Reportaje

El vino es bueno pa­ra el se­xo

La Voz de Galicia (A Coruña) - de Vinos - - PORTADA - POR E. P:

El co­ra­zón no es el úni­co ór­gano al que, se­gún al­gu­nos es­pe­cia­lis­tas, le sien­ta bien el vino tin­to: un es­tu­dio uni­ver­si­ta­rio bri­tá­ni­co ase­gu­ra que tie­ne bue­nos re­sul­ta­dos en per­so­nas con pro­ble­mas de erec­ción

La in­ves­ti­ga­ción, pu­bli­ca­da en The Ame­ri­can Jour­nal of Cli­ni­cal Nu­tri­tion, re­ve­la que el con­su­mo de ali­men­tos ri­cos en cier­tos fla­vo­noi­des, en­tre los que se en­cuen­tra el vino, se aso­cia con un me­nor ries­go de dis­fun­ción eréc­til en los hom­bres, con un ma­yor be­ne­fi­cio en los me­no­res de se­ten­ta años. El es­tu­dio, rea­li­za­do por los de­par­ta­men­tos de nu­tri­ción de am­bas uni­ver­si­da­des, tam­bién mos­tró que una ma­yor in­ges­ta to­tal de fru­ta se vin­cu­ló con una re­duc­ción del 14 por en el ries­go de dis­fun­ción eréc­til y que una com­bi­na­ción del con­su­mo de ali­men­tos ri­cos en fla­vo­noi­des con el ejer­ci­cio pue­de re­du­cir el ries­go en un 21 por cien­to.

El in­ves­ti­ga­dor prin­ci­pal, el pro­fe­sor Ae­din Cas­sidy, de la UEA re­sal­ta: «Ya sa­bía­mos que la in­ges­ta de cier- tos ali­men­tos ri­cos en fla­vo­noi­des pue­de re­du­cir el ries­go de en­fer­me­da­des como la dia­be­tes y la en­fer­me­dad car­dio­vas­cu­lar. Es­te es el pri­mer es­tu­dio en exa­mi­nar la aso­cia­ción en­tre los fla­vo­noi­des y la dis­fun­ción eréc­til, que afec­ta a la mi­tad de todos los hom­bres de me­dia­na edad y ma­yo­res».

«Los fla­vo­noi­des es­tán pre­sen­tes en mu­chos ali­men­tos y be­bi­das a ba­se de plan­tas, in­clu­yen­do fru­tas, ver­du­ras, té, hier­bas y vino. Exa­mi­na­mos seis ti­pos prin­ci­pa­les de fla­vo­noi­des de con­su­mo ha­bi­tual y en­con­tra­mos que tres en par­ti­cu­lar —an­to­cia­ni­nas, fla­va­no­nas y fla­vo­nas— son be­ne­fi­cio­sas». «Los hom­bres que con­su­men re­gu­lar­men­te ali­men­tos ri­cos en es­tos fla­vo­noi­des te­nían un 10 por cien­to me­nos de pro­ba­bi­li­da­des de su­frir dis­fun­ción eréc­til. En tér­mi­nos de can­ti­da­des, estamos ha­blan­do so­lo de unas po­cas por­cio­nes a la semana», aña­de.

Más de 50.000 hom­bres de me­dia­na edad fue­ron in­clui­dos en es­te gran es­tu­dio de ba­se po­bla­cio­nal. Se les pre­gun­tó acer­ca de su ca­pa­ci­dad pa­ra te­ner y man­te­ner una erec­ción su­fi­cien­te pa­ra el coi­to des­de 1986. Tam­bién se re­co­gie­ron da­tos so­bre la in­ges­ta ali­men­ta­ria ca­da cua­tro años.

El equi­po de in­ves­ti­ga­ción tu­vo en cuen­ta una se­rie de fac­to­res ta­les como el pe­so cor­po­ral, la ac­ti­vi­dad fí­si­ca, la can­ti­dad de ca­feí­na con­su­mi­da y si los par­ti­ci­pan­tes fu­ma­ban.

Me­jor, en­tre los más jó­ve­nes

La in­ves­ti­ga­ción se res­trin­gió a hom­bres que por lo de­más te­nían buen es­ta­do de sa­lud. Más de un ter­cio de los hom­bres en­cues­ta­dos in­for­mó su­frir dis­fun­ción eréc­til de nue­va apa­ri­ción, pe­ro los que con­su­mían una die­ta ri­ca en an­to­cia­ni­nas, fla­vo­nas y fla­va­no­nas eran me­nos pro­pen­sos a su­frir la en­fer­me­dad. «Las prin­ci­pa­les fuen­tes de an­to­cia­ni­nas, fla­vo­nas y fla­va­no­nas in­ge­ri­das en Es­ta­dos Uni­dos son de las fre­sas, los arán­da­nos, el vino tin­to, las man­za­nas, las pe­ras y los cí­tri­cos», afir­ma Cas­sidy. «Tam­bién en­con­tra­mos que los be­ne­fi­cios fue­ron más fuer­tes en­tre los hom­bres más jó­ve­nes», agre­ga. El equi­po ana­li­zó ade­más otros fac­to­res de es­ti­lo de vi­da y en­con­tró que los hom­bres que con­su­mían una al­ta in­ges­ta de an­to­cia­ni­nas y fla­va­no­nas y que eran fí­si-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.