¿Flo­ta sobre gas el Ca­ri­be co­lom­biano?

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mercados - - CARTAS DESDE EL MUNDO - Héc­tor Es­te­pa

Lo­ca­li­zan a 3.600 me­tros de pro­fun­di­dad el ma­yor ya­ci­mien­to en 28 años Los ex­per­tos creen que la zo­na po­dría al­ber­gar una gran pro­vin­cia ga­sí­fe­ra y con­ver­tir al país en ex­por­ta­dor

Jú­bi­lo in­di­si­mu­la­do en Co­lom­bia. El presidente Juan Manuel San­tos anun­ció ha­ce unos días el ma­yor des­cu­bri­mien­to de gas en los últimos 28 años. «Con es­te ya­ci­mien­to se des­pe­ja el pa­no­ra­ma en cuan­to al abas­te­ci­mien­to en el país. Nues­tras re­ser­vas al­can­zan pa­ra diez años más», ar­gu­men­tó el man­da­ta­rio. El ha­llaz­go se ha pro­du­ci­do ba­jo las aguas del mar Ca­ri­be, a más de 3.600 me­tros de pro­fun­di­dad. Se tra­ta de un po­zo, en in­ter­va­los, que equi­va­le a la al­tu­ra de un edi­fi­cio de en­tre 26 y 36 pi­sos. Ha si­do bau­ti­za­do co­mo Gor­gon-1.

El des­cu­bri­mien­to fue rea­li­za­do por las com­pa­ñías Eco­pe­trol (es­ta­tal co­lom­bia­na) y Ana­dar­ko (es­ta­dou­ni­den­se), que par­ti­ci­pa­rán del po­zo a par­tes igua­les. No es el úni­co ha­llaz­go que se ha re­gis­tra­do en la zo­na. Exis­ten prue­bas de gran­des can­ti­da­des de gas en al me­nos dos po­zos cer­ca­nos, lo que ha­ce pen­sar a los ex­per­tos en la exis­ten­cia de una pro­vin­cia ga­sí­fe­ra en esa zo­na del Ca­ri­be co­lom­biano. «Eso po­si­bi­li­ta­ría que el país pue­da cons­ti­tuir­se en un ex­por­ta­dor de gas», ex­pli­ca el abo­ga­do Cé­sar Lor­duy, ex­per­to en el sec­tor.

Aun­que to­da­vía es pron­to pa­ra eva­luar la can­ti­dad de ma­te­ria pri­ma que po­drá ex­traer­se, las fil­tra­cio­nes rea­li­za­das apun­tan a unos po­si­bles re­cur­sos ini­cia­les de en­tre 500 mi­llo­nes y 800 mi­llo­nes de ba­rri­les equi­va­len­tes (cru­do y gas). Son, sin du­da, bue­nas noticias pa­ra las ciu­da­des del Ca­ri­be co­lom­biano. Es­pe­cial­men­te pa­ra Ba­rran­qui­lla. El Go­bierno pien­sa en esa ur­be co­mo se­de de un nue­vo cen­tro lo­gís­ti­co con el gas co­mo pro­ta­go­nis­ta. Es una ciu­dad al al­za, es­po­lea­da por su mo­derno puerto ma­rí­ti­mo.

San­tos des­ta­có tam­bién la buena salud de la in­ver­sión en Co­lom­bia: «En es­te Go­bierno son más de 800 em­pre­sas nue­vas las que han in­ver­ti­do en el país más de 39.000 mi­llo­nes de dó­la­res», se­ña­ló. La in­ver­sión en el sec­tor de hi­dro­car­bu­ros tie­ne tam­bién pro­ta­go­nis­ta es­pa­ñol. Rep­sol, jun­to a Eco­pe­trol, ha ade­lan­ta­do la per­fo­ra­ción de un po­zo al Nor­te del Ca­ri­be.

Bogotá se ha em­pe­ña­do en atraer nue­vos in­ver­so­res, tra­tan­do de trans­mi­tir se­gu­ri­dad tras la fir­ma del acuer­do de paz con la gue­rri­lla de las Farc. No es­tá sien­do un pro­ce­so sen­ci­llo. En las re­gio­nes más re­mo­tas con­ti­núan ope­ran­do pa­ra­mi­li­ta­res, la gue­rri­lla del Ejér­ci­to de Li­be­ra­ción Na­cio­nal (ELN) y nar­co­tra­fi­can­tes.

Otra cuestión es la re­sis­ten­cia de las co­mu­ni­da­des a mi­nas y pro­yec­tos pe­tro­le­ros. «En Ca­ja­mar­ca, la mi­ne­ra sud­afri­ca­na An­glo­gold su­frió un tras­piés por­que se dio una con­sul­ta po­pu­lar y la po­bla­ción vo­tó en con­tra de esa mina, una de las más gran­des de oro que ha­bría exis­ti­do en el mun­do. Eso es­tá pa­san­do tam­bién en mu­chos lu­ga­res don­de se ex­plo­ta petróleo. Hay mu­chas di­fi­cul­ta­des por pro­tes­tas de in­dí­ge­nas y de las co­mu­ni­da­des», co­men­ta el ana­lis­ta Ca­mi­lo Sil­va, de la agen­cia Va­lo­ra In­ver­sio­nes.

El sec­tor de hi­dro­car­bu­ros pi­de, ade­más, no lan­zar las cam­pa­nas al vue­lo con el nue­vo des­cu­bri­mien­to. Mu­chos ex­per­tos creen que el fan­tas­ma del des­abas­te­ci­mien­to de gas no ha des­apa­re­ci­do. Los nue­vos po­zos no po­drán ex­plo­tar­se has­ta den­tro de cua­tro o seis años. Y ade­más, re­cuer­dan, en al­gu­nas oca­sio­nes los pro­ce­sos de com­pro­ba­ción del gas exis­ten­te en los ya­ci­mien­tos «traen sor­pre­sas ma­las».

DE­PEN­DEN­CIA

«No­so­tros so­mos un país muy de­pen­dien­te del petróleo y del gas», ad­mi­te Sil­va. Y lo cier­to es que Co­lom­bia aún in­ten­ta re­cu­pe­rar­se del gol­pe que su­pu­so la ba­ja­da de los pre­cios del petróleo. Lo ha he­cho a tra­vés de subidas de im­pues­tos. De ahí la gran es­pe­ran­za que el ha­llaz­go ha des­per­ta­do en­tre la po­bla­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.