Ma­nu Ce­rón, has­ta aho­ra di­rec­tor de­por­ti­vo del Ou­ren­se FC, en­tre­na­rá al CD La­lín

El di­rec­tor de­por­ti­vo du­ran­te dos cam­pa­ñas en el Ou­ren­se FC re­ca­la en la ca­pi­tal de­za­na con ple­nos po­de­res

La Voz de Galicia (Deza) - Deza local - - PORTADA - JA­VIER BE­NI­TO LA­LÍN / LA VOZ

El Club De­por­ti­vo La­lín em­pren­de­rá nue­vo pro­yec­to de­por­ti­vo tras lle­gar al fi­nal de tem­po­ra­da con el agua al cue­llo y sal­var la ca­te­go­ría ca­si so­bre la bo­ci­na. Brais Vidal ya ha­bía co­mu­ni­ca­do ha­ce unas se­ma­nas su de­ci­sión de de­jar el car­go de en­tre­na­dor pa­ra cen­trar­se en unas opo­si­cio­nes a la Po­li­cía Na­cio­nal. El re­le­vo lle­ga­rá de nue­vo de tie­rras ou­ren­sa­nas, aun­que Ma­nu Ce­rón na­ció el Vi­lal­ba (Lu­go). El téc­ni­co del con­jun­to ro­ji­ne­gro, pre­sen­ta­do ayer en el es­ta­dio Ma­nuel An­xo Cor­ti­zo por el pre­si­den­te del club, Mar­cos To­rres, es­tu­vo al fren­te de la di­rec­ción de­por­ti­va del Ou­ren­se FC du­ran­te las dos úl­ti­mas cam­pa­ñas, con sen­dos as­cen­sos, es­te úl­ti­mo a Ter­ce­ra Di­vi­sión. Ade­más del ban­qui­llo ten­drá ple­nos po­de­res en la con­fec­ción de la plan­ti­lla, tras de­jar la di­rec­ti­va Jo­sé Luis Pe­rei­ra Sei­xo, quien ejer­cía de di­rec­tor de­por­ti­vo.

—¿Có­mo se ges­tó su in­cor­po­ra­ción al club ro­ji­ne­gro?

—Era una po­si­bi­li­dad atrac­ti­va re­ca­lar en un club his­tó­ri­co co­mo el CD La­lín por mu­cho que es­té a la ba­ja en es­tos úl­ti­mos tiem­pos.

—¿Qué ob­je­ti­vos le mar­can des­de la jun­ta di­rec­ti­va?

—Que­re­mos re­cu­pe­rar el te­rreno per­di­do. Ade­más de­ci­die­ron in­tro­du­cir un cam­bio en la par­ce­la de­por­ti­va, tras la sa­li­da de Sei­xo, y yo me en­car­ga­ré de con­fec­cio­nar la plan­ti­lla. Ten­go ple­nos po­de­res pa­ra po­ner en mar­cha un pro­yec­to que vuel­va a ilu­sio­nar, a iden­ti­fi­car a la gen­te de La­lín.

—En­ton­ces pa­re­ce ne­ce­sa­ria una apues­ta por ju­ga­do­res de la zo­na.

—Ha­re­mos un pro­yec­to que vuel­va a ilu­sio­nar con ju­ga­do­res de la zo­na, de La­lín y de to­do De­za. Va a ser la prio­ri­dad, con la vuel­ta de al­gu­nos que ya es­tu­vie­ron en el equi­po y la con­ti­nui­dad de gen­te que ya es­tu­vo es­ta úl­ti­ma tem­po­ra­da en la plan­ti­lla. Hi­cie­ron una bue­na cam­pa­ña a pe­sar de los re­sul­ta­dos, que no siem­pre son lo más im­por­tan­te, en es­pe­cial gen­te jo­ven y con la que que­re­mos se­guir con­tan­do.

—To­ca­rá dar un gi­ro de 360 gra­dos tras la do­ble de­cep­ción, con el des­cen­so y la úl­ti­ma li­ga ro­zan­do otro más.

«Te­ne­mos que bus­car la so­li­dez a tra­vés del tra­ba­jo, com­pro­mi­so y per­ser­ve­ran­cia»

—La pa­sa­da cam­pa­ña hu­bo tur­bu­len­cias im­por­tan­tes pe­ro quie­ro des­ta­car el tra­ba­jo de Brais Vidal, que fue tre­men­do y con­si­guie­ron se­guir en la ca­te­go­ría.

—¿Co­no­cía la plan­ti­lla y el gru­po de Pri­me­ra Au­to­nó­mi­ca don­de mi­li­ta el CD La­lín?

