Griez­mann sal­va el es­treno del Me­tro­po­li­tano

La Voz de Galicia (Arousa) - - Deportes - JA­VIER VA­RE­LA

El Atlé­ti­co pre­sen­tó su nuevo es­ta­dio en so­cie­dad. Una her­mo­sa fies­ta has­ta que la pe­lo­ta em­pe­zó a ro­dar por el im­po­nen­te cés­ped del Me­tro­po­li­tano. Fal­ta­ba cor­tar la cin­ta en las por­te­rías, en for­ma de gol, pe­ro las ti­je­ras no apa­re­cían. Los ro­ji­blan­cos lo in­ten­ta­ban de to­das las ma­ne­ras, es­pe­cial­men­te Correa. No en­con­tra­ba el Atlé­ti­co la ma­ne­ra de rom­per el en­tra­ma­do de­fen­si­vo de Mí­chel.

Es­tu­vo a pun­to de ade­lan­tar Bor­ja Bas­tón al Má­la­ga, pe­ro un mag­ni­fi­co Oblak lo im­pi­dió. El pa­so por los ves­tua­rios pa­re­ció sen­tar me­jor a los an­fi­trio­nes. Pri­me­ro Ko­ke y lue­go Saúl hi­cie­ron lu­cir­se a Ro­ber­to. Has­ta que Correa, el más per­sis­ten­te, se in­ven­tó una ju­ga­da por la ban­da y pu­so un ba­lón al área pa­ra que Griez­mann en­con­tra­ra la for­ma de cor­tar la cin­ta de la por­te­ría y ya de pa­so se re­con­ci­lió con una afi­ción a la que ha­bía trai­cio­na­do du­ran­te el ve­rano con flir­teos con otra fa­mi­lia. Un gol pa­ra la his­to­ria y pa­ra rom­per una se­quía go­lea­do­ra del Atlé­ti­co y del fran­cés, que ya ha­bía pro­vo­ca­do al­gu­nos ner­vios en ca­sa. La fies­ta si­guió su cur­so con la en­tra­da en es­ce­na de un Fer­nan­do To­rres del que la afi­ción es­pe­ra­ba que mar­ca­ra en el es­treno del nuevo es­ta­dio.

Con el ali­vio del pri­mer gol, to­dos pa­re­cie­ron to­mar­se un res­pi­ro. Des­de las gra­das se­guía so­nan­do la ban­da so­no­ra que tan­tas ve­ces ame­ni­zó el Vi­cen­te Cal­de­rón y los mis­mos ner­vios que me­ro­dea­ban por la vie­ja ca­sa ro­ji­blan­ca. El Atlé­ti­co ga­na­ba, pe­ro en el am­bien­te se res­pi­ra­ba un cos­qui­lleo co­no­ci­do.

La fies­ta iba de­ca­yen­do más por can­san­cio que por fal­ta de ga­nas de di­ver­tir­se. Un sus­to de Mu­la hi­zo que sal­ta­ran las alar­mas, pe­ro el pi­ti­do fi­nal lle­gó acom­pa­ña­do de la fe­li­ci­dad por ver que la ce­le­bra­ción ha­bía sa­li­do a la per­fec­ción, que el Me­tro­po­li­tano ha­bía vi­vi­do su pri­me­ra vic­to­ria y que Griez­mann ha­bía re­cu­pe­ra­do par­te del ca­ri­ño per­di­do. Des­de le­jos, el Vi­cen­te Cal­de­rón son­reía por ver fe­li­ces a sus fa­mi­lia­res en su nue­va ca­sa.

S. PEREZ REUTERS

Vis­ta del Wan­da Me­tro­po­li­tano que re­gis­tró una en­tra­da de 63.114 es­pec­ta­do­res y cu­yo pri­mer par­ti­do fue pre­si­di­do por Fe­li­pe VI.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.