El peor re­tra­to po­si­ble de Do­nald Trump

El li­bro de Bob Wood­ward con­fir­ma que el equi­po del pre­si­den­te vi­ve en es­ta­do de aler­ta pa­ra evi­tar que to­me de­ci­sio­nes ca­tas­tró­fi­cas que pu­die­ran ser irre­ver­si­bles

La Voz de Galicia (Barbanza) - - INTERNACIONAL - ADRIA­NA REY

Es la res­pues­ta del pe­rio­dis­mo a los con­ti­nuos ata­ques de que es ob­je­to por par­te del Go­bierno de EE.UU. y con­fir­ma el peor re­tra­to po­si­ble de su má­xi­mo res­pon­sa­ble. El li­bro de Bob Wood­ward, Mie­do: Trump en la Casa Blan­ca, cons­ti­tu­ye un fres­co de­mo­le­dor de có­mo fun­cio­na el Eje­cu­ti­vo di­ri­gi­do por un pre­si­den­te «in­ca­paz» y «men­ti­ro­so». El ni­vel de pre­ci­sión del re­la­to deja en­tre­ver las po­de­ro­sas fuen­tes de in­for­ma­ción que ma­ne­jó el autor y que lo han obli­ga­do a guar­dar ba­jo lla­ve cien­tos de ca­jas de do­cu­men­tos y gra­ba­cio­nes. El mo­ti­vo es que re­ve­lan la exis­ten­cia de un mo­vi­mien­to de re­sis­ten­cia a Trump den­tro de su equi­po en aras de la se­gu­ri­dad na­cio­nal.

El pe­rio­dis­ta que le­van­tó el es­cán­da­lo del Wa­ter­ga­te re­la­ta es­ce­nas dra­má­ti­cas co­mo la que abre el li­bro, en la que el exa­se­sor eco­nó­mi­co Gary Cohn des­cu­bre un bo­rra­dor que, de ser fir­ma­do, ha­bría re­ti­ra­do al país de un acuer­do co­mer­cial crí­ti­co con Co­rea del Sur. Los ase­so­res te­mían que la sa­li­da pu­sie­se en ries­go un pro­gra­ma de se­gu­ri­dad na­cio­nal de al­to se­cre­to, que per­mi­tía de­tec­tar un lan­za­mien­to de mi­si­les nor­co­rea­nos en so­lo sie­te se­gun­dos. «La ro­bé de su es­cri­to­rio. Hay que pro­te­ger al país», con­fe­só Cohn al ex­se­cre­ta­rio Rob Por­ter. Se­gún Wood­ward, Por­ter uti­li­zó esa mis­ma tác­ti­ca en otras diez oca­sio­nes.

El li­bro tam­bién des­ve­la de­ta­lles de la ob­se­sión de Trump so­bre la tra­ma ru­sa y de có­mo su abo­ga­do John Dowd -con­ven­ci­do de que el pre­si­den­te co­me­te­ría per­ju­rio si ha­bla­ba con el fis­cal es­pe­cial Ro­bert Mue­ller­so­me­tió al mag­na­te a un si­mu­la­cro de in­te­rro­ga­to­rio. Du­ran- te 30 mi­nu­tos, Dowd le acri­bi­lló con pre­gun­tas so­bre las pes­qui­sas ru­sas pro­vo­can­do con­tra­dic­cio­nes, tro­pie­zos, men­ti­ras y la ira in­con­tro­la­da del re­pu­bli­cano. «Se­ñor pre­si­den­te no tes­ti­fi­que. Es eso o un tra­je na­ran­ja», zan­jó el le­tra­do. La es­ce­na co­rres­pon­de al 27 de enero y es­ta pre­ce­di­da por me­ses de caos, ines­ta­bi­li­dad, in­sul­tos y fal­ta de con­fian­za.

El «ase­sino» Al Si­si

Wood­ward des­cri­be có­mo el je­fe del Pen­tá­gono, Ja­mes Mat­tis, desoyó las ór­de­nes de Trump cuan­do le pi­dió un plan pa­ra ma­tar al líder si­rio Al Asad, o có­mo tu­vo que fre­nar sus in­ten­cio­nes de sa­car las tro­pas de te­rri­to­rio alia­do en Co­rea del Sur pa­ra evi­tar la Ter­ce­ra Gue­rra Mun­dial. La fal­ta de me­su­ra del pre­si­den­te lo lle­vó a hablar de su ho­mó­lo­go egip­cio Al Si­si co­mo un «ase­sino» y pro­vo­có mo­men­tos de al­ta ten­sión que tu­vie­ron que ser fre­na­dos por el se­na­dor re­pu­bli­cano Lind­sey Graham. «Están dis­pues­tos a atra­par­le. No les ayu­de», acon­se­jó Graham en un in­ten­to de con­ven­cer al neo­yor­quino de que li­mi­ta­se su uso de Twit­ter. Es­te mis­mo se­na­dor plan­teó a Trump una «so­lu­ción» a las ten­sio­nes con Co­rea del Nor­te: ins­tar a Chi­na a ase­si­nar a Kim Yong-un e ins­ta­lar en su lu­gar a un mi­li­tar que «ellos con­tro­la­ran».

La obra ana­li­za có­mo uno de los con­se­jos fa­vo­ri­tos del mul­ti­mi­llo­na­rio cons­ti­tu­ye la ba­se de su ges­tión: «Nie­ga to­do lo que se di­ga de ti. Nun­ca te dis­cul­pes. Eso de­mues­tra de­bi­li­dad». Ba­jo es­ta pre­mi­sa, Trump con­si­de­ró «su error más gran­de» el ha­ber con­de­na­do el ra­cis­mo, tras los al­ter­ca­dos en Char­lot­tes­vi­lle (Vir­gi­nia) en agos­to de 2017. Las que­jas del pre­si­den­te son per­ma­nen­tes y dia­rias, sal­vo en una co­sa: las fa­mi­lias Gold Star (fa­mi­lia­res de mi­li­ta­res fa­lle­ci­dos). Un em­plea­do que par­ti­ci­pó en va­rias lla­ma­das te­le­fó­ni­cas se que­dó sor­pren­di­do con la can­ti­dad de tiem­po y ener­gía emo­cio­nal que Trump les de­di­ca, in­ven­tán­do­se in­clu­so anécdotas di­ver­ti­das so­bre el mi­li­tar fa­lle­ci­do so­lo pa­ra re­con­for­tar a sus pa­rien­tes.

KE­VIN LAMARQUE REUTERS

El li­bro re­ve­la que Trump no en­tien­de con­cep­tos bá­si­cos co­mo el dé­fi­cit pú­bli­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.