La mú­si­ca es­pan­ta al frío en Mea­ño

El fes­ti­val de ban­das que ca­da año se celebra en el co­ra­zón de O Sal­nés vol­vió a re­unir a cien­tos de afi­cio­na­dos

La Voz de Galicia (Deza) - Deza local - - PONTEVEDRA - RO­SA ESTÉVEZ

Aun­que la llu­via no fue ni tan cons­tan­te ni tan in­ten­sa co­mo mu­chos te­mían, la de ayer fue una jor­na­da desa­pa­ci­ble en O Sal­nés. El vien­to so­pla­ba re­par­tien­do un frío in­ten­so. Pe­ro pa­ra al­go se han in­ven­ta­do los abri­gos. Así, bien atrin­che­ra­dos de­ba­jo de sus fo­rros po­la­res, sa­lie­ron a ac­tuar al­gu­nos de los mú­si­cos de las tres ban­das que ayer por la tar­de se die­ron ci­ta en el fes­ti­val de Mea­ño. Con 26 años a sus es­pal­das, es­te en­cuen­tro se ha con­ver­ti­do en un clá­si­co pa­ra to­dos los aman­tes de es­ta mo­da­li­dad mu­si­cal. Y ha­bla­mos de mu­cha gen­te, tal y co­mo vol­vió a que­dar de­mos­tra­do ayer en el co­ra­zón de O Sal­nés, don­de se ha­bían reuni­do tres de las me­jo­res ban­das de Ga­li­cia: la Unión de Mea­ño, la ban­da de la es­cue­la de mú­si­ca de Rian­xo y la de Bea­de.

Con ese tri­den­te mu­si­cal ga­ran­ti­zan­do el éxi­to de la tar­de, arran­có un es­pec­tácu­lo que, a pe­sar de las gé­li­das tem­pe­ra­tu­ras, lle­nó Mea­ño de evo­ca­cio­nes me­di­te­rrá­neas. De ello fue­ron res­pon­sa­bles, en bue­na me­di­da, los mú­si­cos an­fi­trio­nes, que de­ci­die­ron pre­sen­tar­se an­te el pú­bli­co con un re­per­to­rio re­no­va­do y for­ma­do por pie­zas cui­da- do­sa­men­te ele­gi­das. En­tre ellas, va­rios movimientos de El som­bre­ro de tres pi­cos, una obra de Ma­nuel de Fa­lla que nun­ca an­tes, al me­nos en Ga­li­cia, ha­bía si­do in­ter­pre­ta­da por una ban­da de mú­si­ca.

Esas pie­zas son la prue­ba de­fi­ni­ti­va de que es­te ti­po de agru­pa­cio­nes mu­si­ca­les go­zan de una sa­lud tan bue­na que has­ta tie­nen fuer­zas pa­ra lan­zar­se a la con­quis­ta de nue­vos es­pa­cios, de nue­vos te­rri­to­rios. «Hai moi­tos com­po­si­to­res no­vos que­ren­do fa­cer cou­sas di­fe­ren­tes, e hai moi­to mar­xe pa­ra que poi­dan fa­ce­lo», ex­pli­ca­ba ayer Diego Ja­vier Lo­ren­te, el di­rec­tor de la ban­da. Atrás han que­da­do, oja­lá que pa­ra siem­pre, aque­llos tiem­pos en los que las ban­das se aso­cia­ban úni­ca­men­te a las ver­be­nas y ro­me­rías «on­de o im­por­tan­te era a co­mi­da ou ou­tro ti­po de ac­ti­vi­da­des». Aho­ra, es­tos gru­pos son ca­pa­ces de arras­trar a pú­bli­co de to­das las eda­des. In­clu­so en una tar­de fría y ven­to­sa co­mo la de ayer.

Del des­fi­le al himno

En Mea­ño, las tres ban­das par­ti­ci­pan­tes en el fes­ti­val ini­cia­ron la tar­de con un des­fi­le. Con él, arran­ca­ron los aplau­sos del pú­bli­co. Des­pués, ca­da agru­pa­ción in­ter­pre­tó su pro­gra­ma, ex­ten­dién­do­se al­go más de me­dia ho­ra. Y lue­go, pa­ra la des­pe­di­da, Unión de Mea­ño se subió al es­ce­na­rio e in­ter­pre­tó el himno ga­lle­go. Es el bro­che de oro con el que, año tras año, se po­ne fin a la tar­de mu­si­cal.

El gru­po an­fi­trión pre­sen­tó va­rias pie­zas de «El som­bre­ro de tres pi­cos» de Fa­lla

El en­cuen­tro re­ma­tó, co­mo siem­pre, con la in­ter­pre­ta­ción del himno ga­lle­go

MAR­TI­NA MISER

Los mú­si­cos de la ban­da an­fi­trio­na, Unión de Mea­ño, ce­rra­ron el des­fi­le pre­vio al con­cier­to.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.