Y ellos,¿de qué se ope­ran?

La Voz de Galicia (A Coruña) - Salud - - En Portada - TEX­TO: BEA ABE­LAI­RAS

Los es­pe­cia­lis­tas en es­té­ti­ca ase­gu­ran que Ga­li­cia es la sex­ta co­mu­ni­dad en de­man­da de tra­ta­mien­tos. Ca­da vez son más los hom­bres que se acer­can a unas con­sul­tas en las que el diag­nós­ti­co y ase­so­ra­mien­to pre­vio son cru­cia­les. La pér­di­da de pe­lo y las se­ña­les del pa­so del tiem­po son lo que más preo­cu­pa.

La doc­to­ra Car­men Fer­nán­dez es vi­ce­pre­si­den­ta de la So­cie­dad Es­pa­ño­la de Me­di­ci­na Es­té­ti­ca y for­ma par­te de los equipo mé­di­cos de la clí­ni­ca Fe­rre­ras de Fe­rrol y de la Gar­cía Ba­rrei­ro de A Co­ru­ña, don­de cons­ta­ta a dia­rio que ca­da vez son más los hom­bres que pi­den un cam­bio es­té­ti­co. La pér­di­da del pe­lo es la preo­cu­pa­ción más ge­ne­ra­li­za­da y no son po­cos los que en­tran en las con­sul­tas pre­gun­tan­do por un tras­plan­te ca­pi­lar, que so­lo se pue­de lle­var a ca­bo en un 25 % de los ca­sos. «Hay que rea­li­zar una se­rie de ana­lí­ti­cas, ha­cer un diag­nós­ti­co so­bre las cau­sas de la pér­di­da de pe­lo y va­lo­rar otros tra­ta­mien­tos pre­vios con me­di­ca­ción, que pue­den ser efec­ti­vos», pre­ci­sa es­ta es­pe­cia­lis­ta.

El bó­tox, los pro­gra­mas pa­ra eli­mi­nar las man­chas del pa­so del tiem­po en la ca­ra y los re­lle­nos com­ple­tan el rán­king en me­di­ci­na es­té­ti­ca. Y en cuan­to a la ci­ru­gía, las rei­nas son la ri­no­plas­tia, las ope­ra­cio­nes de orejas, la ble­fa­ro­plas­tia (ci­ru­gía en los pár­pa­dos) y la li­po­suc­ción. Car­men re­co­no­ce que los hom­bres son bue­nos pacientes, por­que son cons­tan­tes y más «obe- dien­tes que las mu­je­res». De he­cho, ase­gu­ra que cuan­do co­mien­zan una ru­ti­na con cre­mas u otros cui­da­dos no sue­len aban­do­nar­la. «El re­sul­ta­do de cual­quier tra­ta­mien­to mé­di­co es­té­ti­co es­tá orien­ta­do a man­te­ner la na­tu­ra­li­dad, así que debe ser siem­pre per­so­na­li­za­do, por eso in­sis­ti­mos en los cui­da­dos tras el tra­ta­mien­to o la ope­ra­ción, de­ben de in­cluir­se en la ru­ti­na de for­ma que nos man­ten­ga­mos con un as­pec­to re­la­ja­do y sa­lu­da­ble», pun­tua­li­za una ex­per­ta que re­cuer­da que «que­dan muy le­jos los ex­ce­sos y los tra­ta­mien­tos exa­ge­ra­dos, ni si­quie­ra la me­ta es pa­re­cer más jó­ve­nes, sino lle­var muy bien nues­tra edad».

Por eso in­sis­te en la necesidad de rea­li­zar un «buen diag­nós­ti­co, el co­no­ci­mien­to ana­tó­mi­co de los cam­bios que se pro­du­cen con la edad, el uso de ma­te­ria­les de pri­me­ra ca­li­dad y las ma­nos de un ex­per­to». Car­men pre­ci­sa que no hay más de­man­da por eda­des en­tre ellos: «Pue­de pa­re­cer que los jó­ve­nes se arre­glan, pe­ro tam­bién los se­ño­res de 50 o 60 quie­ren es­tar bien».

En Fe­rrol otra clí­ni­ca, Pa­tri­cia Anei­ros, re­ci­be a hom­bres bus­can­do una ima­gen me­jor pa­ra su son­ri­sa, otro de los cam­bios más desea­dos. «Es su prin­ci­pal preo­cu­pa­ción, por­que con el pa­so del tiem­po los dien­tes se acor­tan y se gas­tan. La so­lu­ción son unas ca­ri­llas de por­ce­la­na que sa­can has­ta diez años en la apa­rien­cia de la bo­ca», cuen­ta una pro­fe­sio­nal que usa sis­te­mas crea­dos por uni­ver­si­da­des co­mo la de Sid­ney. «Nues­tra pro­pues­ta es al­go si­mi­lar a una len­ti­lla rea­li­za­da en por­ce­la­na y el re­sul­ta­do es­té­ti­co es muy lla­ma­ti­vo».

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.