Do­min busca un fu­tu­ro sin ba­las per­di­das

Ro­dea­do por la vio­len­cia de Río de Ja­nei­ro y per­ju­di­ca­do por la cri­sis de Bra­sil, el co­ci­ne­ro ou­ren­sano Do­min Fe­rrei­ro cree que ya es la ho­ra de re­gre­sar

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mercados - - EMPRESAS - www. g l o b a l g a l i c i a . o rg Mar­cos Fi­dal­go

Ca­si to­das las no­ches, Do­min Fe­rrei­ro es­cu­cha des­de su ca­sa en Río de Ja­nei­ro los dis­pa­ros de fu­si­les y ame­tra­lla­do­ras, ade­más de ver las ba­las cru­zan­do el cie­lo de una fa­ve­la a otra. Na­tu­ral de Ou­ren­se, el co­ci­ne­ro ex­pli­ca que son los di­fe­ren­tes gru­pos cri­mi­na­les dis­pu­tán­do­se el es­pa­cio pa­ra el con­trol del trá­fi­co de dro­gas.

Cer­ca­do por la vio­len­cia y afec­ta­do por la cri­sis fi­nan­cie­ra de Bra­sil, Do­min de­ci­dió ha­ce un par de me­ses que lo mejor pa­ra él y su fa­mi­lia es re­gre­sar a Ga­li­cia. Su in­ten­ción, en un prin­ci­pio, es ir por de­lan­te y lle­var des­pués a su com­pa­ñe­ra sen­ti­men­tal y al ni­ño de dos años que tie­nen en co­mún, a quien quie­re ga­ran­ti­zar «una edu­ca­ción dig­na y un fu­tu­ro li­bre de ba­las per­di­das».

Do­min lle­gó a Bra­sil en el 2004, con la idea de pa­sar una tem­po­ra­da y re­cu­pe­rar­se de una se­pa­ra­ción. Pe­ro cuan­do iba a re­gre­sar, re­ci­bió una pro­pues­ta pa­ra tra­ba­jar en un res­tau­ran­te y aca­bó asen­tán­do­se en Rio de Ja­nei­ro. Al mis­mo tiem­po, em­pe­zó a des­ta­car en la ela­bo­ra­ción de pae­llas y pul­po a la ga­lle­ga pa­ra even­tos pri­va­dos. Pe­ro aho­ra, con la cri­sis, mu­chos clien­tes que le con­tra­ta­ban han de­ja­do de ha­cer­lo. «Con ello, co­men­cé a te­ner di­fi­cul­ta­des pa­ra pa­gar mis fac­tu­ras y tu­ve que mu­dar­me a un ba­rrio peor, per­dien­do ca­li­dad de vi­da».

Es­te ou­ren­sano se­ña­la que las di­fe­ren­cias en­tre Bra­sil y Ga­li­cia son in­men­sas. «A pe­sar de que Ga­li­cia su­fre aún con las re­mi­nis­cen­cias de un pa­sa­do ca­ci­quil y pro­ble­mas de co­rrup­ción en el seno po­lí­ti­co, Bra- sil es un ca­so apar­te. Aquí se des­vía to­do, el di­ne­ro pú­bli­co des­apa­re­ce co­mo por ar­te de ma­gia».

En Ga­li­cia, Do­min pla­nea que­dar­se en ca­sa de su ma­dre, en Ou­ren­se, pa­ra des­pués bus­car op­cio­nes en A Co­ru­ña o Vi­go, don­de tie­ne ami­gos y con­tac­tos la­bo­ra­les. Re­co­no­ce que «son mu­chos años en los tró­pi­cos y ya es ho­ra de vol­ver». Pa­ra él, «Bra­sil no es un país pa­ra ha­cer las Américas. Y ade­más, soy ga­lle­go y la mo­rri­ña pe­sa».

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.