El mu­si­cal al que na­die se re­sis­te

«MAM­MA MIA!» HA AL­CAN­ZA­DO LA MA­YO­RÍA DE EDAD TRAS 18 AÑOS EN CAR­TEL, PE­RO SU ÉXI­TO SI­GUE CRE­CIEN­DO. CON YA MÁS DE 60 MI­LLO­NES DE ES­PEC­TA­DO­RES, ES­TE «SHOW» HA­RÁ VI­BRAR GA­LI­CIA A FI­NA­LES DE MES

La Voz de Galicia (A Coruña) - Fugas - - PORTADA - C. CRES­PO

LA CAN­TAN­TE NI­NA EN­CA­BE­ZA UN RE­PAR­TO FOR­MA­DO POR 30 AC­TO­RES Y BAI­LA­RI­NES

| El éxi­to en no pocas oca­sio­nes sonríe a los osa­dos. Y de osa­día de­bía ir so­bra­da Cat­he­ri­ne John­son, au­to­ra del li­bre­to de Mam­ma Mía!, el día en que de­ci­dió pre­sen­tar el pro­yec­to de un mu­si­cal que to­ma­ba co­mo re­fe­ren­cia las fes­ti­vas y bai­lon­gas can­cio­nes del gru­po sue­co Ab­ba, pe­ro tras­la­dán­do­las a una idí­li­ca is­la grie­ga. Allí desa­rro­lla­ba una tra­ma en torno a una jo­ven que, a es­pal­das de to­dos, de­ci­de in­vi­tar a su bo­da a los tres hom­bres que pa­sa­ron por la vi­da de su ma­dre ha­ce 20 años con el afán de des­cu­brir cuál de ellos es real­men­te su pro­ge­ni­tor y, por tan­to, cuál de­be­ría acom­pa­ñar­la al al­tar.

John­son ad­vir­tió en la dis­co­gra­fía de Ab­ba dos mo­men­tos bien de­fi­ni­dos y muy dis­tin­tos. Uno con can­cio­nes un po­co más jó­ve­nes, más ju­gue­to­nas, co­mo Ho­ney, ho­ney o Dan-

cing Queen. Y lue­go otro con las can­cio­nes más ma­du­ras y emo­cio­na­les, co­mo The Win­ner Ta­kes it All o Kno­wing Me, Kno­wing You. De es­te mo­do con­ci­bió la idea de una his­to­ria de amor in­ter­ge­ne­ra­cio­nal.

«¡Guau!, aquí hay te­ma» de­bió pen­sar la cla­ri­vi­den­te pro­duc­to­ra Judy Cray­mer cuan­do re­ci­bió el li­bre­to. A pe­sar de la com­pli­ca­da ve­ro­si­mi­li­tud del ar­gu­men­to, en el que re­sul­ta­ba di­fí­cil ri­zar aún más el ri­zo, acer­tó. Y de qué ma­ne­ra.

El 26 de mar­zo de 1999 se es­tre­na­ba en el Tea­tro Prin­ce Ed­ward de Lon­dres Mam­ma Mía!, mu­si­cal que to­ma­ba su tí­tu­lo del úni­co res­qui­cio mí­ni­ma­men­te me­di­te­rrá­neo pre­sen­te en la dis­co­gra­fía del cuar­te­to sue­co. Lo que a par­tir de en­ton­ces acon­te­ció bien me­re­ce ser ana­li­za­do ba­jo la ca­te­go­ría de fe­nó­meno. Se cal­cu­la que tal día cual­quie­ra co­mo hoy ha­brá 10.000 per­so­nas vien­do el mu­si­cal Mam­ma Mía! en los más di­ver­sos rin­co­nes del mun­do. Ac­tual­men­te conviven en car- tel nue­ve pro­duc­cio­nes de un mu­si­cal que ya ha si­do vis­to por 60 mi­llo­nes de es­pec­ta­do­res, que se ha pues­to en es­ce­na en 440 ciu­da­des y que des­pués de 18 años en car­tel inin­te­rrum­pi­da­men­te con­ti­núa re­pre­sen­tán­do­se con éxi­to en el West End lon­di­nen­se. Se­gún es­ti­ma­cio­nes de la pro­duc­to­ra,

