Fe­liz dé­ca­da, ‘The Wi­re’

Se cum­plen diez años del es­treno de la se­rie de Da­vid Si­mon

La Vanguardia - Vivir TV - - TENDENCIAS TV -

Diez años. Si in­ver­ti­mos unos mi­nu­tos en echar la vis­ta atrás y pen­sar dón­de es­tá­ba­mos ha­ce una dé­ca­da, más de uno se sor­pren­de­rá. Pro­ba­ble­men­te, Da­vid Si­mon tam­bién. Por­que, po­co an­tes de que lle­ga­se el ve­rano de 2002, el di­rec­tor y guio­nis­ta na­ci­do en Bal­ti­mo­re se pe­lea­ba con los di­rec­ti­vos de HBO por lle­var ade­lan­te su pri­me­ra pro­duc­ción de lar­ga du­ra­ción. Tras el éxi­to de The Cor­ner, Si­mon con­ta­ba con la con­fian­za de la ca­de­na, a la que, sin em­bar­go, el gé­ne­ro de la obra que pro­po­nía el di­rec­tor no le aca­ba­ba de con­ven­cer. Y es que una se­rie de po­li­cías era algo de­ma­sia­do con­ven­cio­nal pa­ra un ca­nal en el que ya se emi­tían pro­duc­cio­nes co­mo Oz, Los So­prano y A dos me­tros ba­jo tie­rra.

UNA SE­RIE NA­DA CO­RRIEN­TE

Pe­ro The Wi­re no fue una se­rie de po­li­cías al uso, por­que su crea­dor no lo per­mi­tió. Re­nun­ció a la es­truc­tu­ra pro­ce­di­men­tal y se de­ci­dió por la pro­fun­di­dad en de­tri­men­to de la po­pu­lo­sa ac­ción. Da­vid Si­mon se cen­tró en el al­ma de una ciu­dad ale­ja­da del ado­ra­do sue­ño ame­ri­cano, en el in­te­rior de unos per­so­na­jes que es­ta­ban más cer­ca de ser an­ti­hé­roes que lo con­tra­rio, y en el fun­cio­na­mien­to de los di­ver­sos es­ta­men­tos de la po­lí­ti­ca y la so­cie­dad mo­der­nas, sin im­por­tar­le que el re­tra­to no fue­se fa­vo­re­ce­dor. El re­sul­ta­do, una pro­duc­ción que nun­ca fal­ta en­tre las me­jo­res se­ries de to­dos los tiem­pos y una obra a la que siem­pre es re­co­men­da­ble re­gre­sar. A fal­ta del aval del pú­bli­co, que en su mo­men­to no lle­gó a com­pren­der su de­sa­rro­llo e in­ten­si­dad, The Wi­re ha ga­na­do adep­tos año tras año, gra­cias al bo­ca ore­ja y la pa­cien­cia de aque­llos que, de­seo­sos de algo di­fe­ren­te, su­pie­ron es­pe­rar, a las gran­des per­so­na­li­da­des que no du­dan en ci­tar­la –des­de Var­gas Llo­sa has­ta Ba­rack Oba­ma– y a los que en­cuen­tran en la su­cia ac­tua­li­dad pa­ra­le­lis­mos con las tra­mas crea­das por Si­mon.

En lo que res­pec­ta a aque­llos que pu­sie­ron ca­ra y cuer­po a los per­so­na­jes prin­ci­pa­les de la his­to­ria, pa­ra mu­chos The Wi­re su­pu­so un sal­to pro­fe­sio­nal que les ayu­dó a par­ti­ci­par en otros pro­yec­tos, bue­na par­te de ellos en la pro­pia HBO. Clar­ke Pe­ters, Wen­dell Pier­ce y Ja­mes Ran­so­ne han con­ti­nua­do tra­ba­jan­do con Si­mon en Tre­me, mien­tras que Mi­chael K. Wi­lliams, Ai­dan Gi­llen y Chris Bauer han he­cho lo pro­pio en Boardwalk Em­pi­re, Jue­go de tro­nos y True Blood, res­pec­ti­va­men­te. Por su par­te, Do­mi­nic West aca­ba de ha­cer­se con un Baf­ta gra­cias a la mi­ni­se­rie bri­tá­ni­ca Ap­pro­pria­te Adult, e Idris El­ba, ade­más de tra­ba­jar en el mundo del ci­ne, ha te­ni­do tiem­po de con­ver­tir­se en la an­tí­te­sis de Stringer Bell gra­cias a Lut­her. Alo­ña Fdez. La­rre­chi

Da­vid Si­mon

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.