El ca­pi­tán Ma­nu­ti ha­bla de la his­tó­ri­ca fi­nal de Co­pa pa­ra el Es­tra­den­se, hoy fren­te al Cho­co

Re­co­no­ce la di­fi­cul­tad de ga­nar la Co­pa al Cho­co pe­ro es­pe­ran ser com­pe­ti­ti­vos y dar la sor­pre­sa en A Illa

La Voz de Galicia (Deza) - Deza local - - PORTADA - JA­VIER BE­NI­TO

Apor­ta sa­bi­du­ría y ca­li­dad en el cen­tro del cam­po, so­cio de ho­nor de un club de ve­te­ra­nos con mu­cho fút­bol en sus pier­nas co­mo Vi­cen­te, Ma­teo,... El ca­pi­tán ro­ji­llo, Ma­nuel Gon­zá­lez Be­cei­ro Ma­nu­ti, con do­ce tem­po­ra­das ya a sus es­pal­das en el Es­tra­den­se, afron­ta hoy co­mo el res­to de sus com­pa­ñe­ros un en­cuen­tro his­tó­ri­co pa­ra el club. Por pri­me­ra vez es­tán en una fi­nal de Co­pa Diputación. En­fren­te, un com­pli­ca­do Cho­co. Pe­ro ya sa­ben lo que es ga­nar a otros con­jun­tos de Ter­ce­ra Di­vi­sión. Con el cen­tro­cam­pis­ta de A Es­tra­da abor­da­mos las sen­sa­cio­nes an­tes de ese due­lo y la cam­pa­ña 2016-2017, en el plano ge­ne­ral y el per­so­nal.

—La pri­me­ra pre­gun­ta pa­re­ce obli­ga­da. Su­pon­go que lle­gan con una ilu­sión tre­men­da a es­ta fi­nal en A Illa de Arousa.

—La ver­dad es que es­ta­mos muy ilu­sio­na­dos por­que nun­ca pen­sa­mos lle­gar tan le­jos. Nun­ca he­mos ido más allá de al­gu­nas ron­das, por­que o bien se ti­ró la com­pe­ti­ción al es­tar cen­tra­dos en la li­ga o ha­bía otros in­tere­ses. Pe­ro en es­ta oca­sión vas vien­do que lle­gas a las ron­das fi­na­les y ga­nas, so­bre to­do des­pués de su­pe­rar al Alon­dras, con la li­ga ya aca­ba­da y su­po­ne un ali­cien­te pa­ra se­guir pe­lean­do. Las pri­me­ras ron­das lle­gan en in­vierno, ri­va­les en prin­ci­pio de me­nor ca­te­go­ría y gus­tan me­nos de ju­gar.

—Se han con­ver­ti­do en el ma­ta­gi­gan­tes de la Co­pa.

—Re­sul­ta muy ra­ro lle­gar has­ta la fi­nal des­pués de su­pe­rar a va­rios equi­pos de Ter­ce­ra, aun­que son ri­va­les que gus­tan. Mien­tras, el Cho­co lo tu­vo más fá­cil, fren­te a nues­tro ca­mino que fue más com­pli­ca­do y a pe­sar de ello fue cuan­do lle­ga­mos más le­jos.

—Ca­ye­ron Alon­dras, Vi­lla­lon­ga, Cél­ti­ga, por­qué no el Cho­co.

—Es­ta­mos ani­ma­dos pe­ro tam­bién hay que ser rea­lis­tas por­que el Cho­cho es me­jor equi­po que no­so­tros. Es­ta tem­po­ra­da no pe­ro las dos an­te­rio­res ju­ga­ron la fa­se de as­cen­so a Se­gun­da B lo que da idea de su po­ten­cial. Man­tie­ne ade­más el mis­mo blo­que de ju­ga­do­res. En es­ta úl­ti­ma li­ga es­tu­vie­ron tam­bién en pues­tos al­tos aun­que al fi­nal aca­ba­sen a mi­tad de ta­bla.

—Se­rá un par­ti­do com­pli­ca­do. ¿En qué mo­men­to fí­si­co y aními­co lle­ga el Es­tra­den­se?

—Sin du­da se­rá muy com­pli­ca­do ga­nar al Cho­co. Es­ta­mos un po­co jus­tos en lo fí­si­co en una tem­po­ra­da don­de es­tu­vi­mos muy cas­ti­ga­dos por las le­sio­nes. Eso ha mo­ti­va­do que ju­ga­do­res co­mo Ja­vi, Vi­cen­te, Ar­tu­ro o yo mis­mo acu­mu­lá­se­mos mu­chas se­ma­nas dos par­ti­dos, los miér­co­les y do­min­gos. El cuer­po lo no­ta ya al fi­nal y es­ta­mos jus­tos pe­ro con ilu­sión por dar el má­xi­mo.

—Ca­da fi­nal es di­fe­ren­te. ¿Dón­de es­ta­rá la cla­ve es­ta no­che?

—Te­ne­mos que es­tar tran­qui­los, sa­ber que el par­ti­do es lar­go y sa­lir a tope des­de el prin­ci­pio. A mí me sor­pren­dió por ejem­plo que an­te el Alon­dras, que se ade­lan­tó en el mar­ca­dor, su­pi­mos te­ner esa tran­qui­li­dad pa­ra ju­gar y re­mon­tar. Una si­tua­ción que po­cas ve­ces se dio en li­ga, cuan­do te­nía­mos pro­ble­mas pa­ra su­pe­rar a ri­va­les que se po­nían por de­lan­te. An­te Vi­lla­lon­ga o Cél­ti­ga fue más fá­cil por­que nos ade­lan­ta­mos no­so­tros y des­pués so­mos com­pli­ca­dos cuan­do te­ne­mos ven­ta­ja. Creo que se­rá un par­ti­do de mu­cho rit­mo y es­pe­ro que po­da­mos lle­var­lo con po­si­bi­li­da­des de ga­nar a los úl­ti­mos diez mi­nu­tos.

—Vi­vie­ron una tem­po­ra­da car­ga­da de le­sio­nes.

—Sí. Tu­vi­mos mu­chas le­sio­nes, al­gu­nas ra­ras y lar­gas, co­mo la de Jor­ge, que se rom­pe una mano. No fue­ron tan­to mus­cu­la­res. Su­ma­do a al­gu­na mar­cha co­mo la de Bei­roa, obli­gó a fut­bo­lis­tas a ju­gar fue­ra de su po­si­ción, en es­pe­cial en pun­ta; Bu­chi tam­bién es­tu­vo fas­ti­dia­do to­do el año. Hu­bo mu­chos pro­ble­mas a su­pe­rar.

—Lás­ti­ma que no lle­ga­sen los re­fuer­zos pe­di­dos por el téc­ni­co.

—Hay que en­ten­der a Ja­vi Tou­ri­ño que veía las ca­ren­cias en la plan­ti­lla, por las le­sio­nes y las san­cio­nes, pe­ro tam­bién a la jun­ta di­rec­ti­va, que no que­ría pa­sar un lí­mi­te sa­la­rial y eco­nó­mi­co. Las dos par­tes te­nían ra­zón.

«Re­sul­ta muy ra­ro lle­gar has­ta la fi­nal des­pués de su­pe­rar a va­rios equi­pos de Ter­ce­ra Di­vi­sión»

«Es­ta­mos un po­co jus­tos en lo fí­si­co en una tem­po­ra­da muy cas­ti­ga­dos por las le­sio­nes»

MI­GUEL SOU­TO

Ma­nu­ti so­lo se per­dió es­ta tem­po­ra­da un par­ti­do y fue por san­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.