El jen­gi­bre, ¿el nue­vo an­ti­tu­si­vo?

LOS EX­PER­TOS son cla­ros. Se le atri­bu­yen cua­li­da­des ca­si mi­la­gro­sas, pe­ro no cu­ra. Eso sí, ayu­da con­tra los res­fria­dos, las náu­seas y en la pre­ven­ción del cán­cer de co­lon. Ade­más de ser muy ver­sá­til en los pla­tos.

La Voz de Galicia (A Coruña) - Salud - - Portada - LAURA G. DEL VALLE

En­tre las pro­pie­da­des de es­ta plan­ta se en­cuen­tra su efec­to cal­man­te, que ali­via la tos

Ba­yas de Go­ji, ké­fir, chlo­re­lla. Qui­zás so­lo los más en­tre­na­dos en la mo­da de los su­per­ali­men­tos co­noz­can las pro­pie­da­des de es­tos pro­duc­tos que ya tie­nen un lu­gar fi­jo en las des­pen­sas de los ho­ga­res más co­ol. Y qui­zás so­lo los ha­bi­tua­les de los lo­ca­les que son la po­ma­da en ma­te­ria de hos­te­le­ría se­pan que el whisky con gin­ger ale, esa be­bi­da tan ca­rro­za, vuel­ve a pi­sar con gar­bo. No es ca­sua­li­dad. El jen­gi­bre, el ele­men­to prin­ci­pal de es­te com­bi­na­do, tie­ne un sa­bor que ma­ri­da a la per­fec­ción en be­bi­das frías o ca­lien­tes, en pla­tos exó­ti­cos co­mo el sus­hi o en la re­pos­te­ría más tra­di­cio­nal. Y tam­bién es un su­per­ali­men­to. Pe­ro más allá de ser uno de los in­gre­dien­tes de mo­da —ca­si a la al­tu­ra del agua­ca­te—, los foo­dies se rin­den a sus pro­pie­da­des ca­si mi­la­gro­sas: «Es an­ti­in­fla­ma­to­rio, an­ti­oxi­dan­te, des­con­ges­tio­nan­te y un re­me­dio na­tu­ral con­tra las náu­seas, los ma­reos y el vér­ti­go». La téc­ni­co su­pe­rior en Die­té­ti­ca, Nu­ria Pu­ma­res, ex­pli­ca que «se­gún un es­tu­dio pu­bli­ca­do en la re­vis­ta Can­cer Pre­ven­tion Re

search, el jen­gi­bre dis­mi­nu­ye los mar­ca­do­res de in­fla­ma­ción del co­lon ayu­dan­do a pre­ve­nir el cán­cer de co­lon, el se­gun­do más fre­cuen­te en la po­bla­ción». Ade­más, «se uti­li­za­ba en la me­di­ci­na tra­di­cio­nal chi­na pa­ra cu­rar pro­ce­sos ca­ta­rra­les, ayu­dan­do a des­con­ges­tio­nar las vías res­pi­ra­to­rias y su efec­to dia­fo­ré­ti­co pro­mue­ve la se­cre­ción de su­dor ele­van­do la tem­pe­ra­tu­ra cor­po­ral y ayu­dan­do a nues­tro sis­te­ma de de­fen­sa», co­men­ta es­ta es­pe­cia­lis­ta.

Po­dría de­cir­se que es­te pro­duc­to es­tá vi­vien­do su pro­pio re­vi­val, por­que ha­ce más de 5.000 años que en el país del sol na­cien­te el em­pe­ra­dor Shen­nong des­cu­brió las vir­tu­des me­di­ci­na­les del jen­gi­bre. Sin em­bar­go, es aho­ra cuan­do Oc­ci­den­te se rin­de a es­te plan­ta de la fa­mi­lia del car­da­mo­mo y la cúr­cu­ma de la que lo más ha­bi­tual es uti­li­zar la raíz, que se en­cuen­tra ba­jo tie­rra.

Pa­ra de­por­tis­tas

El jen­gi­bre se sue­le con­su­mir fres­co, con lo que ha­bría que al­ma­ce­nar­lo en el fri­go­rí­fi­co y an­tes de con­su­mir­lo de­be­ría­mos sa­car­le la piel o ra­llar­lo, o se­co. Es de­cir, mo­li­do pa­ra con­se­guir jen­gi­bre en es­pe­cia. En el pri­mer ca­so, una muy bue­na ma­ne­ra de con­su­mir es­te ali­men­to es en una in­fu­sión: dos ro­da­jas de jen­gi­bre, el zu­mo de me­dio li­món y una cu­cha­ra­da de miel. Y si uno es de­por­tis­ta el re­me­dio in­dis­pen­sa­ble es, tam­bién en in­fu­sión, com­bi­nán­dol con pi­mien­ta ne­gra y li­món. De es­ta ma­ne­ra es­ti­mu­la­re­mos las de­fen­sas y me­jo­ra­re­mos el ren­di­mien­to en el en­tre­na­mien­to. La re­ce­ta de Pu­ma­res pa­ra no­va­tos en el jen­gi­bre con­sis­te en pre­pa­rar unas ga­lle­tas de ave­na, na­ran­ja y jen­gi­bre, per­fec­tas pa­ra man­te­ner a ra­ya el co­les­te­rol, ya que tan­to la ave­na co­mo el jen­gi­bre son ade­cua­dos pa­ra tra­tar la hi­per­co­les­te­ro­le­mia.

Pe­ro ojo, aun­que las bon­da­des de es­te pro­duc­to de mo­da son in­fi­ni­tas —apli­ca­do en la piel has­ta ali­via las que­ma­du­ras—, tam­bién en su con­su­mo hay que apli­car el dog­ma aris­to­té­li­co de que en el tér­mino me­dio es­tá la vir­tud. Es­to quie­re de­cir que si uno to­ma jen­gi­bre en can­ti­da­des ex­ce­si­vas, el pro­duc­to pue­de pro­du­cir efec­tos con­tra­rios a los desea­dos, so­bre to­do en el es­tó­ma­go. Es im­por­tan­te es­te pun­to tam­bién pa­ra quie­nes su­fren de afec­cio­nes re­na­les, por­que es­ta raíz con­tie­ne can­ti­da­des mo­de­ra­das de oxa­la­to.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.