—Sí que co­no­cía a ju­ga­do­res de la plan­ti­lla y un po­co el gru­po de Pri­me­ra, por­que hay fut­bo­lis­tas ami­gos y otros alum­nos de la es­cue­la —es di­rec­tor de la Es­co­la Ga­le­ga de Ades­tra­do­res de Fút­bol Cen­ted, con 246 alum­nos—. Al fin y al ca­bo el fút­bol es tó­xi­co, siem­pre te es­tas in­for­man­do y vas co­no­cien­do el día a día de dis­tin­tas ca­te­go­rías.

—¿Se­rá di­fí­cil con­fec­cio­nar la plan­ti­lla? ¿Cree fac­ti­ble con­ven­cer a quie­nes en su día se fue­ron des­con­ten­tos con el club?

—Re­pi­to que va­mos a ha­cer la me­jor plan­ti­lla po­si­ble con gen­te de ca­sa pa­ra sen­tar las ba­ses de un pro­yec­to de fu­tu­ro, só­li­do, a tra­vés del tra­ba­jo, com­pro­mi­so, per­se­ve­ran­cia y hu­mil­dad. Tra­ta­re­mos de po­ner al La­lín lo más arri­ba po­si­ble. Si lle­ga pa­ra as­cen­der, se­rá ma­ra­vi­llo­so, pues­to que no­so­tros as­pi­ra­mos a to­do pe­ro prin­ci­pal­men­te a te­ner un pro­yec­to com­pe­ti­ti­vo, con es­ta­bi­li­dad más que re­gu­la­ri­dad.

—Filosofía vi­vi­da en el Ou­ren­se.

—Es­ta tem­po­ra­da tu­vi­mos dos ra­chas ne­ga­ti­vas, una don­de so­lo lo­gra­mos tres de die­ci­ocho pun­tos y otra con cin­co de vein­tiuno. A pe­sar de eso lo­gra­mos as­cen­der por­que fui­mos es­ta­bles en el jue­go, en el tra­ba­jo, hu­mil­des.

—¿Hu­bo ya con­tac­tos con los fut­bo­lis­tas de es­te año?

—Ya he co­men­za­do a ha­blar con al­gu­nos pe­ro to­da­vía no con to­dos. Hay gen­te jo­ven y de ca­li­dad con po­si­bi­li­da­des in­clu­so de es­tar en Pre­fe­ren­te al­ta o Ter­ce­ra ba­ja. Que­re­mos apos­tar por ellos y que la gen­te se iden­ti­fi­que con el club; ilu­sio­nar­les, aun­que se­rá un tra­ba­jo ar­duo. Pen­sar que has­ta aquí he­mos lle­ga­do, to­ca­mos fon­do y to­ca sa­lir a flo­te.

—Su­pon­go que ya le in­for­ma­ron de la exis­ten­cia de la Es­co­la de Fút­bol La­lín, con la que has­ta no ha­ce de­ma­sia­do tiem­po ha­bía una re­la­ción dis­tan­te.

—Lo es­tán ha­cien­do muy bien gen­te co­mo Ja­vi Ló­pez o Suei­ro, sur­gien­do ju­ga­do­res de ca­li­dad. Aho­ra pa­re­cen con­tar con una ge­ne­ra­ción bue­na de pri­mer y se­gun­do año de ju­ve­nil. Te­ne­mos que ten­der puen­tes pa­ra una bue­na re­la­ción en­tre la Es­co­la y el CD La­lín, por­que al fin y al ca­bo el club es del pue­blo, los de­más pa­sa­mos por él.

—¿Ya tie­ne cuer­po téc­ni­co? ¿Y la pre­tem­po­ra­da?

—Por aho­ra no pue­do des­ve­lar quién es­ta­rá con­mi­go ya que es­tán en otros clu­bes y en com­pe­ti­ción. Res­pec­to a la pre­tem­po­ra­da, es­pe­ro co­no­cer una es­ti­ma­ción en la Fe­de­ra­ción es­tos días so­bre la fe­cha de ini­cio de la li­ga, pe­ro su­pon­go que la ini­cia­re­mos a prin­ci­pios de agos­to si co­mien­za con el ini­cio de sep­tiem­bre, pa­ra que los ju­ga­do­res no lle­guen de­ma­sia­do pe­sa­dos o que se alar­gue en ex­ce­so la pre­pa­ra­ción de la tem­po­ra­da.

MI­GUEL SOU­TO

El pre­si­den­te del club, Mar­cos To­rres, pre­sen­tó ayer a Ma­nu Ce­rón en el Cor­ti­zo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.