MAR Y MON­TE HAY MU­CHO QUE AN­DAR MÁS ALLÁ DE LA RUTA JA­CO­BEA

EL EXI­TO­SO CA­MI­ÑO DOS FA­ROS EN­CA­BE­ZA UNA RISTRA DE OP­CIO­NES AL­TER­NA­TI­VAS PA­RA CO­NO­CER LA COS­TA DA MOR­TE TAN­TO LI­TO­RAL CO­MO IN­TE­RIOR A PIE, CO­RRIEN­DO, EN BI­CI­CLE­TA...

La Voz de Galicia (A Coruña) - Especial1 - - News - J. V. LA­DO TEX­TO

Des­pués de la Ruta Ja­co­bea, el Camino dos Fa­ros es, sin du­da, la ac­ti­vi­dad tu­rís­ti­ca, lú­di­ca y cul­tu­ral más exi­to­sa de los úl­ti­mos años de la Cos­ta da Mor­te, que con­cen­tra a cen­te­na­res de par­ti­ci­pan­tes en ca­da edi­ción. Se tra­ta de un tra­za­do que re­co­rre unos 200 ki­ló­me­tros, la gran ma­yo­ría de bor­de li­to­ral des­de Mal­pi­ca has­ta Fis­te­rra. Se di­vi­de en ocho eta­pas de en­tre 17 y 32 ki­ló­me­tros y, aun­que na­ció del im­pul­so de un pu­ña­do de vo­lun­ta­rios preo­cu­pa­dos por dis­fru­tar del en­torno y cui­dar el me­dio hoy for­ma par­te de ca­tá­lo­gos es­pe­cia­li­za­dos de me­dio mun­do. Es­tá se­ña­li­za­da y, ade­más, se pue­de re­co­rrer de ma­ne­ra vir­tual gra­cias a apli­ca­cio­nes di­gi­ta­les con lo que, el que desee vi­vir­la a su ai­re pue­de re­co­rrer­la sin coin­ci­dir con las eta­pas fi­ja­das e in­clu­so par­tien­do el tra­yec­to se­gún sus ca­pa­ci­da­des e in­tere­ses. Ló­gi­ca­men­te el atrac­ti­vo es­tá en los fa­ros que le da nom­bre, pe­ro más que en los edi­fi­cios en sí en los lu­ga­res que atra­vie­sa: son sen­de­ros de per­ce­bei­ros, pra­de­ras, en­tor­nos du­na­res, cau­ces flu­via­les, mon­tes,... to­do lo que la gran riqueza pai­sa­jís­ti­ca de la Cos­ta da Mor­te tie­ne pa­ra ofre­cer y que so­lo exi­ge unas bo­tas de ca­mi­nar y mu­chas an­sias de dis­fru­tar.

LA UNIÓN DE LOS SAN­TUA­RIOS MARIANOS

Es­tá a pun­to de cua­jar una ini­cia­ti­va que pre­ten­de en­la­zar los prin­ci­pa­les san­tua­rios marianos de Ga­li­cia y del nor­te de Por­tu­gal en lo que se co­no­ce co­mo Vía Ma­ria­na, que une Bra­ga con la Vir­xe da Bar­ca, en Mu­xía. En su re­co­rri­do atra­vie­sa ya no so­lo cen­tros de de­vo­ción prin­ci­pa­les sino tam­bién edi­fi­cios re­li­gio­sos de sin­gu­lar va­lor cul­tu­ral y ar­qui­tec­tó­ni­co

CAMINO DE SAN­TIA­GO A MU­XÍA POR BRANDOMIL

Va­rias aso­cia­cio­nes de los mu­ni­ci­pios de Zas, Vi­mian­zo y al­re­de­do­res tra­ba­jan pa­ra recuperar, y ade­más con la con­si­de­ra­ción de Camino Ja­co­beo, una ruta que tam­bién en­la­za San­tia­go con la Cos­ta da Mor­te, con­cre­ta­men­te con Mu­xía, pe­ro que en es­te ca­so to­ma un tra­za­do di­fe­ren­te —do­cu­men­ta­do his­tó­ri­ca­men­te co­mo de­fien­den— a tra­vés del puen­te de Brandomil.

RUTA LITORALES Y FLU­VIA­LES CON MU­CHO EN­CAN­TO

Al mar­gen de las gran­des ru­tas de la zo­na, hay mu­ni­ci­pios que tie­nen las su­yas pro­pias en ám­bi­tos más con­cre­tos. Es el ca­so del bor­de li­to­ral de Ca­ma­ri­ñas, por el es­pec­ta­cu­lar en­torno de Rei­ra; la sen­da dos muí­ños de Ca­ba­na o la ruta Meig­ha Li­rea, en el en­torno de la ría de Li­res, en Cee. Asi­mis­mo, en­tre Dum­bría, Ma­za­ri­cos y Car­no­ta, des­ta­ca la subida al mí­ti­co Mon­te de O Pin­do, con va­rias al­ter­na­ti­vas.

PE­RE­GRI­NA­CIO­NES IN­TE­RIO­RES CON VA­LOR SE­CU­LAR

An­tes del au­ge de las pe­re­gri­na­cio­nes ja­co­beas, des­de fi­na­les del si­glo pa­sa­do, en la Cos­ta da Mor­te aún se man­te­nían y per­vi­ven hoy, otras pe­re­gri­na­cio­nes de ca­rác­ter in­terno aso­cia­das a dis­tin­tas fes­ti­vi­da­des re­li­gio­sas. Las más co­no­ci­das, tra­di­cio­na­les y con­cu­rri­das son las de la Vir­xe da Bar­ca y la de los Mi­la­gres de Caión, aun­que hay mu­chos ejem­plos más.

FO­TO BA­SI­LIO BE­LLO

Sa­li­da de la oc­ta­va edi­ción de Ca­mi­ños dos Fa­ros, una ruta que cual­quie­ra pue­de ha­cer por li­bre.

ANDAINAS El dis­fru­te de la na­tu­ra­le­za se dan la mano en las Andainas Co­ñe­ce a Cos­ta da Mor­te, que re­co­rren du­ran­te las fi­nes de se­ma­na de­ter­mi­na­das ru­tas de los dis­tin­tos mu­ni­ci­pios que for­man la co­mar­ca, siem­pre guia­das por gran­des co­no­ce­do­res del te­rri­to­rio lo­cal.

CA­RRE­RAS El cir­cui­to de ca­rre­ras Co­rren­do po­la Cos­ta da Cor­te es la prue­ba de­por­ti­va de mo­da en to­da la zo­na, que es­tá abier­ta a la par­ti­ci­pa­ción de afi­cio­na­dos de cual­quier ni­vel en las dis­tan­cias de 3 y 10 ki­ló­me­tros. Es­te do­min­go, sin ir más le­jos, se ce­le­bra la de Zas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.