SU­BRO­GA­CIÓN Y CON­VE­NIO COLECTIVO

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mercados - - EMPRESAS -

Una em­pre­sa se ha su­bro­ga­do en la actividad de mi em­pre­sa y pre­ten­de mo­di­fi­car el con­ve­nio colectivo que has­ta aho­ra se nos ve­nía apli­can­do. Pue­den ha­cer­lo?

El art. 44 del ET en su apar­ta­do cuar­to re­co­ge que, sal­vo pac­to en con­tra­rio, las re­la­cio­nes la­bo­ra­les de los tra­ba­ja­do­res afec­ta­dos por la su­ce­sión se­gui­rán ri­gién­do­se por el con­ve­nio colectivo que en el mo­men­to de la trans­mi­sión fue­re de apli­ca­ción en la em­pre­sa, cen­tro de tra­ba­jo o uni­dad pro­duc­ti­va au­tó­no­ma trans­fe­ri­da. Es­ta apli­ca­ción se man­ten­drá has­ta la fe­cha de ex­pi­ra­ción del con­ve­nio colectivo de ori­gen o has­ta la en­tra­da en vi­gor de otro nue­vo que re­sul­te apli­ca­ble a la en­ti­dad eco­nó­mi­ca trans­mi­ti­da.

De es­ta for­ma, se apli­ca el con­ve­nio colectivo has­ta la fe­cha en el que el mis­mo de­cai­ga. A par­tir del mo­men­to en que ca­rez­ca de vi­gen­cia, es de apli­ca­ción el con­ve­nio colectivo de la nue­va em­pre­sa.

En to­do ca­so, el res­pe­to a los de­re­chos la­bo­ra­les y de se­gu­ri­dad so­cial que pro­cla­ma el art. 44.1 ET res­pec­to del per­so­nal afec­ta­do por una su­ce­sión de em­pre­sas, en mo­do al­guno ha de su­po­ner la pe­tri­fi­ca­ción de las con­di­cio­nes de tra­ba­jo que en di­cha fe­cha tu­vie­ran re­co­no­ci­das por un con­cre­to con­ve­nio colectivo, las cua­les po­drán ser mo­di­fi­ca­das en tan­to en cuan­to va­ríe el con­ve­nio que les re­sul­te apli­ca­ble con arre­glo a lo dis­pues­to en el art. 44.4, y sin que en mo­do al­guno de­ban man­te­ner­se las mis­mas co­mo cláu­su­las ad per­so­nam. En ca­so de que no exis­tie­se un pos­te­rior con­ve­nio apli­ca­ble re­sul­ta­ría de apli­ca­ción la doc­tri­na que con­tie­ne la Sen­ten­cia del Tri­bu­nal Su­pre­mo de fe­cha 22-12-2014, pues en di­cha resolución se es­ti­ma­ron con­trac­tua­li­za­das las cláu­su­las de un con­ve­nio colectivo cuan­to el mis­mo ha­bía per­di­do su vi­gen­cia por el trans­cur­so del pla­zo de ul­tra­ac­ti­vi­dad, sin que se hu­bie­se ne­go­cia­do un do­cu­men­to del mis­mo ám­bi­to o in­fe­rior y sin que exis­tie­se un con­ve­nio de ám­bi­to su­pe­rior que re­sul­ta­se de apli­ca­ción, lo que en el su­pues­to plan­tea­do no su­ce­de, pues sí hay con­ve­nio apli­ca­ble.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.