PONTECESO

LA CU­NA DE PON­DAL OFRE­CE PA­RA­JES ÚNI­COS RE­PRE­SEN­TA LA SIM­BIO­SIS PER­FEC­TA EN­TRE EL MAR Y LA TIE­RRA, EL PA­TRI­MO­NIO Y LA GAS­TRO­NO­MÍA, LA CUL­TU­RA Y LA HIS­TO­RIA

La Voz de Galicia (Barbanza) - Especiales1 - - Portada - T. LONGUEIRA TEXTO / J. M. CASAL, ANA GARCÍA FO­TOS

En pleno co­ra­zón de Ber­gan­ti­ños y de la Costa da Mor­te se al­za Ponteceso, una lo­ca­li­dad que aú­na to­do aque­llo que el turista an­sía: mar y tie­rra, gas­tro­no­mía y un ri­co pa­tri­mo­nio, cul­tu­ra e his­to­ria. Cu­na del gran Eduar­do Pon­dal, pi­lar fun­da­men­tal del Re­xur­di­men­to y au­tor del himno ga­le­go, su fun­da­ción ha sa­bi­do de­fen­der el mag­ní­fi­co y ri­co le­ga­do del poe­ta y re­pre­sen­ta el aval pa­ra po­ner en va­lor el pa­sa­do, pe­ro pen­san­do en las ge­ne­ra­cio­nes fu­tu­ras. Ponteceso es tie­rra de colores y con­tras­tes. Mon­te Bran­co es el lu­gar perfecto pa­ra abra­zar la in­men­si­dad. Al fondo, la Ba­rra do An­llóns, prin­ci­pal pan­ta­lla flu­vial de Ber­gan­ti­ños, que se fu­sio­na con el Atlán­ti­co de­jan­do una es­tam­pa úni­ca al vi­si­tan­te. Su es­tua­rio es un ri­co em­pla­za­mien­to pa­ra los aman­tes de la or­ni­to­lo­gía.

Gas­tro­no­mía.

A ocho ki­ló­me­tros de Ponteceso se en­cuen­tra Cor­me. Su fa­ro, O Ron­cu­do, es el prin­ci­pal ac- ti­vo y atrac­ti­vo. Lu­gar don­de el mar gol­pea con fuer­za y de cu­yas ro­cas se ex­trae, di­cen, el me­jor per­ce­be del mun­do. Cien­tos de tu­ris­tas acu­den ca­da mes de ju­lio y de di­ciem­bre al arran­que de cam­pa­ña. Aquí se dis­fru­ta, co­mo en nin­gu­na otra par­te de un ar­te, el de per­ce­bei­ro, que aú­na es- fuer­zo, pe­li­gro y es­pec­tácu­lo a par­tes igua­les.

Sen­de­ris­mo.

Hay sen­das, ru­tas y andainas que in­vi­tan a uno a per­der­se. En­tor­nos dig­nos de la me­jor fo­to­gra­fía, de la me­jor pues­ta de sol. El tra­mo del Ca­mi­ño dos Fa­ros es, sen­ci­lla­men­te, un re­ga­lo pa­ra la vis­ta y pa­sear jun­to al An­llóns su­po­ne un lu­jo al al­can­ce de cual­quie­ra.

Au­to­ca­ra­va­nis­mo.

Ponteceso ha sa­bi­do dar res­pues­ta al in­ci­pien­te tu­ris­mo de au­to­ca­ra­va­na. Fue de los pri­me­ros en ha­bi­li­tar un área es­pe­cí­fi­ca jun­to al Mu­seo Et­no­lú­di­co de Ga­li­cia. Y en bre­ve ha­brá otra a la en­tra­da de Cor­me, jun­to al co­le­gio As For­ca­das.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.