“Una de ca­da 10 NO­VIAS en el mun­do lle­va un tra­je ES­PA­ÑOL”

Des­pués de dos años al fren­te de la Bar­ce­lo­na Bridal Week, uno de los sa­lo­nes más im­por­tan­tes del mun­do, su má­xi­ma res­pon­sa­ble nos ha­bla del pre­sen­te y del pro­me­te­dor fu­tu­ro de nues­tra mo­da nup­cial. Por Can­tal Ce­ña

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mujer de Hoy - - Moda -

Es ita­lia­na, na­ci­da en Po­lig­nano a Ma­re, un pue­ble­ci­to cos­te­ro al sur del país. Qui­zá por eso en Bar­ce­lo­na, vi­vien­do fren­te al mar, se sien­te co­mo en ca­sa. Lle­gó por amor y ya han pa­sa­do más de 15 años. Lle­va dos al fren­te de la Bar­ce­lo­na Bridal Week, pe­ro no ve­nía de nue­vas. An­tes, tam­bién en la Fi­ra de Bar­ce­lo­na, tra­ba­ja­ba en pro­yec­tos de mo­da. Aun­que no tan es­pe­cia­les co­mo es­te.

Mu­jer­hoy. ¿Qué ha­ce una ita­lia­na co­mo di­rec­to­ra de la Bar­ce­lo­na Bridal Week?

Es­ter­ma­ria La­ruc­cia. Vi­ne a es­ta ciu­dad por amor. Me ins­ta­lé aquí, en­con­tré tra­ba­jo, bue­nos ami­gos y a mi pa­re­ja. Es un si­tio en el que se vi­ve bien y los va­lo­res que me he en­con­tra­do son muy pa­re­ci­dos a los que me en­se­ña­ron de ni­ña en Italia. Me sien­to co­mo en ca­sa, aun­que siem­pre di­go que soy ita­lia­na has­ta el fi­nal.

¿Qué cree que ha apor­ta­do a es­te sa­lón de mo­da nup­cial?

No ha si­do so­la, es­toy al fren­te de un equi­po. Ten­go la suer­te de tra­ba­jar con gen­te que no so­lo es muy pro­fe­sio­nal, sino que tam­bién tra­ba­ja con pa­sión. Cree­mos mu­cho en la fuer­za de es­ta ciu­dad y he­mos pues­to en va­lor la tra­di­ción tex­til y el buen tra­ba­jo que ha­cen las em­pre­sas. Al fi­nal, no­so­tros so­mos el re­fle­jo del sec­tor, no he­mos in­ven­ta­do na­da.

¿Cuál es el mer­ca­do más com­pli­ca­do pa­ra las fir­mas?

To­dos tie­nen sus pe­cu­lia­ri­da­des. Asia es el gran re­to; la mo­da nup­cial eu­ro­pea gus­ta en to­do el mun­do, pe­ro allí to­da­vía cues­ta. Ade­más del ne­go­cio, hay que fi­jar­se tam­bién en la par­te cul­tu­ral. Te­ne­mos que en­ten­der la idio­sin­cra­cia de ca­da país, có­mo fun­cio­nan a ni­vel cul­tu­ral y qué opor­tu­ni­da­des re­pre­sen­tan pa­ra las mar­cas que apues­tan por no­so­tros.

¿En qué país tie­ne más éxi­to la mo­da nup­cial es­pa­ño­la?

Gus­ta en to­do el mun­do. No so­mos los pri­me­ros en pro­duc­ción, pe­ro sí el se­gun­do país ex­por­ta­dor del mun­do des­pués de Chi­na. Es­to ya di­ce mu­cho, por­que con Chi­na no se pue­de com­pe­tir. Es­pa­ña es el úni­co país oc­ci­den­tal que tie­ne más pro­duc­ción de tra­jes de no­via que los que con­su­me. Hi­ci­mos un es­tu­dio y las ci­fras eran cla­ras: una de ca­da 10 no­vias en el mun­do eli­ge un tra­je es­pa­ñol. Gus­ta mu­cho por la costura, la ca­li­dad, los te­ji­dos, el di­se­ño... Te­ne­mos em­pre­sas muy po­ten­tes a ni­vel mun­dial que ayu­dan a di­fun­dir nues­tra mo­da fue­ra. Pe­ro tam­bién hay em­pre­sas más pe­que­ñas que apues­tan por la in­ter­na­cio­na­li­za­ción y han sa­bi­do en­trar en otros mer­ca­dos.

