Se­ries ‘des­can­ce­la­das’

La fal­ta de au­dien­cia o las ma­las crí­ti­cas pue­den ma­tar de­fi­ni­ti­va­men­te una se­rie. Sin em­bar­go, gra­cias al cla­mor po­pu­lar se ha lo­gra­do re­su­ci­tar a más de una.

La Vanguardia - Vivir TV - - TENDENCIAS TV - ‘The Ki­lling’. Es­te­fa­nia Chue­ca

Los fans de Sa­rah Lin­den pue­den res­pi­rar tran­qui­los. La de­tec­ti­ve que peor co­me en to­do el De­par­ta­men­to de Po­li­cía de Seattle y, se­gu­ra­men­te, la que ha pa­sa­do más ho­ras ba­jo la in­ce­san­te llu­via de esa ciu­dad fi­nal­men­te vol­ve­rá pa­ra una nue­va in­ves­ti­ga­ción, en for­ma de ter­ce­ra tem­po­ra­da de The Ki­lling. La au­dien­cia, y la se­rie, nun­ca se ha­bían aca­ba­do de re­po­ner, des­pués de un fi­nal de la pri­me­ra tem­po­ra­da que nos de­jó con más pre­gun­tas que res­pues­tas y que no re­sol­vió el enig­ma de quién era el ase­sino de la ado­les­cen­te Ro­sie Lar­sen. Un se­gun­do cur­so que pro­me­tía des­ve­lar to­dos esos mis­te­rios no fue lo su­fi­cien­te­men­te sa­tis­fac­to­rio, y mu­chos fans nun­ca se vol­vie­ron a su­bir al ca­rro de The Ki­lling, tras el chas­co del epi­so­dio fi­nal de la pri­me­ra en­tre­ga. Por lo que AMC, la ca­de­na emi­so­ra de la se­rie, en Es­ta­dos Uni­dos, de­ci­dió no re­no­var es­te buen dra­ma po­li­cia­co.

Me­ses des­pués, y tras ru­mo­res de que al­gún otro ca­nal pu­die­ra res­ca­tar­la, The Ki­lling vuel­ve pa­ra su ter­ce­ra tem­po­ra­da, en AMC, ca­si co­mo si no hu­bie­ra pa­sa­do na­da. Aun­que es­ta­mos se­gu­ros de que Vee­na Sud, la je­fa de Guio­nis­tas, ha apren­di­do la lec­ción de no vol­ver a de­jar a los fans de­ma­sia­do col­ga­dos.

Bas­tan­te di­fe­ren­te ha si­do el ca­so de la se­rie de cul­to Arres­ted De­ve­lop­ment. Es­ta co­me­dia po­lí­ti­ca­men­te in­co­rrec­ta so­bre las des­ven­tu­ras de una fa­mi­lia ca­li­for­nia­na dis­fun­cio­nal se can­ce­ló en 2006, tras só­lo tres tem­po­ra­das de emi­sión y sin aca­bar de en­con­trar su lu­gar en la pa­rri­lla de FOX. Des­pués de años de es­pe­cu­la­cio­nes, por par­te de los fans, so­bre la po­si­bi­li­dad de una pe­lí­cu­la pós­tu­ma, el vi­deo­club on-li­ne Net­flix (que, es­te año, tam­bién se ha lan­za­do a la pro­duc­ción, con se­ries co­mo Hou­se of Cards o Hem­lock Gro­ve) de­ci­dió re­unir al re­par­to ori­gi­nal pa­ra una cuar­ta tem­po­ra­da fi­nal y des­can­ce­lar, así, a los Bluth. Net­flix (dis­po­ni­ble en Es­ta­dos Uni­dos, La­ti­noa­mé­ri­ca y al­gu­nos paí­ses eu­ro­peos, pe­ro to­da­vía no en Es­pa­ña) apos­tó por su sin­gu­lar mo­de­lo de emi­sión y pu­so los 15 nue­vos epi­so­dios de la co­me­dia a dis­po­si­ción de sus usua­rios el día del es­treno de la tem­po­ra­da. Una ju­ga­da que le ha sa­li­do bien, pues­to que hay ru­mo­res de una continuación en for­ma de pe­lí­cu­la o, in­clu­so, de nue­vas tem­po­ra­das.

