«No me to­mo muy en se­rio, esa es la fuente del hu­mor»

La Voz de Galicia (Barbanza) - - Cultura -

Orejudo cree que las imá­ge­nes, las pan­ta­llas, tie­nen mu­cho que ver en el des­pla­za­mien­to de la li­te­ra­tu­ra, aun­que a él los li­bros elec­tró­ni­cos le si­guen pa­re­cien­do li­bros. —Las pan­ta­llas han si­do des­truc­ti­vas pa­ra el há­bi­to de la lec­tu­ra. Yo leía en el trans­por­te pú­bli­co, en si­tios don­de aho­ra se con­sul­ta Fa­ce­book o What­sApp. Si hoy yo fue­ra un cha­val, ha­bría he­cho lo mis­mo, no hu­bie­ra abier­to un li­bro. —Si a su ge­ne­ra­ción le po­ne en la mano una pan­ta­lla de sie­te pul­ga­das… —Lo fli­pa, cla­ro. Veo a mi hi­jo ju­gan­do al Call of Duty y me di­go: yo me hu­bie­ra en­gan­cha­do. —Es us­ted pe­si­mis­ta. —Rea­lis­ta. Mi ob­ser­va­ción no pro­ce­de de una bo­li­ta má­gi­ca, sino del au­to­bús. Y cuan­do doy cla­se en la uni­ver­si­dad a mis alum­nos de fi­lo­lo­gía his­pá­ni­ca, que les de­be gus­tar es­to de los li­bros, cuan­do les pre­gun­to por sus re­fe­ren­cias, me doy cuen­ta de que no han leí­do na­da. Ha­brá diez que sí lo han he­cho. Nues­tras con­ver­sa­cio­nes en el bar de la fa­cul­tad gi­ra­ban so­bre li­bros. La li­te­ra­tu­ra no des­apa­re­ce­rá nun­ca, pe­ro los tex­tos fun­da­men­ta­les han de­ja­do de ser­lo ha­ce mu­cho tiem­po. —¿Qué de­be leer ese es­tu­dian­te? —Yo los pon­dría a leer El li­bro del buen amor, La Ce­les­ti­na, el Qui­jo­te, El la­za­ri­llo, For­tu­na­ta y Ja­cin­ta y La ver­dad so­bre el ca­so Sa­vol­ta, pa­ra que ca­ta­ran al­go de ca­da si­glo. —Pón­ga­les al­go de Cun­quei­ro, ¿no ha­bla de hu­mor? —Una jo­ya de la co­ro­na. Otro ejem­plo del in­for­tu­nio de raíz po­lí­ti­ca. Co­mo Pla. Ahí es­tá ac­tuan­do la con­ta­mi­na­ción de la ideo­lo­gía. —¿Al­gún alumno lee sus li­bros? —Por mor­bo. Sue­len ser exa­lum­nos. Cuan­do son más ma­yo­res, di­cen: ¡mi­ra, ay va, Orejudo era es­te! —¿Y lo to­man en se­rio? —Creo que sien­ten cier­ta ad­mi­ra­ción, más por me­dio fa­mo­se­te de la li­te­ra­tu­ra que por es­cri­tor. —Se­gui­rá con el hu­mor... —El hu­mor es co­mo la cas­pa, de di­fí­cil co­rrec­ción. Al­gu­nas ve­ces pien­so que me gus­ta­ría ha­cer una co­sa muy trá­gi­ca, un fo­lle­tín, pe­ro me sa­le siem­pre la ve­na có­mi­ca. Y eso es por­que no me to­mo muy en se­rio, ni a mí mis­mo ni lo que ha­go. Esa es la fuente del hu­mor.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.