CÁR­NI­CAS DO­MÍN­GUEZ APUES­TA POR FU­SIO­NAR TRA­DI­CIÓN Y CA­LI­DAD

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mercados - - PORTADA - Pa­tri­cia Blan­co

Ha­ce 28 años em­pe­za­ron a ha­cer cho­ri­zos en una ca­sa fa­mi­liar ubi­ca­da en el mu­ni­ci­pio de Vi­mian­zo Cár­ni­cos Do­mín­guez ma­ne­ja hoy más de 300 lí­neas de pro­duc­to Dis­tri­bu­yen a to­da Ga­li­cia y han in­cor­po­ra­do el por­co cel­ta

Hay gran­des pro­yec­tos ges­ta­dos en pe­que­ños rin­co­nes, im­pul­sa­dos por pe­que­ños pa­sos, por una pri­me­ra idea. Por un «qui­zás». Es­te es un ejem­plo de ello. Pro­duc­tos Cár­ni­cos Do­mín­guez, em­pre­sa que hoy da tra­ba­jo a una trein­te­na de per­so­nas, echó a an­dar en el año 1989, en la ca­sa fa­mi­liar de una pe­que­ña lo­ca­li­dad del mu­ni­ci­pio co­ru­ñés de Vi­mian­zo: O Sis­to (Baí­ñas). En­ton­ces, Vi­cen­te Do­mín­guez y su mu­jer, Ana Isa­bel Rey, se lan­za­ron a ha­cer cho­ri­zos ar­te­sa­nal­men­te. No lo sa­bían en ese mo­men­to, pe­ro ha­bía em­pe­za­do a ger­mi­nar así la se­mi­lla de un pro­yec­to que ac­tual­men­te es re­fe­ren­cia, en ca­li­dad, tiem­po y dis­tri­bu­ción a to­da la co­mu­ni­dad.

Los tra­di­cio­na­les Cho­ri­zos de Do­mín­guez —co­mo se les co­no­ce en la Cos­ta da Mor­te— son, de he­cho, el pro­duc­to que si­gue rei­nan­do con el pa­so del tiem­po en el am­plio ca­tá­lo­go que ma­ne­ja la em­pre­sa. Así, 28 años des­pués de aque­llas pri­me­ras la­bo­res, des­de O Sis­to tra­ba­jan más de 300 lí­neas di­fe­ren­tes, ya sea en fres­cos, con­ge­la­dos, ela­bo­ra­dos, em­bu­ti­dos, ibé­ri­cos, sa­la­zón o, tam­bién, gour­met. Ha­ce ya un tiem­po que se han aden­tra­do en el mer­ca­do de las de­no­mi­na­das car­nes de ca­li­dad, con muy bue­na acep­ta­ción. Chu­le­to­nes de ter­ne­ra o de va­ca ru­bia ga­lle­ga, por ejem­plo.

Una de las úl­ti­mas novedades, tal y co­mo de­ta­lla Vi­cen­te, ha si­do el he­cho de em­pe­zar a tra­ba­jar con por­co cel­ta, man­jar de la fi­lo­so­fía slow. «De mo­men­to aín­da é moi mi- no­ri­ta­rio, pe­ro a quen o pro­ba gús­ta­lle. É máis caro, máis ou me­nos an­da so­bre o pre­zo do ibé­ri­co», ex­pli­ca el fun­da­dor y ge­ren­te. Sus pro­duc­tos lle­gan ya a to­da Ga­li­cia, aun­que des­ta­ca es­pe­cial­men­te la dis­tri­bu­ción en el área de la pro­vin­cia de A Co­ru­ña. Lle­gan asi­mis­mo a va­rias de las gran­des ciu­da­des de Es­pa­ña.

Son ne­ce­sa­rios unos 175 cer­dos a la se­ma­na, siem­pre ad­qui­ri­dos a em­pre­sas ga­lle­gas, pug­nan­do así por una tie­rra que tam­bién ali­men­tan a ba­se de ge­ne­rar em­pleo, to­da vez que la ma­yo­ría de sus tra­ba­ja­do­res son del pro­pio mu­ni­ci­pio de Vi­mian­zo o de otros ve­ci­nos, co­mo Dum­bría. Do­mín­guez abas­te­ce a más de un mi­llar lar­go de clien­tes, en­tre los que la hostelería si­gue sien­do el que ma­yor por­cen­ta­je ocu­pa, aun­que tam­bién dis­tri­bu­yen a su­per­mer­ca­dos y tien­das, ha­cien­do del tra­to di­rec­to y del tra­ba­jo a pie de ca­lle otra gran ba­za.

CO­MO SIEM­PRE, PE­RO ME­JOR

El res­pe­to a la tra­di­ción y a la ca­li­dad del pro­duc­to, sin llo­rar­le el di­ne­ro a la mer­can­cía, son dos de los pi­la­res que han ve­ni­do sos­te­nien­do la em­pre­sa en to­do es­te tiem­po. En cuan­to a los cho­ri­zos, por ejem­plo, ya con­ta­ba Vi­cen­te ha­ce un tiem­po que la cla­ve es­ta­ba en se­guir ha­cién­do­los «co­ma to­da a vi­da», con el sa­bor de lo ge­nuino, de aque­llo que sa­be, de lo na­tu­ral. En caso de cam­biar al­go, que sea pa­ra me­jor. Es así co­mo la lí­nea de sus pro­duc­tos ha ido cre­cien­do y co­mo han tra­ta­do tam­bién de adap­tar su ser­vi­cio pa­ra el con­su­mo de car­ne con las nue­vas for­mas de vi­da de la so­cie­dad: es­to es, me­nos con­cen­tra­ción de sa­les, ahu­ma­dos más fi­nos, en­va­sa­dos ac­tua­li­za­dos... To­do lo ade­re­zan en O Sis­to con el to­que jus­to de in­no­va­ción y crea­ti­vi­dad. Así, ha te­ni­do gran éxi­to, so­bre to­do en los cen­tros edu­ca­ti­vos, su pio­ne­ro y ori­gi­nal Cho­cri­po­llo, un cho­ri­zo crio­llo 100 % de car­ne de po­llo y ade­más ba­jo en gra­sa. Ham­bur­gue­sas y des­pie­ces di­ver­sos sa­len tam­bién de es­ta em­pre­sa que em­pe­zó en una ca­sa fa­mi­liar.

| J. M. CA­SAL

Jun­to a los tra­di­cio­na­les cho­ri­zos, Do­mín­guez se ha in­ter­na­do en el mer­ca­do de las se­lec­tas car­nes de ca­li­dad.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.