le avi­sa del me­jor mo­men­to pa­ra ir al ba­ño tran­qui­la­men­te sin per­der el hi­lo. La apli­ca­ción de­tec­ta qué es­ce­na es la más aburrida y mo­men­tos an­tes el mó­vil vi­bra unos se­gun­dos. Pe­ro pa­ra aquel que, aún es­tan­do en el ba­ño quie­ra sa­ber qué pa­sa, la app le re­su­me en unas lí­neas lo que se es­tá per­dien­do. “Por­que los ci­nes no tie­nen pau­sa” es el le­ma de es­ta pe­cu­liar apli­ca­ción. Tie­ne un pre­cio de 0,99 €. Dog Trans­la­tor To­dos he­mos pen­sa­do eso de que pa­re­ce que nues­tra mas­co­ta nos en­tien­de. Aho­ra ya po­drá sa­lir de du­das y sa­brá qué pien­sa real­men­te su pe­rro de us­ted. ¿Si­gue que­rien­do co­mu­ni­car­se con su pe­rro? Lo pri­me­ro que ten­drá que ha­cer es ele­gir su idio­ma pa­ra des­pués es­cri­bir­le lo que quie­ra de­cir­le a su mas­co­ta. Eso se emi­ti­rá a tra­vés de la­dri­dos. Y vi­ce­ver­sa. Si el pe­rro no ha­ce mu­cho ca­so… pa­cien­cia. Pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Gra­tui­ta. Piz­za Coun­ter Ima­gi­ne que es­tá en­tre ami­gos y no sa­ben cuán­tas piz­zas co­mer. Ló­gi­ca­men­te unos co­men más y otros me­nos. Pri­me­ra pre­gun­ta: ¿cuán­tas per­so­nas son? Des­pués ten­drá que in­di­car el ta­ma­ño de la piz­za y por úl­ti­mo el ham­bre que tie­nen. Una vez la app le in­di­que la can­ti­dad de piz­zas tam­bién ten­drá la op­ción de com­prar­las. La pro­pia app mues­tra las piz­ze­rías más cer­ca­nas y per­mi­te ha­cer la lla­ma­da. Dis­po­ni­ble pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Gra­tui­ta. Ma­gic Flu­te Si nun­ca pen­só que pu­die­se ser po­si­ble to­car la flau­ta con su mó­vil, se equi­vo­ca­ba. Ya he­mos avi­sa­do: con el mó­vil se pue­de ha­cer de to­do. Só­lo tie­ne que so­plar por el mi­cró­fono y pul­sar los círcu­los pa­ra emi­tir el so­ni­do. La apli­ca­ción ade­más le per­mi­te mez­clar la flau­ta con ins­tru­men­tos co­mo el piano o la gui­ta­rra. Hoy en día, vis­to lo vis­to, quien no es ar­tis­ta es por­que no quie­re… Pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Gra­tui­ta. An­tiS­no­re Li­te Es­ta apli­ca­ción es pa­ra los que es­tén can­sa­dos, muy muy can­sa­dos, de dor­mir al la­do de al­guien que ron­ca. Si es us­ted mis­mo y quie­re de­jar de ron­car, An­tiS­no­re Li­te es la so­lu­ción. Lo que ha­rá es des­per­tar­le cuan­do cap­te el so­ni­do de los ron­qui­dos. Pe­ro, co­mo a na­die le gus­ta que lo des­pier­ten y el crea­dor de la app lo sa­be, us­ted po­drá es­co­ger de qué ma­ne­ra quie­re des­per­tar­se: flash, vi­bra­ción o so­ni­do des­agra­da­ble. Hay dos ver­sio­nes de es­ta apli­ca­ción y es­tá dis­po­ni­ble en 29 idio­mas. Dis­po­ni­ble pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Gra­tui­ta. Mos­qui­to Re­pe­llent Es­ta es su apli­ca­ción si es de esos que cuan­do va al cam­po odia to­do ti­po de bi­chos. Mos­qui­to Re­pe­llent le per­mi­te se­lec­cio­nar una de las 5 fre­cuen­cias de so­ni­do. Es­to le ayu­da­rá a es­pan­tar a esos in­so­por­ta­bles mos­qui­tos y bi­chos de to­do ti­po. Se aca­bó pa­sar­lo mal por los in­sec­tos ca­da vez que va­ya al cam­po. Ya sa­be… ¡Mos­qui­to Re­pe­llent y adiós bi­chos! Dis­po­ni­ble pa­ra iP­ho­ne. Gra­tui­ta. ¿Dón­de es­tá mi co­che? Hay mo­men­tos en que no nos acor­da­mos de dón­de de­ja­mos el co­che. En­ton­ces sur­ge la pre­gun­ta es­tre­lla:

¿dón­de es­tá mi co­che? Es­te lo­ca­li­za­dor lo que ha­ce es guar­dar su po­si­ción en el mo­men­to de des­co­nec­tar el re­cep­tor blue­tooth de su co­che pa­ra des­pués en­con­trar­lo con to­tal fa­ci­li­dad. Apli­ca­ción muy útil pa­ra aque­llos que ol­vi­den por com­ple­to don­de lo de­ja­ron. Pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Gra­tui­ta. Bub­ble Wrap Pa­ra los aman­tes de las bur­bu­jas de plás­ti­co, pa­ra aque­llos que desean com­prar mue­bles so­lo por ex­plo­tar­las, pa­ra to­dos: Bub­ble Wrap. Evi­den­te­men­te, en es­te ca­so no son de plás­ti­co pe­ro el efec­to aca­ba sien­do el mis­mo: deses­tre­sar­se. Pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Gra­tui­ta. Ig­no­re no mo­re Men­sa­je pa­ra to­dos los hi­jos e hi­jas: huid lo más le­jos que po­dáis por­que es­ta apli­ca­ción per­mi­te a los pa­dres te­ner el con­trol en to­do mo­men­to. Es de­cir, to­dos he­mos lle­ga­do a ver in­fi­ni­tas lla­ma­das de nues­tros pa­dres y he­mos pen­sa­do: Lue­go lla­mo. O por el con­tra­rio, to­dos he­mos odia­do que nues­tros hi­jos no con­tes­ten al te­lé­fono. Eso se aca­bó, por­que si el chi­co de­ci­de ig­no­rar la lla­ma­da de sus pa­dres, es­tos po­drán blo­quear el te­lé­fono. Por lo tan­to, no po­drá man­dar What­sApp, ni dis­traer­se con nin­gún jue­go, ni en­trar en Fa­ce­book, ni na­da. Pe­ro hay más: des­pués de de­vol­ver la lla­ma­da ellos de­ci­di­rán si des­blo­quean el te­lé­fono o aún no… Pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Dos ver­sio­nes: 1, 54 € o gra­tui­ta. Wha­to­weat­her Se aca­bó no sa­ber si ha­ce frío o si ha­ce ca­lor y el es­tar pen­dien­tes del tiem­po cons­tan­te­men­te, so­bre to­do du­ran­te oto­ño o pri­ma­ve­ra. Es­ta app le in­for­ma de la tem­pe­ra­tu­ra mí­ni­ma y má­xi­ma del si­tio y le pro­po­ne ro­pa pa­ra la oca­sión. En ca­so de que­rer com­prar una de las pren­das que le pro­po­ne tam­bién es po­si­ble com­prar­la des­de la pro­pia apli­ca­ción.

Pa­ra iP­ho­ne. Gra­tui­ta. Ex Lo­ver Bloc­ker To­dos han vi­vi­do de­silu­sio­nes amo­ro­sas y han te­ni­do que con­te­ner­se pa­ra no lla­mar a esa per­so­na que ya les ha ol­vi­da­do. Y eso es tris­te pe­ro es así… El crea­dor de es­ta app tie­ne co­mo ob­je­ti­vo evi­tar que se cai­ga en la ten­ta­ción de lla­mar a su ex. ¿Su es­tra­te­gia? Pri­me­ro blo­quea­rá el nú­me­ro de esa per­so­na. Si in­ten­ta lla­mar, la apli­ca­ción le pon­drá en con­tac­to con sus ami­gos pa­ra avi­sar­les e in­ten­tar im­pe­dir­lo. Si a pe­sar de eso de­ci­de lla­mar, la apli­ca­ción se pon­drá pu­ñe­te­ra y se pro­pon­drá de­jar su repu­tación por los sue­los. Pu­bli­ca­rá en Fa­ce­book al­go pa­re­ci­do a es­to: “Quie­ro que to­dos se­pan que soy dé­bil. Mis que­ri­dos ami­gos tra­ta­ron de ayu­dar­me, yo no re­sis­tí y lla­mé a mi ex”. Atré­va­se a ba­jar­se es­ta apli­ca­ción y lla­me a su ex des­pués… Pa­ra