¿Es im­por­tan­te la in­ter­na­cio­na­li­za­ción?

El fu­tu­ro del ne­go­cio es­tá en el ex­te­rior. Es­pa­ña se es­tá re­cu­pe­ran­do, pe­ro de­mo­grá­fi­ca­men­te tie­ne el cre­ci­mien­to que tie­ne. Las em­pre­sas han te­ni­do ca­pa­ci­dad de di­ri­gir­se a otros paí­ses eu­ro­peos por cer­ca­nía geo­grá­fi­ca y cul­tu­ral. Eu­ro­pa es el ma­yor re­cep­tor de la pro­duc­ción es­pa­ño­la.

¿Han cam­bia­do las mi­llen­nials la cul­tu­ra del ves­ti­do de no­via?

Uno de los re­tos que tie­ne el sec­tor es es­cu­char las ne­ce-

si­da­des de sus clien­tes. Y el nue­vo clien­te es el mi­llen­nial, que se­rán los pro­ta­go­nis­tas de las bo­das des­de aho­ra has­ta el 2030. Hay que en­ten­der có­mo vi­ven, có­mo se mue­ven, có­mo com­pran y acer­car­se a ellos. Vi­ven co­nec­ta­dos y las co­sas les gus­tan o no de­pen­dien­do de cuán­tos li­kes tie­nen.

¿Y la com­pra on li­ne? ¿Tie­ne éxi­to en es­te sec­tor?

El pri­mer ca­nal que uti­li­zan las fu­tu­ras no­vias pa­ra bus­car su ves­ti­do es el on li­ne. Y las mar­cas, pa­ra dar­se a co­no­cer, tie­nen que es­tar ahí. Pe­ro en Eu­ro­pa to­da­vía no se ha da­do un sal­to a la com­pra, se si­gue ha­cien­do en per­so­na. So­mos mu­je­res muy mo­der­nas, ha­bi­tua­das a la tec­no­lo­gía, pe­ro la com­pra del ves­ti­do si­gue sien­do un mo­men­to ro­mán­ti­co en el sen­ti­do más am­plio: quie­res de­di­car­le tiem­po. Tam­bién por­que es una in­ver­sión muy im­por­tan­te pa­ra una mu­jer y no que­re­mos fa­llar.

¿Han subido las ven­tas des­de que se celebra la Bridal Week?

Es­te 2017 he­mos ce­rra­do la edi­ción más in­ter­na­cio­nal de los 27 años que tie­ne el sa­lón. El 65% de las mar­cas que es­ta­ban pre­sen­tes ve­nían de fue­ra de Es­pa­ña. Les ofre­ce­mos la opor­tu­ni­dad de en­con­trar y abrir nue­vos mer­ca­dos. No­so­tros, con res­pec­to a otros even­tos, com­bi­na­mos per­fec­ta­men­te los des­fi­les con la par­te de ne­go­cio. La mo­da no es so­lo ima­gen, des­pués de los des­fi­les hay que ven­der.

¿Có­mo se eli­gen las fir­mas?

La cla­ve es­tá en la ca­li­dad, el di­se­ño y la in­no­va­ción de los pro­duc­tos. La se­lec­ción de mar­cas que ha­ce­mos tie­nen que reunir es­tos cri­te­rios.

¿Có­mo ve el sec­tor nup­cial de aquí a cin­co años?

Lo más im­por­tan­te se­rán los nue­vos con­su­mi­do­res, los mi­llen­nials. Y yo creo que la fi­gu­ra del wed­ding plan­ner co­bra­rá más pro­ta­go­nis­mo, por­que la mu­jer de hoy es­tá más ocu­pa­da pe­ro, al mis­mo tiem­po, quie­re que su día sea es­pe­cial, per­fec­to y úni­co.

“Los mi­llen­nial se van a ca­sar de aquí a 2030 y hay que en­ten­der­les y co­nec­tar”.

PRONOVIAS

YO­LAN­CRIS

ROSA CLARÁ En la edi­ción 2017 de la Bridal Week, han des­fi­la­do las me­jo­res fir­mas de mo­da nup­cial.

MAR­CO Y MA­RÍA

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.