Tra­di­ción al des­cu­bier­to

Des­de 1996 el Boxs­ter es una re­fe­ren­cia. Aho­ra, en su cuar­ta ge­ne­ra­ción, Pors­che lo re­nom­bra con la de­no­mi­na­ción his­tó­ri­ca 718. Co­mo gran no­ve­dad, es­tre­na un mo­tor bo­xer de cua­tro ci­lin­dros con tur­bo dis­po­ni­ble con 300 y 350 CV

La Vanguardia - Motor - - COCHE DE LA SEMANA - Fran­cesc Pla

La apa­sio­nan­te his­to­ria de Pors­che gi­ra al­re­de­dor de tres ci­fras. Y no siem­pre han si­do las mis­mas: 356, 550, 718 o 911. Vein­te años des­pués de la apa­ri­ción del mo­de­lo Boxs­ter, la mar­ca ale­ma­na de Stutt­gart apuesta nue­va­men­te por una de­no­mi­na­ción his­tó­ri­ca de tres dí­gi­tos: 718. Por tan­to, el nue­vo Boxs­ter pa­sa a lla­mar­se 718 Boxs­ter y 718 Boxs­ter S. Es una for­ma de ren­dir ho­me­na­je a los de­por­ti­vos 718 con mo­tor cen­tral que ga­na­ron nu­me­ro­sas com­pe­ti­cio­nes en la dé­ca­da de los 50 y 60. Ca­rre­ras le­gen­da­rias co­mo la Tar­ga Flo­rio y las 24 Ho­ras de Le Mans. Hay que des­ta­car que pa­ra po­der ha­cer es­to es necesario te­ner un pa­sa­do de­por­ti­vo, un ba­ga­je his­tó­ri­co que arro­pe to­da una tra­di­ción. Y es­ta es la gran­de­za de Pors­che.

En cual­quier ca­so, la cuar­ta ge­ne­ra­ción de uno de los bi­pla­zas des­ca­po­ta­bles más fa­mo­sos del mun­do si­gue sien­do un co­che es­pe­cial. Y lo es por va­rias ra­zo­nes: por su be­lle­za y sim­pli­ci­dad de lí­neas, por su po­si­ción ba­ja al vo­lan­te o por la in­des­crip­ti­ble sen­sa­ción que pro­du­ce con­du­cir­lo en con­tac­to con el viento. Y, por su­pues­to, por su in­con­fun­di­ble tac­to Pors­che. To­do su­ma.

Pe­ro la gran no­ve­dad de es­ta nue­va ge­ne­ra­ción es la in­cor­po­ra­ción de un nue­vo mo­tor bo­xer de cua­tro ci­lin­dros (opues­tos) con tur­bo y dis­po­ni­ble en dos ni­ve­les de po­ten­cia: el 2.0 con 300 ca­ba­llos pa­ra la ver­sión de ac­ce­so y el 2.5 con 350 CV pa­ra la va­rian­te S. Si­tua­do en po­si­ción cen­tral, es­te nue­vo mo­tor de 350 CV ofre­ce 35 CV más que la ge­ne­ra­ción an­te­rior y con­su­me un 13% me­nos. Se pue­de de­cir que me­nos la ca­po­ta, el ma­le­te­ro y el pa­ra­bri­sas to­do lo de­más es nue­vo en el 718 Boxs­ter de nue­va ge­ne­ra­ción.

De di­se­ño más afilado y es­ti­li­za­do, es­te Pors­che es aho­ra más an­cho. De fren­te, des­ta­can las en­tra­das de ai­re co­mo se­ña de iden­ti­dad del mo­tor tur­bo y los fa­ros bi­xe­nón con lu­ces led in­te­gra­das (op­cio­nal­men­te las lu­ces diur­nas se pue­den pe­dir de cua­tro pun­tos). De per­fil, el nue­vo de­por­ti­vo ale­mán se dis­tin­gue por sus pro­mi­nen­tes ale­tas y los fal­do­nes, así co­mo por el de­ta­lle de las ma­ni­llas de las puer­tas in­te­gra­das en la ca­rro­ce­ría y las llan­tas de 19 pul­ga­das (las de 20 son op­cio­na­les).

