Vam­pi­ro, li­cán­tro­po y fantasma com­par­ten pi­so

Syfy es­tre­na la se­gun­da tem­po­ra­da de la se­rie fan­tás­ti­ca ‘Ca­si hu­ma­nos’

La Vanguardia - Vivir TV - - NOTICIASTV -

Ser ado­les­cen­te no siem­pre es fá­cil, com­par­tir pi­so con ami­gos tam­po­co. Pe­ro si, ade­más, re­sul­ta que hay que li­diar con se­res so­bre­na­tu­ra­les, la si­tua­ción fá­cil­men­te pue­de con­ver­tir­se en un caos. Ai­dan, Josh y Sally si­guen com­par­tien­do apar­ta­men­to, en la se­gun­da tem­po­ra­da de Ca­si hu­ma­nos, que se es­tre­na el pró­xi­mo jue­ves (22.15 h) en SyFy Es­pa­ña, y sus vi­das co­mo cria­tu­ras fan­tás­ti­cas se han com­pli­ca­do to­da­vía más. El vam­pi­ro, Ai­dan, se ha con­ver­ti­do en el nue­vo lí­der de la co­mu­ni­dad de chu­pa­san­gres de la ciu­dad de Bos­ton, pe­ro su man­da­to em­pie­za a tam­ba­lear­se y le va a cos­tar mu­cho po­ner or­den en­tre un ejér­ci­to de vam­pi­ros in­sa­tis­fe­chos que no pue­den re­pri­mir la ne­ce­si­dad de ata­car a hu­ma­nos inocen­tes, con el pe­li­gro de lla­mar de­ma­sia­do la aten­ción.

BAS­TAN­TE FIEL AL ORI­GI­NAL

Mien­tras, Josh si­gue li­dian­do con el he­cho de ser un hom­bre lo­bo. Su no­via, Sally, ya sa­be la ver­dad de su con­di­ción de li­cán­tro­po y es­tá muy in­tere­sa­da en que le ex­pli­que en qué con­sis­te y cuá­les son los cam­bios que ex­pe­ri­men­ta (so­bre to­do, por­que sos­pe­cha que Josh pue­de ha­ber­la con­ver­ti­do a ella tam­bién), pe­ro él se nie­ga a dar de­ta­lles. La gra­cia de te­ner no­via es dis­fru­tar, aun­que sea en mo­men­tos pun­tua­les, del he­cho de ser una per­so­na nor­mal, al­go que per­de­rá si pa­san el ra­to ha­blan­do de zar­pas y ore­jas pun­tia­gu­das.

Y la ter­ce­ra del gru­po, Sally, es­tá ex­pe­ri­men­tan­do los in­con­ve­nien­tes de per­te­ne­cer al mun­do in­ma­te­rial. Co­mo fantasma, ca­da vez en­cuen­tra más di­fi­cul­ta­des en ac­cio­nes sen­ci­llas, co­mo sos­te­ner un lá­piz o abrir una puer­ta, lo que

la su­mer­ge en un es­ta­do de­pre­si­vo con­si­de­ra­ble. ¿Al­gún día po­drá te­ner una vi­da co­mo la de los de­más?

És­ta úl­ti­ma es la gran pre­gun­ta que re­co­rre las tra­mas de Ca­si hu­ma­nos, una fic­ción que uti­li­za el gé­ne­ro so­bre­na­tu­ral pa­ra ex­plo­rar la an­gus­tia exis­ten­cial y las preo­cu­pa­cio­nes pro­pias de la ado­les­cen­cia. La ba­ta­lla que Ai­dan, Josh y Sally man­tie­nen con la cria­tu­ra fan­tás­ti­ca en la que se trans­for­man es la mis­ma que los es­pec­ta­do­res tie­nen con su per­so­na­li­dad adul­ta. Es un pro­ce­so de cam­bio cu­ya adap­ta­ción es, a ve­ces, for­zo­sa y di­fí­cil, y en el que el de­seo de ser co­mo los de­más con­tras­ta con los cam­bios fí­si­cos que los trans­for­man en se­res mons­truo­sos. Los di­le­mas de los per­so­na­jes en­fren­tán­do­se a sus nue­vos yo se mez­clan con san­gui­na­rias es­ce­nas de ac­ción, dan­do co­mo re­sul­ta­do una se­rie que ha con­ven­ci­do al pú­bli­co y que ya ha re­no­va­do pa­ra la ter­ce­ra tem­po­ra­da. Toni de la To­rre

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.