Cin­co po­li­cías lo­ca­les si­guen sin tur­nos de no­che a pe­sar de la lle­ga­da de au­xi­lia­res

Noia, O Son, Mu­ros, Car­no­ta y Ou­tes no cuen­tan con es­te ser­vi­cio, que sí pue­den pro­por­cio­nar aho­ra en A Po­bra

La Voz de Galicia (Barbanza) - - La Voz De Barbanza - S. GÓ­MEZ

Los au­xi­lia­res de po­li­cía lo­cal se han con­ver­ti­do en una bo­ca­na­da de oxí­geno pa­ra los cuer­pos mu­ni­ci­pa­les. Su lle­ga­da coin­ci­de con el ini­cio de la tem­po­ra­da es­ti­val, que en es­ta zo­na se tra­du­ce en un in­cre­men­to ex­po­nen­cial de po­bla­ción. Gra­cias a ellos, cua­drar tur­nos de 24 ho­ras es po­si­ble, ya que las plan­ti­llas de la po­li­cía que­dan mer­ma­das al ha­ber agen­tes dis­fru­tan­do de sus va­ca­cio­nes. Sin em­bar­go, cin­co con­ce­llos de la zo­na, Noia, Por­to do Son, Mu­ros, Car­no­ta y Ou­tes, si­guen sin po­der pro­por­cio­nar ser­vi­cio de no­che, ya que, a pe­sar de que al­gu­nos cuen­tan con re­fuer­zos, no al­can­zan el per­so­nal mí­ni­mo pa­ra ha­cer­lo.

La no­ta po­si­ti­va lle­ga des­de A Po­bra, don­de se su­ma­ron cin­co au­xi­lia­res, que han per­mi­ti­do que, du­ran­te los cua­tro me­ses que tie­nen de con­tra­to, los agen­tes pue­dan con­tro­lar las ca­lles de la lo­ca­li­dad du­ran­te las 24 ho­ras. En Ri­bei­ra, Boi­ro y Rian­xo ya se ha­cen tres tur­nos du­ran­te to­do el año. Sin em­bar­go, al tra­tar­se de po­bla­cio­nes con ma­yor nú­me­ro de ve­ci­nos, so­bre to­do en ve­rano, los res­pon­sa­bles mu­ni­ci­pa­les tam­bién han con­tra­ta­do a más per­so­nal. En Ri­bei­ra se han in­cor­po­ra­do 15 au­xi­lia­res, 7 en Boi­ro y 6 en Rian­xo. El ob­je­ti­vo no es otro que au­men­tar la pre­sen­cia po­li­cial en las ca­lles y con­tro­lar con más ga­ran­tías to­do lo que pue­da ocu­rrir du­ran­te los días de ma­yor afluen­cia de gen­te.

A pe­sar de que no pue­den dar ser­vi­cio to­do el día, en Noia tie­nen aho­ra a cua­tro au­xi­lia­res, al igual que en Por­to do Son. En Mu­ros, se han su­ma­do otros dos, mien­tras que en Car­no­ta y Ou­tes no se han re­for­za­do las plan­ti­llas. Pa­ra pa­liar es­ta si­tua­ción, el pa­pel de los agen­tes de la Guar­dia Ci­vil es fun­da­men­tal.

La co­la­bo­ra­ción

Es el ins­ti­tu­to ar­ma­do quien ga­ran­te la pre­sen­cia de fuer­zas de se­gu­ri­dad en la ca­lle en es­tos cin­co mu­ni­ci­pios du­ran­te la no­che. Sin em­bar­go, a pe­sar de que la pro­fe­sio­na­li­dad del cuer­po es to­tal, la ra­pi­dez de ac­tua­ción es me­nor, ya que, la Guar­dia Ci­vil tam­bién se en­cuen­tra con me­nor per­so­nal du­ran­te la tem­po­ra­da es­ti­val, al es­tar par­te de su plan­ti­lla de va­ca­cio­nes.

El mo­ti­vo de que en Car­no­ta y Ou­tes no se ha­ya con­tra­ta­do a na­die es­tá en que los au­xi­lia­res no so­lu­cio­na­rían el pro­ble­ma de los tur­nos, ya que siem­pre tie­ne que ha­ber un fun­cio­na­rio con ellos. En la ac­tua­li­dad hay dos po­li­cías en el tér­mino ou­tien­se, por los tres del car­no­tano. Pa­ra po­der dar ser­vi­cio, los mu­ni­ci­pa­les de guar­dia es­tán ac­ti­vos en el te­lé­fono mó­vil du­ran­te to­da la tar­de, e in­clu­so de no­che, por si la emer­gen­cia es im­por­tan­te.

MA­TA­LO­BOS

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.