En el pues­to de con­duc­ción hay un cua­dro de ins­tru­men­tos nue­vo y la úl­ti­ma ge­ne­ra­ción del sis­te­ma de in­foen­tre­te­ni­mien­to de Pors­che, PCM (Pors­che Com­mu­ni­ca­tion Ma­na­ge­ment) con pan­ta­lla tác­til y los sis­te­mas de co­nec­ti­vi­dad ac­tua­les pa­ra smartp­ho­nes.

El nue­vo 718 Boxs­ter se ofre­ce en dos ver­sio­nes, nor­mal y S. Es­ta úl­ti­ma, la S, au­men­ta la po­ten­cia has­ta 350 CV (300 CV pa­ra el 718 Boxs­ter nor­mal). Los nue­vos 718 Boxs­ter, ade­más de más efi­cien­tes, ace­le­ran to­da­vía más rá­pi­do. El 718 Boxs­ter, con ca­ja de cam­bios PDK y pa­que­te Sport Ch­rono, pa­sa de 0 a 100 km/h en 4,7 se­gun­dos (0,8 se­gun­dos me­nos que el mo­de­lo an­te­rior). Y el 718 Boxs­ter S con ese mis­mo equi­pa­mien­to acelera en 4,2 se­gun­dos de 0-100 km/h (0,6 se­gun­dos más rá­pi­do que el mo­de­lo al que su­ce­de). La ve­lo­ci­dad má­xi­ma del 718 Boxs­ter, muy des­ta­ca­ble en am- bos ca­sos, es de 275 km/h y la del 718 Boxs­ter S de 285 km/h.

Ló­gi­ca­men­te, el au­men­to de pres­ta­cio­nes vie­ne acom­pa­ña­do de me­jo­ras en el cha­sis, fre­nos y di­rec­ción. Así, el sis­te­ma Pors­che Ac­ti­ve Suspension Ma­na­ge­ment (PASM), re­ba­ja la al­tu­ra al sue­lo en 10 mi­lí­me­tros, y el cha­sis de­por­ti­vo PASM otros 20 mi­lí­me­tros. Una vez al vo­lan­te, y con la ca­po­ta qui­ta­da, la sen­sa­ción de pla­cer au­men­ta. Con­du­cir y dis­fru­tar del pai­sa­je es al­go que per- mi­ten los des­ca­po­ta­bles, pe­ro si ade­más es un 718 Boxs­ter la ex­pe­rien­cia es mag­ní­fi­ca.

Con una ae­ro­di­ná­mi­ca muy es­tu­dia­da, los ocu­pan­tes via­jan bien pro­te­gi­dos del ai­re, sin ape­nas tur­bu­len­cias en el ha­bi­tácu­lo. Y de las ver­sio­nes po­si­bles, el S con cam­bio PDK es el más ape­te­ci­ble. El mo­tor tur­bo de cua­tro ci­lin­dros opues­tos res­pon­de con ra­pi­dez y con con­tun­den­cia. Con to­do, da la sen­sa­ción que el mag­ní­fi­co cha­sis (y la afi­na­da pues­ta a pun­to) po­dría so­por­tar bas­tan­te más po­ten­cia. La di­rec­ción es excelente por pre­ci­sa y rá­pi­da, y la agi­li­dad, con el co­che siem­pre muy cer­ca del sue­lo, per­mi­te una ele­va­da ve­lo­ci­dad de pa­so por cur­va.

No hay du­da, es un co­che pa­ra di­ver­tir­se al vo­lan­te. Otro atrac­ti­vo aña­di­do es el so­ni­do emo­cio­nal de es­ca­pe (op­cio­nal), tí­pi­co de Pors­che, gra­cias a un do­ble tu­bo ova­la­do de ace­ro fino ce­pi­lla­do. Ade­más, con el pro­gra­ma Sport au­men­ta el pe­tar­deo en las re­ten­cio­nes y re­duc­cio­nes. En su­ma, un pla­cer dis­po­ni­ble des­de 60.371 eu­ros.

Los nue­vos 718 Boxs­ter y Boxs­ter S tie­nen mu­chos ar­gu­men­tos pa­ra se­du­cir a los fans de los de­por­ti­vos al ai­re li­bre

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.