Atra­can con un cu­chi­llo de mon­te una ga­so­li­ne­ra en Ago­la­da y ro­ban otra de ma­dru­ga­da en For­ca­rei

Un hom­bre ame­na­zó a la em­plea­da con un cu­chi­llo de mon­te y se lle­vó el di­ne­ro

La Voz de Galicia (Deza) - Deza local - - PORTADA - RO­CÍO RA­MOS

Un buen sus­to fue el que se lle­vó la em­plea­da de una ga­so­li­ne­ra de Ago­la­da que en torno a las 22.30 ho­ras del martes fue ob­je­to de un atra­co. Un hom­bre con la ca­be­za cu­bier­ta la ame­na­zó con un cu­chi­llo de mon­te y se lle­vó la re­cau­da­ción del es­ta­ble­ci­mien­to. El la­drón apro­ve­chó la ce­le­bra­ción del par­ti­do a esa ho­ra que man­te­nía a la ma­yo­ría a pen­dien­te del te­le­vi­sor.

No fue el úni­co ro­bo, la ma­dru­ga­da de ayer fue asal­ta­da otra ga­so­li­ne­ra, en es­te ca­so la de Por­te­la de La­mas en For­ca­rei. Ca­sual­men­te coin­ci­de que am­bas es­ta­cio­nes de ser­vi­cio dis­tri­bu­yen car­bu­ran­te de la mis­ma em­pre­sa, en es­te ca­so Rep­sol.

La Guar­dia Ci­vil se des­pla­zó a am­bas en bus­ca de pis­tas y lle­va a ca­bo una in­ves­ti­ga­ción en am­bos ca­sos. En la de Ago­la­da, ayer se des­pla­za­ron agen­tes en bus­ca de hue­llas y las imá­ge­nes de las cá­ma­ras pa­ra in­ter­nar dar con el au­tor del ro­bo.

En la de For­ca­rei, la alar­ma sal­tó a las 2.30 ho­ras de la ma­dru­ga­da. Los la­dro­nes, a la vis­ta de las imá­ge­nes eran tres per­so­nas, for­za­ron la puer­ta de la tien­da pa­ra ac­ce­der al es­ta­ble­ci­mien­to y lle­var­se el di­ne­ro que ha­bía en la ca­ja re­gis­tra­do­ra. Ayer el en­car­ga­do apun­ta­ba que no de­jan di­ne­ro en la ca­ja, sal­vo el cam­bio pa­ra el día si­guien­te, y que se va re­ti­ran­do el efec­ti­vo a lo lar­go de la jor­na­da pa­ra evi­tar ro­bos.

No es la pri­me­ra vi­si­ta que les ha­cen los ami­gos de lo ajeno. Ex­pli­can que ha­ce quin­ce días su­frie­ron otro ro­bo si­mi­lar. En aquel ca­so los la­dro­nes for­za­ron dos puer­tas. El bo­tín que bus­ca­ban era el mis­mo: el di­ne­ro que pu­die­ra ha­ber en la ca­ja re­gis­tra­do­ra.

La ma­dru­ga­da de ayer, las cá­ma­ras guar­dan al­gu­nas imá­ge­nes pe­ro lue­go fue­ron inu­ti­li­za­das por los la­dro­nes que al pa­re­cer uti­li­za­ron la pa­ta de cabra que lle­va­ban pa­ra gol­pear­las. Ade­más del di­ne­ro, en es­te ca­so se lle­va­ron, al pa­re­cer, cua­tro coca co­las, cua­tro co­lo­nias y unas ga­fas de sol de la tien­da de la es­ta­ción de ser­vi­cio.

An­tes de es­tos dos ro­bos pro­du­ci­dos en es­ca­so mar­gen de tiem­po, ha­bían su­fri­do otro ha­cía ya dos años.

Aun­que la in­ves­ti­ga­ción es­tá en mar­cha, se cree que los ro­bos pu­die­ron no te­ner na­da que ver uno con el otro. En el de Ago­la­da, el la­drón iba en­ca­pu­cha­do pe­ro al pa­re­cer no lle­va­ba las ma­nos cu­bier­tas, lo que po­dría ser­vir pa­ra fa­ci­li­tar su iden­ti­fi­ca­ción por par­te de las fuer­zas del or­den.

En es­te ca­so el atra­ca­dor apro­ve­chó la ce­le­bra­ción del par­ti­do de Cham­pion en­tre el Real Ma­drid y el Atlé­ti­co Ma­drid que de­jó du­ran­te ese tiem­po las ca­lles y las ca­rre­te­ras de la zo­na con po­ca ac­ti­vi­dad pa­ra lle­var a ca­bo el ro­bo. A eso se su­mó tam­bién que al ser úl­ti­ma ho­ra de la jor­na­da, su pre­ten­sión se­ría apro­ve­char pa­ra po­der lle­var­se la re­cau­da­ción del día.

El hom­bre ame­na­zó a la em­plea­da con el cu­chi­llo y le ins­tó a abrir la ca­ja . Era el pri­mer ro­bo que re­gis­tra­ba el es­ta­ble­ci­mien­to. Al pa­re­cer el la­drón pu­do lle­var­se tam­bién un so­bre que con­te­nía la nó­mi­na de una de las em­plea­das.

M. SOU­TO

Un la­drón apro­ve­chó la ce­le­bra­ción del par­ti­do de Cham­pion pa­ra atra­car la es­ta­ción de ser­vi­cio.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.