A los pies de Sor­kin

El crea­dor de ‘El ala oes­te’ es­tre­na su es­pe­ra­da nue­va se­rie

La Vanguardia - Vivir TV - - NOTICIASTV -

Ex­pec­ta­ti­vas al­tí­si­mas pa­ra The News­room. Su es­treno, mañana, en Es­ta­dos Uni­dos, sig­ni­fi­ca­rá la unión de los dos nom­bres que han he­cho de la fic­ción te­le­vi­si­va el pres­ti­gio­so me­dio que es hoy: Aa­ron Sor­kin y HBO. Pa­re­ce im­po­si­ble que el crea­dor de la obra maes­tra El ala oes­te de la Casa Blan­ca y el ca­nal que pu­so un nue­vo es­tán­dar de ca­li­dad en las se­ries de te­le­vi­sión no hu­bie­ran tra­ba­ja­do nun­ca jun­tos. Am­bos su­pu­sie­ron un pun­to de in­fle­xión en la his­to­ria de la na­rra­ti­va te­le­vi­si­va des­de lu­ga­res dis­tin­tos: Aa­ron Sor­kin mar­can­do la di­fe­ren­cia en las networks, con las que desa­rro­lló se­ries que se di­ri­gían a un es­pec­ta­dor in­te­li­gen­te; HBO bus­can­do la ca­li­dad por en­ci­ma de los me­di­do­res de au­dien­cia. De al­gún mo­do, Sor­kin y HBO han si­do los pa­dres fun­da­do­res de las se­ries de al­ta ca­li­dad, di­ri­gi­das a un pú­bli­co exi­gen­te y de pro­duc­ción ci­ne­ma­to­grá­fi­ca que hoy abun­dan en el ca­ble nor­te­ame­ri­cano.

MA­LA EX­PE­RIEN­CIA EN NBC

Si Aa­ron Sor­kin se hu­bie­ra aso­cia­do an­tes con HBO, pro­ba­ble­men­te la úl­ti­ma de sus se­ries, la ex­ce­len­te Stu­dio 60 on the Sun­set Strip, ha­bría te­ni­do vi­da más allá de una pri­me­ra tem­po­ra­da. NBC la can­ce­ló a cau­sa de las ba­jas ci­fras de au­dien­cia, con lo que el guio­nis­ta de­ci­dió aban­do­nar por un tiem­po la te­le­vi­sión y vol­ver al ci­ne, don­de, en los úl­ti­mos años, ha fir­ma­do pe­lí­cu­las co­mo La red so­cial (2010), con la que ga­nó el Os­car al me­jor guión adap­ta­do, y Mo­ney­ball (2011). Su re­gre­so vie­ne mo­ti­va­do por la con­fian­za que le da HBO pa­ra po­der man­te­ner su nue­vo pro­yec­to con vi­da, pa­se lo que pa­se con los ín­di­ces de sha­re, y por la vo­lun­tad de po­der con­tar, de una vez por to­das, su gran re­la­to so­bre los me­dios de co­mu­ni­ca­ción. Pues The News­room ex­pli­ca lo que ocu­rre tras las cá­ma­ras de un pro­gra­ma in­for­ma­ti­vo de un gran ca­nal y, por ex­ten­sión, in­da­ga en los po­de­res fác­ti­cos que in­flu­yen en la libertad de los pe­rio­dis­tas.

Se tra­ta de un pro­yec­to que el guio­nis­ta siem­pre ha te­ni­do que de­jar a me­dias. En Stu­dio 60 on the Sun­set Strip ya abor­da­ba es­te es­ce­na­rio (con un pro­gra­ma de en­tre­te­ni­mien­to), que era tam­bién la pre­mi­sa de su pri­me­ra se­rie, Sports Night (con un pro­gra­ma de de­por­tes). En The News­room re­to­ma su aná­li­sis del cuar­to po­der ex­plo­ran­do la re­la­ción en­tre el pre­sen­ta­dor de un in­for­ma­ti­vo, Jeff Da­niels, su pro­duc­to­ra, Emily Mor­ti­mer, y la di­rec­to­ra del ca­nal, Ja­ne Fon­da. La re­la­ción en­tre ellos, la pre­sión de los anun­cian­tes y la vo­lun­tad del equi­po del pro­gra­ma pa­ra des­pe­gar­se de los in­tere­ses cor­po­ra­ti­vos van a mar­car las tra­mas de The News­room, que se van a hi­bri­dar con la vi­da per­so­nal de los pro­ta­go­nis­tas. Diá­lo­gos rá­pi­dos apo­ya­dos en la téc­ni­ca del walk and talk pa­ra su­mer­gir al es­pec­ta­dor en las en­tra­ñas de los me­dios de co­mu­ni­ca­ción, com­ple­men­to per­fec­to pa­ra los en­tre­si­jos de la vi­da po­lí­ti­ca que mos­tró El ala oes­te de la Casa Blan­ca. To­ni de la To­rre

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.