Y, a pe­sar de que los ca­sos de The Ki­lling o Arres­ted sean sin­gu­la­res, el mo­de­lo de se­rie desecha­da –so­bre to­do, por el sis­te­ma de te­le­vi­sio­nes en abier­to es­ta­dou­ni­den­ses– y que fi­nal­men­te es res­ca­ta­da por una ca­de­na de ca­ble ha­ce años que fun­cio­na. Así, el dra­ma de­por­ti­vo y ado­les­cen­te Fri­day Night Lights ape­nas so­bre­vi­vió dos tem­po­ra­das, en NBC, has­ta que lo res­ca­tó la ca­de­na de pa­go 101 Net­work. Las nue­vas tem­po­ra­das aca­ba­ron re­por­tan­do ma­yor li­ber­tad crea­ti­va a los guio­nis­tas (que pu­die­ron es­cri­bir me­nos epi­so­dios por año) y con­si­guie­ron ama­sar nue­ve no­mi­na­cio­nes y dos premios Emmy, pa­ra el ac­tor pro­ta­go­nis­ta y pa­ra el guión de la se­rie.

CA­SOS ME­NOS AFOR­TU­NA­DOS (O NO)

Pe­ro no to­do va­le, en el mun­do de la re­su­rrec­ción te­le­vi­si­va, y mu­chos han si­do los tí­tu­los de se­ries can­ce­la­das que han so­na­do a res­ca­te y nun­ca han aca­ba­do de ver la luz. Te­rra No­va o Pan Am son só­lo al­gu­nos de los ejem­plos re­cien­tes. Y es que una de las cla­ves pa­ra el re­gre­so ca­tó­di­co, ade­más del re­co­no­ci­mien­to de la crítica, es con­tar con un só­li­do número de fans dis­pues­tos a ha­cer rui­do en las re­des so­cia­les y don­de ha­ga fal­ta. Ellos fue­ron, pre­ci­sa­men­te, los que le cos­ta­ron la no can­ce­la­ción a la co­me­dia de es­pio­na­je Chuck. El pú­bli­co de la se­rie hi­zo un en­vío ma­si­vo de car­tas a la ca­de­na emi­so­ra, NBC, su­pli­can­do una ter­ce­ra tem­po­ra­da, ade­más de ase­gu­rar­se de com­prar bo­ca­di­llos en los es­ta­ble­ci­mien­tos de co­mi­da rá­pi­da Sub­way, en apoyo al pro­duct pla­ce­ment de la mar­ca rea­li­za­do en la se­rie. NBC aca­ba­ría emi­tien­do cin­co tem­po­ra­das de la fic­ción pro­ta­go­ni­za­da por Za­chary Levi.

Y los se­gui­do­res han si­do los que han pues­to di­ne­ro de sus pro­pios bol­si­llos pa­ra la pe­lí­cu­la pós­tu­ma de Ve­ro­ni­ca Mars. Seis años des­pués de la can­ce­la­ción de es­ta se­rie so­bre una de­tec­ti­ve ado­les­cen­te, en­car­na­da por Kris­ten Bell, una cam­pa­ña en la pla­ta­for­ma de mi­cro­me­ce­naz­go Kicks­tar­ter lle­va más de cin­co mi­llo­nes de dó­la­res re­cau­da­dos pa­ra la pro­duc­ción del film.

Otros fans, los del inago­ta­ble Jack Bauer, ha­cía años que tam­bién re­cla­ma­ban una pe­lí­cu­la pa­ra cul­mi­nar las aven­tu­ras de su héroe. Pe­ro, fi­nal­men­te, el ál­ter ego de Kie­fer Sut­her­land vol­ve­rá a la te­le­vi­sión en una nue­va tem­po­ra­da fi­nal de 24, des­pués de que el an­te­rior ex­pe­ri­men­to te­le­vi­si­vo del ac­tor, la se­rie Touch, no aca­ba­ra de fun­cio­nar y se can­ce­la­ra tras dos tem­po­ra­das.

Y es que, en te­le­vi­sión, nun­ca se tie­ne ab­so­lu­ta cer­te­za so­bre cuál se­rá el guión fi­nal. Así pues, quién sa­be si to­da­vía es po­si­ble una sép­ti­ma tem­po­ra­da que nos acla­re el críp­ti­co e in­sa­tis­fac­to­rio fi­nal de Los So­prano...

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.