La pa­tro­nal re­cha­za, por an­ti­gua, la cláu­su­la de re­vi­sión sa­la­rial que exi­gen los sin­di­ca­tos

Las cen­tra­les quie­ren ga­ran­ti­zar el po­der ad­qui­si­ti­vo

La Voz de Galicia (Barbanza) - - Economía - J. M. CAMARERO

Los em­pre­sa­rios no es­tán dis­pues­tos a asu­mir el que se ha con­ver­ti­do en el prin­ci­pal es­co­llo en las con­ver­sa­cio­nes con los sin­di­ca­tos pa­ra ce­rrar un acuer­do mar­co pa­ra la ne­go­cia­ción co­lec­ti­va an­tes de que lle­gue el mes de agos­to: la cláu­su­la de re­vi­sión sa­la­rial. Es­to es, la po­si­bi­li­dad de que los suel­dos se in­cre­men­ten en ma­yor me­di­da del ran­go fi­ja­do en el pac­to si la in­fla­ción aca­ba el año por en­ci­ma de un ni­vel de­ter­mi­na­do, que po­si­ble­men­te se­ría el 2 %.

Pa­ra el vi­ce­pre­si­den­te de la CEOE, Antonio Ga­ra­men­di, es­ta cláu­su­la «es un con­cep­to an­ti­guo que no tie­ne sen­ti­do en el mun­do ac­tual». El tam­bién pre­si­den­te de la pa­tro­nal de las py­mes con­si­de­ra que no se pue­de po­ner co­mo lí­nea ro­ja es­ta me­di­da en un con­tex­to en el que la in­fla­ción no es una preo­cu­pa­ción eco­nó­mi­ca.

No opi­na lo mis­mo el re­cién ele­gi­do se­cre­ta­rio ge­ne­ral de Co­mi­sio­nes Obre­ras (CC. OO.), Unai Sor­do, quien ayer ad­mi­tió que, aun­que no es­tá pre­vis­to que el ín­di­ce de pre­cios suba más allá de ese 2 % es­te año, se tra­ta de una cláu­su­la que se de­be in­cluir «co­mo con­cep­to a fu­tu­ro», por­que «es re­co­men­da­ble que los sa­la­rios más ba­jos ten­gan una cier­ta ga­ran­tía de que no van a per­der po­der ad­qui­si­ti­vo».

Sor­do re­cor­dó que los in­cre­men­tos sa­la­ria­les que se pac­ten con la pa­tro­nal son so­lo re­co­men­da­cio­nes pa­ra la pos­te­rior ne­go­cia­ción in­di­vi­dual de con­ve­nios. Por eso, cree fun­da­men­tal que «las em­pre­sas y sec­to­res que se en­cuen­tren me­nos sin­di­ca­li­za­dos» cuen­ten con es­ta cláu­su­la de re­vi­sión sa­la­rial li­ga­da al IPC exi­gi­da por el sin­di­ca­to, co­mo me­di­da de pre­ven­ción a me­dio y lar­go pla­zo.

En cual­quier ca­so, el lí­der de Co­mi­sio­nes con­si­de­ra que, si no se in­cor­po­ra esa cláu­su­la, «to­das las pie­zas pue­den mo­ver­se». Es de­cir, que si los em­pre­sa­rios no quie­ren dar ga­ran­tías que vin­cu­len los sa­la­rios a la in­fla­ción, ten­drán que ac­ce­der a mo­di­fi­car la hor­qui­lla de in­cre­men­to que se es­tá ne­go­cian­do aho­ra, y que si­túa el cre­ci­mien­to de los suel­dos en­tre un 1,5 y un 2 %, en el ca­so de la pro­pues­ta de la pa­tro­nal, fren­te al al­za de en­tre el 1,8 y el 3 % que re­cla­man los sin­di­ca­tos.

Los pla­zos apre­mian

La ne­go­cia­ción co­lec­ti­va afron­ta su úl­ti­ma fa­se de con­ver­sa­cio­nes, con am­bas par­tes dis­pues­tas a lle­gar a un acuer­do es­te mes. Más allá del ve­rano «no tie­ne sen­ti­do», se­gún Unai Sor­do, por­que se tra­ta de re­co­men­da­cio­nes sa­la­ria­les pa­ra es­te 2017. «Si no se lo­gra an­tes, se­ría un pac­to de car­tón pie­dra, por­que no ten­dría via­bi­li­dad pa­ra los con­ve­nios que que­dan por ne­go­ciar en el se­gun­do se­mes­tre», afir­mó.

Los con­ve­nios de sec­tor y em­pre­sa for­ma­li­za­dos es­te año han re­co­gi­do un in­cre­men­to me­dio de los suel­dos de un 1,27 %, se­gún el úl­ti­mo da­to ofre­ci­do por el Mi­nis­te­rio de Em­pleo.

Los re­pre­sen­tan­tes de los tra­ba­ja­do­res pi­den que los suel­dos suban más si no se vin­cu­lan al IPC

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.