Un apa­sio­na­do de los avio­nes, con más de mil ho­ras de vue­lo y re­cien­te pa­dre de fa­mi­lia

BOR­JA AY­BAR PI­LO­TO FA­LLE­CI­DO

La Voz de Galicia (Arousa) - - A Fondo -

El ca­pi­tán del Ejér­ci­to del Ai­re fa­lle­ci­do ayer te­nía 34 años, es­ta­ba ca­sa­do des­de ha­cía 4 y aca­ba­ba de ser pa­dre. El ac­ci­den­te fue pre­sen­cia­do en di­rec­to tan­to por su es­po­sa co­mo por su be­bé de cua­tro me­ses, quie­nes lo es­pe­ra­ban en la pla­ta­for­ma de la Ba­se Aé­rea de Los Lla­nos. La mu­jer tu­vo que ser aten­di­da por los ser­vi­cios mé­di­cos al su­frir un ata­que de ner­vios al co­no­cer que su ma­ri­do era quien pi­lo­ta­ba el avión si­nies­tra­do y que no ha­bía ac­ti­va­do el sis­te­ma de eyec­ción de la ca­bi­na.

Bor­ja Ay­bar era natural de Puertollano (Ciu­dad Real), en don­de re­si­dió has­ta los 12 años, mo­men­to en el que sus pa­dres tu­vie­ron que tras­la­dar­se a vi­vir a San­ta Po­la (Ali­can­te) por mo­ti­vos la­bo­ra­les. Así lo ha con­fir­ma­do a Efe una pri­ma del ca­pi­tán ma­lo­gra­do, quien ha ex­pli­ca­do que, ya des­de pe­que­ño, «siem­pre tu­vo una gran ilu­sión por vo­lar» y, con ese pro­pó­si­to, in­gre­só en el Ejér­ci­to a los 18 años «has­ta con­ver­tir­se en un ex­per­to pi­lo­to».

Pre­ci­sa­men­te por es­ta cir­cuns­tan­cia, acre­di­ta­da con las 1.238 ho­ras de vue­lo con las que con­ta­ba, 681 de ellas en Eu­ro­figh­ter y el res­to en ca­za, en la fa­mi­lia es­tán con­ven­ci­dos que si no ha ac­ti­va­do el man­do pa­ra sal­tar del avión, ha si­do pa­ra evi­tar una des­gra­cia ma­yor y des­viar la caí­da del apa­ra­to en la mis­ma ba­se de Los Lla­nos.

Ay­bar es­tu­vo en el Ala-11 del Ejér­ci­to del Ai­re en­tre los años 2010 y 2013, en el Ala 14 de Al­ba­ce­te en­tre 2013 y 2015 y en el Ala 13 en­tre 2015 y 2017, y ha­bía re­gre­sa­do al Ala 14 de Al­ba­ce­te el pa­sa­do mes de sep­tiem­bre.

Lu­to en San­ta Po­la y Puertollano

El pi­lo­to fa­lle­ci­do era hi­jo úni­co y acu­día a San­ta Po­la a vi­si­tar a sus pa­dres con mu­cha fre­cuen­cia. Una pa­tru­lla de la Po­li­cía Lo­cal acu­dió a la re­si­den­cia de los pa­dres por si era ne­ce­sa­ria asis­ten­cia mé­di­ca o psi­co­ló­gi­ca. Fi­nal­men­te ha si­do aten­di­da la ma­dre. Por ello, la al­cal­de­sa del mu­ni­ci­pio ali­can­tino ade­lan­tó que hoy de­ba­ti­rán en Jun­ta de Go­bierno los ac­tos de ho­me­na­je a rea­li­zar.

Tam­bién la al­cal­de­sa de Puertollano tras­la­dó su pé­sa­me a la fa­mi­lia del ca­pi­tán. «En nom­bre de la cor­po­ra­ción y de la ciu­dad de Puertollano, que­re­mos mos­trar­le nues­tro apo­yo y so­li­da­ri­dad a su fa­mi­lia, co­no­ci­da por mu­chos de no­so­tros», es­cri­bió en un co­mu­ni­ca­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.