Pi­chel: «A afi­ción es­ti­vo de dez e o me­re­cen to­do»

La Voz de Galicia (Deza) - Deza local - - DEZA-TABEIRÓS DEPORTES -

El golpe re­sul­tó du­ro, ex­ce­si­vo pa­ra los mé­ri­tos de am­bos con­ten­dien­tes. Pe­ro vein­ti­cua­tro ho­ras después de la go­lea­da, en el Ago­la­da los áni­mos co­men­za­ban a re­co­brar­se. No es­ta­rán en Pre­fe­ren­te, re­ci­bie­ron seis tan­tos an­te el San Tir­so, pe­ro fir­ma­ron una tem­po­ra­da pa­ra en­mar­car con el re­ga­lo de pe­lear por el as­cen­so. Y so­bre to­do sin­tie­ron la ca­li­dez de una afi­ción en­tre­ga­da, co­rean­do los nom­bres de los ju­ga­do­res, ca­ria­con­te­ci­dos al sa­lir del ves­tua­rio tras la de­rro­ta. An­tes les ha­bía ani­ma­do sin des­alien­to du­ran­te el en­cuen­tro.

«A afi­ción es­ti­vo de dez e o me­re­cen to­do». Con esa fra­se re­su­mía ayer el en­tre­na­dor del cua­dro ago­len­se, Luis González Pi­chel, el sen­ti­mien­to en­tre téc­ni­cos y plan­ti­lla. «A xen­te es­ta­ba afun­di­da des­pois da de­rro­ta, moi do­li­da, pe­ro os abra­zos e aplau­sos que re­ci­bi­ron, fa­cén­do­nos pa­si­llo, foi moi emo­ti­vo», ex­pli­có ayer González Pi­chel. Se ha­bían des­pla­za­do en ma­sa en au­to­bu­ses y co­ches par­ti­cu­la­res has­ta el cam­po de O Mon­te pa­ra ani­mar al equi­po. Ne­ce­si­ta­ban ga­nar o em­pa­tar por dos o más go­les pa­ra es­tar en Pre­fe­ren­te.

Pe­ro se en­con­tra­ron con un gran ri­val —le­tal en los con­tra­gol­pes—, la ma­la for­tu­na al errar oca­sio­nes cla­ras, el acier­to del por­te­ro lo­cal y un ar­bi­tra­je «que nos des­qui­ciou den­de o pri­mei­ro mi­nu­to». To­do se em­pe­zó a tor­cer de ini­cio, con dos tan­tos de los lo­ca­les an­tes del mi­nu­to 8. Mien­tras, el Ago­la­da se en­con­tra­ba con los lar­gue­ros y los pa­los, ade­más de Da­vid, el guar­da­me­ta del San Tir­so. Ai­tor, Jem­ba, Pa­che­co,... no ha­bía for­ma de mar­car. Pe­ro la in­sis­ten­cia tu­vo fru­to con el 2-1 de Pa­che­co en el 36. To­do vol­vía a equi­li­brar­se, con bue­nas sen­sa­cio­nes pa­ra los vi­si­tan­tes. Un gol les da­ba co­mo pre­mio el as­cen­so. Lle­gó en­ton­ces una fal­ta que se sa­có de la chis­te­ra el co­le­gia­do y el 3-1 al fi­lo del des­can­so.

«O ter­cei­ro nos ma­tou por­que na se­gun­da par­te ti­ve­mos que ir con to­do, con ca­tro dian­te­iros e cal­que­ra fa­llo era un­ha oca­sión pa­ra eles», la­men­tó Pi­chel. Da­ba igual per­der de dos que de más go­les. In­clu­so plan­teó pe­dir un ár­bi­tro neu­tral pe­ro al fi­nal el club des­es­ti­mó esa posibilidad. Ahora to­ca que­dar­se con to­do lo bueno rea­li­za­do por el equi­po en la tem­po­ra­da. Con es­te gru­po ha­brá nue­vas opor­tu­ni­da­des.

M. S.

Ima­gen de archivo de la eli­mi­na­to­ria en­tre Ago­la­da y San Tir­so.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.