Mam­ma Mía! ha ge­ne­ra­do en ta­qui­lla más de dos bi­llo­nes de dó­la­res

A Es­pa­ña Mam­ma Mía! lle­gó en el 2004 y, de al­gu­na ma­ne­ra, pro­pi­ció que un gé­ne­ro que has­ta en­ton­ces —y de­bi­do so­bre to­do a las pro­duc­cio­nes de Dis­ney y sus su­ce­dá­neos— ha­bía es­ta­do di­ri­gi­do ha­cia el pú­bli­co in­fan­til y fa­mi­liar, se reorien­ta­se ha­cia pro­pues­tas de con­te­ni­do real­men­te más mu­si­cal y adul­to.

Aún sien­do co­no­ce­do­res de lo acon­te­ci­do en otros paí­ses, re­co­no­cen des­de la pro­duc­to­ra del mu­si­cal que «na­die ima­gi­na­ba lo que

Mam­ma Mía! iba a ser ca­paz de con­se­guir en Es­pa­ña». Re­pre­sen­tar­se inin­te­rrum­pi­da­men­te du­ran­te sie­te tem­po­ra­das —en­tre 2004 y 2011— con más de 2.100 re­pre­sen­ta­cio­nes a las que acu­die­ron más de dos mi­llo­nes de per­so­nas, con­vir-

tién­do­se de lar­go en el mu­si­cal de ma­yor per­ma­nen­cia en la car­te­le­ra es­pa­ño­la.

Tras un pa­rén­te­sis de cua­tro años y con un elen­co re­no­va­do, si bien igual­men­te en­ca­be­za­do por Ni­na en el es­te­lar pa­pel de Don­na, Mam­ma Mía! re­gre­só de nue­vo a los escenarios es­pa­ño­les a fi­na­les del pa­sa­do año 2015. Y el fe­nó­meno re­sur­gió co­mo si no hu­bie­ra ha­bi­do pre­ce­den­te. Lo que iban a ser úni­ca­men­te un pu­ña­do de se­sio­nes se con­vir­tió en una in­ten­sa y ex­ten­sa gi­ra que a fi­na­les de no­viem­bre ha­ce tres es­ca­las en A Co­ru­ña.

Pre­ci­sa­men­te en una en­tre­vis­ta en es­tas mis­mas pá­gi­nas al ini­cio de es­ta gi­ra, Ni­na ex­pli­ca­ba el porqué del fe­nó­meno con la pers­pec­ti­va que le dan los do­ce años que lle­va par­ti­ci­pan­do de él. « Mam­ma

Mia! ge­ne­ra ilu­sión, buen ro­llo. En­tras al tea­tro con un es­ta­do de áni­mo y sa­les con otro. Tan sen­ci­llo co­mo eso». En tér­mi­nos pa­re­ci­dos se ex­pre­sa aho­ra una de las no­va­tas en el mu­si­cal, Ol­ga Hue­so, ac­triz que da vi­da a Tan­ya, una de las ami­gas de Sop­hie, la no­via, quien ape­la a «una ener­gía tan po­si­ti­va y tan fuer­te» ca­paz de atra­par por igual a quie­nes se suben al es­ce­na­rio y a quie­nes dis­fru­tan —no sien­do siem­pre ca­pa­ces de aguan­tar sen­ta­dos— des­de el pa­tio de bu­ta­cas.

Ex­pli­ca Judy Cray­mer que la idea del mu­si­cal nun­ca fue la de rea­li­zar «un sim­ple tri­bu­to, ni la de re­la­tar la his­to­ria de Ab­ba», sino la de crear un es­pec­tácu­lo «ver­da­de­ra­men­te ori­gi­nal, con can­cio­nes y co­reo­gra­fía com­ple­ta­men­te in­te­gra­das en el ar­gu­men­to del li­bre­to» en cla­ve de «una co­me­dia contemporánea, iró­ni­ca y ro­mán­ti­ca». Y qui­zá ese ha­ya si­do su gran ha­llaz­go.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.