Pa­tri­mo­nio de­nie­ga ti­rar dos ca­sas pa­ra am­pliar la plaza de Mui­men­ta

El Con­ce­llo, que te­nía un acuer­do con los pro­pie­ta­rios de am­bos in­mue­bles en es­ta­do rui­no­so, la­men­ta una de­ci­sión que fre­na su res­pues­ta a la de­man­da ve­ci­nal

La Voz de Galicia (Deza) - Deza local - - PORTADA - O. P. AR­CA

El al­cal­de de La­lín, Ra­fael Cuí­ña, y el con­ce­jal To­más Vilari­ño ex­pre­sa­ron ayer su ma­les­tar e in­dig­na­ción por la de­ci­sión de la Di­rec­ción Xe­ral de Pa­tri­mo­nio –de­pen­dien­te de la Con­se­lle­ría de Cul­tu­ra– de no au­to­ri­zar la de­mo­li­ción de dos vie­jas edi­fi­ca­cio­nes en el nú­cleo de Mui­men­ta. El Con­ce­llo ha­bía so­li­ci­ta­do me­ses atrás el per­mi­so pa­ra ti­rar am­bos in­mue­bles, en es­ta­do rui­no­so, pa­ra po­der aco­me­ter el pro­yec­to de am­plia­ción de la plaza si­tua­da an­te la igle­sia de Mui­men­ta. La ini­cia­ti­va que aho­ra se ve blo­quea­da por es­ta re­so­lu­ción con­ta­ba con el com­pro­mi­so fir­me y de­ci­di­do del eje­cu­ti­vo lo­cal, pa­ra dar así res­pues­ta a una vie­ja de­man­da de ve­ci­nos de la zo­na. «Son eles os que se vén pre­xu­di­ca­dos e frus­tra­dos por un­ha de­ci­sión téc­ni­ca que im­pi­de con­ti­nuar coa tra­mi­ta­ción dun pro­xec­to no que o goberno lo­cal le­va a tra­ba­llar den­de hai me­ses», di­jo el al­cal­de. Vilari­ño la­men­tó que no se pue­dan lle­var a ca­bo «un­has obras que ían me­llo­rar de ma­nei­ra subs­tan­cial o as­pec­to e fun­cio­na­li­da­de do en­torno, ade­mais da ca­li­da­de de vi­da dos ve­ci­ños de Mui­men­ta».

Un pro­ble­ma de se­gu­ri­dad

El pro­yec­to pa­ra la am­plia­ción de la plaza de Mui­men­ta in­cluía la ad­qui­si­ción de las dos edi­fi­ca­cio­nes rui­no­sas. Su de­mo­li­ción «non só ofre­ce­ría a opor­tu­ni­da­de de me­llo­rar a pra­za, se­nón ta­mén a de eli­mi­nar un se­rio pro­ble­ma de se­gu­ri­da­de. Nes­te sen­ti­do, o Con­ce­llo xa se pu­xe­ra en con­tac­to cos pro­pie­ta­rios, cos que ha­bía un acor­do pa­ra a ad­qui­si­ción das edi­fi­ca­cións». Son dos vi­vien­das de plan­ta ba­ja y pri­me­ra plan­ta que pre­sen­tan una ima­gen de­sola­do­ra de­bi­do a un es­ta­do de con­ser­va­ción muy po­bre, «prac­ti­ca­men­te aban­do­na­das e moi de­te­rio­ra­das no seu in­te­rior e que, nal­gu­nas zo­nas, ape­nas con­ser­van os mu­ros». Su de­mo­li­ción ha­bi­li­ta­ría una plaza más ex­ten­sa, co­mo am­plia ac­ce­so al templo pa­rro­quial. Pe­ro Pa­tri­mo­nio sos­tie­ne que de­mo­ler es­tas edi­fi­ca­cio­nes tra­di­cio­na­les su­pon­dría una cla­ra al­te­ra­ción de los va­lo­res am­bien­ta­les del nú­cleo tra­di­cio­nal y el en­torno in­me­dia­to de la igle­sia pro­te­gi­da, así co­mo las ca­lles y mu­ros de­li­mi­ta­do­res.

M. SOU­TO

El go­bierno se­ña­la que las vi­vien­das su­po­nen ade­más un pro­ble­ma de se­gu­ri­dad por su es­ta­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.