«In­ten­ta­re­mos re­cu­pe­rar el di­ne­ro con una de­man­da con­tra la cla­si­fi­ca­do­ra»

La Voz de Galicia (Barbanza) - - GALICIA -

El di­rec­tor del Fi­dac ha­ce ba­lan­ce de los 40 años que cum­ple la ins­ti­tu­ción. «El fon­do es hi­jo de la OMI y es­te año es­ta­mos to­dos de cum­plea­ños. La OMI cum­ple 70 y no­so­tros 40. En 1978 se pro­du­ce un si­nies­tro im­por­tan­te, el del Amo­co Cá­diz, en Fran­cia, y es pre­ci­sa­men­te cuan­do se crea el fon­do. En­ton­ces na­ció con seis es­ta­dos y aho­ra tie­ne 115 paí­ses miem­bros. Ha in­ter­ve­ni­do en 150 si­nies­tros en to­do el mun­do y he­mos pa­ga­do 680 mi­llo­nes de li­bras. Y te­ne­mos un ré­cord que no lo tie­ne na­die en Na­cio­nes Uni­das, que es una con­tri­bu­ción del 99,9 %. Es­pa­ña for­ma par­te de los sie­te gran­des con­tri­bu­yen­tes. To­dos ellos apo­yan al fon­do».

—¿A qué se de­be ese apo­yo eco­nó­mi­co iné­di­to?

—A que el fon­do fun­cio­na. Es un éxi­to de la co­mu­ni­dad in­ter­na­cio­nal que tra­ta de so­lu­cio­nar pro­ble­mas gra­ves, co­mo el del Pres­ti­ge, pe­ro es­te es uno de 150. Es im­por­tan­te, pe­ro es uno de ellos. Chi­na ha crea­do su pro­pio fon­do, pe­ro es una co­pia del nues­tro. Es un or­gu­llo pa­ra la co­mu­ni­dad in­ter­na­cio­nal.

—¿Hay afec­ta­dos del Pres­ti­ge que aún no co­bra­ron na­da?

—El Es­ta­do es­pa­ñol re­ci­bió del fon­do 115 mi­llo­nes. Los afec­ta­dos co­bra­ron de la Ad­mi­nis­tra­ción es­pa­ño­la al cien por cien de los da­ños. El Go­bierno fran­cés no in­gre­só na­da, por­que sa­cri­fi­có su po­si­ción en be­ne­fi­cio de los afec­ta­dos. Eso de que la gen­te no ha co­bra­do es men­ti­ra. Lo que no po­de­mos es pa­gar el cien por cien, por­que no hay di­ne­ro.

—¿In­ten­ta­rán re­cu­pe­rar el di­ne­ro de las in­dem­ni­za­cio­nes?

—To­dos los si­nies­tros tie­nen dos fa­ses. Pri­me­ro, el pa­go a los afec­ta­dos. Y des­pués el re­co­bro del que fue res­pon­sa­ble. Aho­ra es­ta­mos ter­mi­nan­do la fa­se ini­cial. Nos que­dan 28 mi­llo­nes por pa­gar. Aho­ra nos ha­re­mos la pre­gun­ta de si hu­bo al­guien res­pon­sa­ble.

—Es­tán per­so­na­dos en una cau­sa con­tra ABS en Fran­cia. ¿Creen que la cla­si­fi­ca­do­ra es res­pon­sa­ble?

—No lo sé, qui­zás pue­da ha­ber una cier­ta res­pon­sa­bi­li­dad. Es­pa­ña in­ten­tó ir con­tra ABS en Nue­va York y le sa­lió muy mal, le cos­tó mu­cho a los con­tri­bu­yen­tes es­pa­ño­les. Fue un error. Fran­cia fue más as­tu­ta y le pre­sen­tó una de­man­da en Bur­deos. No­so­tros nos he­mos apun­ta­do a ese ca­rro e in­ten­ta­re­mos re­cu­pe­rar el di­ne­ro. Es­ta­mos es­pe­ran­do a ver qué di­ce la Cor­te de Ca­sa­ción fran­ce­sa so­bre la su­pues­ta in­mu­ni­dad de ABS. Si se dic­ta­mi­na que no tie­ne la in­mu­ni­dad del es­ta­do de aban­de­ra­mien­to, se abre la puer­ta al re­co­bro. Po­drán be­ne­fi­ciar­se Fran­cia y el fon­do, pe­ro Es­pa­ña no.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.