Es­te hotel es gra­tis

Un nue­vo mo­de­lo pa­ra alo­jar­te en tus des­pla­za­mien­tos. Ca­da vez son más los es­pa­ño­les que op­tan por el in­ter­cam­bio de domicilios, en lo que su­po­ne otra vuel­ta de tuer­ca a los mo­de­los de eco­no­mía co­la­bo­ra­ti­va. Exis­ten por­ta­les en los que no se ne­ce­si­ta ni d

La Voz de Galicia (A Coruña) - Internet y Redes Sociales - - Portada - TEX­TO: FRAN BA­LA­DO

Una nue­va app pa­ra via­je­ros ha­ce la com­pe­ten­cia a Airbnb

El afian­za­mien­to del con­su­mo co­la­bo­ra­ti­vo es­tá ge­ne­ran­do una au­tén­ti­ca re­vo­lu­ción en de­ter­mi­na­dos sec­to­res de ser­vi­cios. Ca­da vez más. La for­ma de via­jar, de alo­jar­se, de co­mer o de sa­lir a co­no­cer una ciu­dad es­tá cam­bian­do apre­su­ra­da­men­te. Mu­chos via­je­ros op­tan por ale­jar­se de las ex­pe­rien­cias tra­di­cio­na­les y pre­fie­ren com­par­tir gas­tos de des­pla­za­mien­to subidos a un Blab­lacar (más ba­ra­to, y ge­ne­ral­men­te más ameno) o una ex­pe­rien­cia de alo­ja­mien­to di­fe­ren­te a tra­vés de Airbnb, o si­mi­la­res, con las que li­brar­se de al­gu­nos de los cor­sés que to­da­vía man­tie­nen al­gu­nos ho­te­les. Pe­ro en to­das es­tas fór­mu­las siem­pre exis­te una transac­ción eco­nó­mi­ca. Un in­ter­cam­bio mo­ne­ta­rio que le res­ta po­ten­cia al utó­pi­co con­cep­to de co­la­bo­ra­ti­vo. El co­la­bo­ra­cio­nis­mo, en su má­xi­ma ex­pre­sión, ten­dría que con­sis­tir en abrir a al­guien las puer­tas de una ca­sa a cam­bio de que ese al­guien abra las de la su­ya en un fu­tu­ro. Sin di­ne­ro de por me­dio.

Es­to es pre­ci­sa­men­te lo que pro­po­ne Nights­wap­ping, que le da una nue­va vuel­ta de tuer­ca al mer­ca­do. La fór­mu­la de fun­cio­na­mien­to es sen­ci­lla, y va recogida en su pro­pio nom­bre (en in­glés, night swap­ping se pue­de tra­du­cir co­mo true­que o in­ter­cam­bio de no­ches). «Los an­fi­trio­nes de la pla­ta­for­ma no ga­nan di­ne­ro por hos­pe­dar, ga­nan el mis­mo nú­me­ro de no­ches que no­ches se hos­pe­da el via­je­ro. Gra­cias a es­tas no­ches, el an­fi­trión po­drá via­jar des­pués a la ca­sa de otro miem­bro de la co­mu­ni­dad, a cual­quier des­tino y en cual­quier fe­cha», ex­pli­ca Raúl Sán­chez, res­pon­sa­ble de co­mu­ni­ca­ción del por­tal, que en el 2014 fue ele­gi­da star­tup del año por Next Tou­ris­me

El via­je­ro so­lo tie­ne que afron­tar 9,90 eu­ros en gas­tos de ges­tión, que de­ben abo­nar­se en el mo­men­to en el que se efec­túa la re­ser­va, y que son in­de­pen­dien­tes del nú­me­ro de no­ches y per­so­nas que se va­yan a alo­jar. Es de­cir, que si los cua­tro miem­bros de una fa­mi­lia se quie­ren alo­jar una se­ma­na en una ca­sa, tan so­lo ten­drán que pa­gar es­tos 9,90 eu­ros. Por su­pues­to, ad­quie­ren el com­pro­mi­so de ce­der en el fu­tu­ro su vi­vien­da a otras cua­tro per­so­nas du­ran­te el mis­mo pe­rio­do de tiem­po. Pa­ra que no exis­ta lu­gar a error, es­te mo­de­lo fun­cio­na con una mo­ne­da vir­tual que se lla­ma la no­che, y que úni­ca­men­te se acu­mu­lan abrien­do las puer­tas de ca­sa a hués­pe­des, y que so­lo se gas­ta alo­ján­do­se en vi­vien­das de otros.

Exis­ten tres po­si­bi­li­da­des: true­que en ha­bi­ta­ción de in­vi­ta­dos (es de­cir, hos­pe­dar­se en ca­sa de al­guien cuan­do él es­tá den­tro), true­que re­cí­pro­co (voy a ca­sa de al­guien jus­to cuan­do ese al­guien vie­ne a mi ca­sa) y true­que en alo­ja­mien­to com­ple­to (hos­pe­dar­se en una vi­vien­da va­cía). Cual­quie­ra de ellas «es to­tal­men­te le­gal», afirma Raúl Sán­chez. A la ho­ra de efec­tuar la re­ser­va, tan­to los hués­pe­des co­mo los an­fi­trio­nes que­dan cu­bier­tos por un se­gu­ro. El éxi­to del mo­de­lo an­ti­mo­ne­ta­rio tam­bién es­tá pre­sen­te en otros por­ta­les, co­mo Guest to Guest, la pri­me­ra red de in­ter­cam­bio de ca­sas, con un fun­cio­na­mien­to muy si­mi­lar. La mo­ne­da vir­tual em­plea­da en es­ta web de in­ter­cam­bios de vi­vien­das son los Gues­tPoints. Ca­da miem­bro de la co­mu­ni­dad le otor­ga un va­lor a su vi­vien­da en fun­ción de la ubi­ca­ción, me­tros cua­dra­dos y otros ex­tras que pue­da te­ner. Cuan­do re­ci­be hués­pe­des acu­mu­la es­tos pun­tos, que más ade­lan­te po­drá uti­li­zar pa­ra alo­jar­se den­tro de la red.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.