Las fac­cio­nes de Li­bia pac­tan en Pa­rís un al­to el fue­go y elec­cio­nes en el 2018

Al Se­rraj y el ma­ris­cal Haf­ter se com­pro­me­ten a com­ba­tir las ma­fias de la mi­gra­ción

La Voz de Galicia (Barbanza) - - Internacional - FER­NAN­DO ITURRIBARRÍA

«La cau­sa de la paz en Li­bia ha he­cho un gran avan­ce», se ufa­nó ayer Em­ma­nuel Ma­cron de su nue­vo éxi­to di­plo­má­ti­co. Bajo los aus­pi­cios del pre­si­den­te fran­cés, el je­fe del Go­bierno de uni­dad na­cio­nal de Trí­po­li, Fa­yez al Se­rraj, y el ma­ris­cal Ja­li­fa Haf­tar, hom­bre fuer­te del ré­gi­men ins­ta­la­do en el es­te, acor­da­ron cer­ca de Pa­rís un al­to el fue­go y la ce­le­bra­ción de elec­cio­nes «cuan­to an­tes», en la pri­ma­ve­ra de 2018. «El pue­blo li­bio me­re­ce es­ta paz y el Me­di­te­rrá­neo la ne­ce­si­ta», pro­cla­mó el es­ta­dis­ta, que ha con­se­gui­do arran­car el ce­se de hos­ti­li­da­des y un en­ten­di­mien­to po­lí­ti­co a los dos gran­des ri­va­les de la era pos Ga­da­fi.

Ma­cron, que de­fen­dió la le­gi­ti­mi­dad po­lí­ti­ca o mi­li­tar de sus in­ter­lo­cu­to­res, sa­lu­dó la reac­ti­va­ción del acuer­do de Sji­rat (Ma­rrue­cos), fir­ma­do el 17 de di­ciem­bre de 2015, que has­ta aho­ra era le­tra muer­ta. Ase­gu­ró que ese tex­to se­gui­rá en vi­gor «a to­dos los efec­tos has­ta la ela­bo­ra­ción de una nue­va Cons­ti­tu­ción y la or­ga­ni­za­ción de elec­cio­nes». El me­dia­dor del Elí­seo en­sal­zó el «co­ra­je his­tó­ri­co» de los dos man­da­ta­rios li­bios al ha­ber adop­ta­do una de­cla­ra­ción con­jun­ta que sien­ta las ba­ses de una paz du­ra­de­ra «esen­cial pa­ra Eu­ro­pa» por el im­pac­to di­rec­to en la ame­na­za yiha­dis­ta y la cri­sis mi­gra­to­ria.

En el pri­me­ro de los diez pun­tos de la de­cla­ra­ción, los fir­man­tes pro­cla­man que la solución a la cri­sis li­bia so­lo pue­de ser po­lí­ti­ca co­mo re­sul­ta­do de un pro- ce­so de re­con­ci­lia­ción na­cio­nal. Esa di­ná­mi­ca in­clu­ye el re­gre­so de des­pla­za­dos y re­fu­gia­dos, así co­mo un sis­te­ma de justicia tran­si­cio­nal con com­pen­sa­cio­nes y am­nis­tía ge­ne­ral. El com­pro­mi­so mu­tuo se en­fo­ca a la cons­truc­ción de un Es­ta­do de de­re­cho «so­be­rano, ci­vil y de­mo­crá­ti­co», ga­ran­te de la se­pa­ra­ción y la trans­fe­ren­cia pa­cí­fi­ca de los po­de­res con res­pe­to a los de­re­chos hu­ma­nos. La re­dac­ción se que­da cor­ta res­pec­to al ob­je­ti­vo de la di­plo­ma­cia fran­ce­sa de que que­da­ra cons­tan­cia de la ne­ce­si­dad de cons­truir un «ejér­ci­to re­gu­lar uni­fi­ca­do bajo la au­to­ri­dad del po­der ci­vil».

No obs­tan­te, el Elí­seo lo­gró que los an­ta­go­nis­tas unie­ran sus es­fuer­zos en el com­ba­te con­tra las or­ga­ni­za­cio­nes te­rro­ris­tas y ma­fio­sas que ame­na­zan la es­ta­bi­li­dad de la re­gión y fo­men­tan la in­mi­gra­ción irre­gu­lar en di­rec­ción a Eu­ro­pa. «Nos com­pro­me­te­mos a un al­to el fue­go y a abs­te­ner­nos de to­do re­cur­so a la fuer­za ar­ma­da en to­do lo que no in­cum­ba es­tric­ta­men­te a la lu­cha an­ti­te­rro­ris­ta», es­cri­ben. La ho­ja de ru­ta pac­ta­da no so­lo se en­ca­mi­na a im­pe­dir la re­pro­duc­ción de las me­tás­ta­sis del Es­ta­do Is­lá­mi­co en Li­bia una vez li­be­ra­da Ben­ga­si, la se­gun­da ciu­dad del país. Tam­bién in­clu­ye la coor­di­na­ción de to­das las fuer­zas de se­gu­ri­dad y mi­li­ta­res en el con­trol de los flu­jos mi­gra­to­rios, el blin­da­je de las fron­te­ras y la lu­cha con­tra las tra­mas cri­mi­na­les or­ga­ni­za­das.

Los sig­na­ta­rios pro­me­tie­ron pro­se­guir el diá­lo­go pa­ra crear las con­di­cio­nes fa­vo­ra­bles a la pre­pa­ra­ción de elec­cio­nes pre­si­den­cia­les y par­la­men­ta­rias. A es­te fin pi­die­ron al nue­vo re­pre­sen­tan­te es­pe­cial de la ONU, Ghas­san Sa­la­mé, pre­sen­te en la reunión, que em­pren­da las con­sul­tas ne­ce­sa­rias con los di­fe­ren­tes ac­to­res li­bios.

PHI­LIP­PE WOJAZER REUTERS

Ma­cron hi­zo de an­fi­trión a los je­fes de las dos fac­cio­nes en­fren­ta­das en Li­bia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.