iP­ho­ne. ICuen­ca ¿Cuán­tas ve­ces ha­bre­mos es­cu­cha­do la ex­pre­sión “te voy a po­ner mi­ran­do a Cuen­ca?”. Aquí lle­ga una de las apps más fri­quis aun­que ca­da vez va ga­nan­do más po­pu­la­ri­dad. La fle­cha le in­di­ca dón­de es­tá Cuen­ca y orien­ta la pos­tu­ra se­xual ha­cia esa di­rec­ción. Si Cuen­ca no es de su agra­do, la app le ofre­ce la po­si­bi­li­dad de mi­rar a Pe­kín, Ken­tucky o la Puer­ta del Sol. Aun­que en reali­dad no sir­ve pa­ra mu­cho más que reír­se un ra­to. Pa­ra iP­ho­ne.

Gra­tui­ta. Voz de he­lio Quien di­ce voz de he­lio di­ce tam­bién voz de ul­tra­tum­ba o la tan co­no­ci­da voz de ca­mio­ne­ro. Es­ta app le per­mi­te crear gra­ba­cio­nes de voz mo­di­fi­ca­da y re­gu­lar el ni­vel de agu­do o gra­ve de su voz se­gún sus pre­fe­ren­cias. App ideal pa­ra ha­cer bro­mas a sus ami­gos o sim­ple­men­te guar­dar sus gra­ba­cio­nes con voz de pi­tu­fo o ca­mio­ne­ro. Pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Gra­tui­ta. Som­bri­ca Pleno ve­rano. Lle­va un buen ra­to dan­do vuel­tas pa­ra apar­car su co­che y tras una ela­bo­ra­da es­tra­te­gia por apar­car a la som­bra lo aca­ba con­si­guien­do. Se sien­te sa­tis­fe­cho. Al vol­ver, pa­sa­das unas ho­ras, se da cuen­ta de que tan­to es­fuer­zo no ha ser­vi­do pa­ra na­da y que ten­drá que pa­sar por un gran bo­chorno al en­trar al co­che. Es­ta app ha na­ci­do con la idea de aca­bar con ese pro­ble­ma ya que le per­mi­te co­no­cer dón­de va a dar la som­bra a una de­ter­mi­na­da ho­ra del día, te­nien­do en cuen­ta su ubi­ca­ción y la épo­ca del año. Pa­ra Dis­po­ni­ble pa­ra An­droid. Gra­tui­ta. Milk the Cow ¿Al­gu­na vez ha desea­do or­de­ñar una va­ca? ¿Lo in­ten­tó una vez y el ani­mal le pa­teó? Tan­to si es su sue­ño co­mo si es sim­ple cu­rio­si­dad, es­ta apli­ca­ción le re­ta a or­de­ñar una va­ca más rá­pi­do que sus ami­gos. Es un jue­go adic­ti­vo que le man­ten­drá en­gan­cha­do. Pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Gra­tui­ta. Fa­ke Call Se­gu­ro que en al­gu­na reunión o en­cuen­tro in­có­mo­do to­dos han pen­sa­do eso de “tie­rra trá­ga­me” o lo que es lo mis­mo: oja­lá me lla­me al­guien pa­ra li­brar­me de es­ta si­tua­ción. Con es­ta app ya es po­si­ble. Le per­mi­te es­co­ger uno de los con­tac­tos de su lis­ta o aña­dir con­tac­tos nue­vos pa­ra pro­gra­mar la lla­ma­da fal­sa. Ade­más po­drá gra­bar voz pa­ra que la lla­ma­da pa­rez­ca más real. Por su­pues­to es­co­ge­rá vi­bra­ción o so­ni­do y po­drá pro­gra­mar la ho­ra en la que quie­re que sue­ne la lla­ma­da. Pa­ra iP­ho­ne y An­droid. Gra­tui­ta. Ad­van­ced Lie De­tec­tor Di­ce la ex­pre­sión que se pi­lla an­tes a un men­ti­ro­so que a un co­jo... Pa­ra aque­llos que es­tén can­sa­dos de men­ti­ras y no se­pan de­tec­tar­las lle­ga es­ta app. Cuen­ta con los re­cur­sos ne­ce­sa­rios pa­ra ana­li­zar la ten­sión de la voz. Se en­car­ga de gra­bar las pa­la­bras que que­re­mos ana­li­zar y nos in­for­ma so­bre el es­trés que exis­te o no en la voz. La

app nos di­rá si hay verdad o men­ti­ra en las pa­la­bras.

Pa­ra An­droid. Gra­tui­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.