«La pri­me­ra vez tras el ac­ci­den­te fue muy du­ro co­ger la bi­ci­cle­ta»

La Voz de Galicia (Barbanza) - - Galicia - A. P., L. L.

Hace tres años Jo­sé An­to­nio vio pa­sar su vi­da por de­lan­te mien­tras pe­da­lea­ba en bi­ci­cle­ta. Su­frió un ac­ci­den­te pre­ci­sa­men­te cuan­do es­ta­ba en­tre­nán­do­se con ella. Ape­nas le que­da­ba un ki­ló­me­tro para lle­gar a su ca­sa cuan­do un con­duc­tor des­pis­ta­do abrió la puer­ta de su co­che sin mi­rar pre­via­men­te si ve­nía al­guien por la ca­rre­te­ra. Ya era tar­de para fre­nar. «Me la cla­vé en el cue­llo y sa­lí vo­lan­do. Lo nor­mal ha­bría si­do ma­tar­se, pe­ro aquí es­toy». A pe­sar de las se­cue­las que le han que­da­do, ha vuel­to a co­ger la bi­ci­cle­ta. «La pri­me­ra vez tras el ac­ci­den­te fue muy du­ro co­ger la bi­ci­cle­ta, pe­ro no se puede vi­vir con mie­do», ex­pli­ca Jo­sé An­to­nio, que no du­da en con­fir­mar que exis­te una gran fal­ta de res­pe­to en­tre los con­duc­to­res de co­ches y los ci­clis­tas que van por ca­rre­te­ra. «Hay ve­ces que vas por el ar­cén y aun ha­bien­do ca­rril de len­tos los con­duc­to­res no se

Ru­ta por O Bar­co

mo­les­tan en apar­tar­se un po­co para ade­lan­tar­nos. Creo que no son cons­cien­tes del ai­re que pro­du­ce un co­che al pa­sar cer­ca de un ci­clis­ta», co­men­ta can­sa­do de que no res­pe­ten el me­tro y me­dio de dis­tan­cia la­te­ral para ade­lan­tar. An­te es­to, «hay que em­pe­zar a po­ner mul­tas por­que pa­re­ce que es la úni­ca for­ma para que la gen­te res­pe­te las nor­mas», con­clu­ye.

L. VÁZ­QUEZ

Jo­sé An­to­nio Pé­rez.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.