La fal­ta de con­sen­so atas­ca el dra­ga­do del Lé­rez 10 años des­pués

El re­cha­zo al ver­ti­do de ári­dos en Tam­bo man­tie­ne la in­cer­ti­dum­bre so­bre la obra

La Voz de Galicia (Deza) - Deza local - - PORTADA - MAR­COS GA­GO

«Sem­pre que hai dra­ga­dos ou obras na zo­na co­lin­dan­te, pe­cha­mos máis do que é nor­mal»

Han pa­sa­do ya diez años des­de que las co­fra­días del fon­do de la ría de Pon­te­ve­dra —San Tel­mo, Lou­ri­zán y Ra­xó—, el Con­ce­llo y el sec­tor náu­ti­co de la ciu­dad so­li­ci­ta­ron a Por­tos de Ga­li­cia que se dra­ga­se la desem­bo­ca­du­ra y el ca­nal del Lé­rez. Un año an­tes una pro­pues­ta del BNG en es­te sen­ti­do sa­lió apro­ba­da en co­mi­sión en el Par­la­men­to de Ga­li­cia. Han pa­sa­do diez años des­de en­ton­ces y en la ría no se ha mo­vi­do ni una pie­dra. Las co­fra­días más afec­ta­das, co­mo Lou­ri­zán, de­ses­pe­ran de que al­gún día se ha­ga es­ta ac­tua­ción am­bien­tal. El úl­ti­mo es­co­llo, y no es me­nor, es el re­cha­zo de par­te del sec­tor al de­pó­si­to de ári­dos al oes­te de Tam­bo. Los bu­cea­do­res de la na­va­ja, con el res­pal­do de las co­fra­días de Bueu y Por­to­no­vo, y los ba­teei­ros de Com­ba­rro, con Ame­com­ra a la ca­be­za, no quie­ren ni oír ha­blar de es­ta po­si­bi­li­dad, por­que te­men el im­pac­to en su ac­ti­vi­dad. En los úl­ti­mos me­ses se han ce­le­bra­do múl­ti­ples reunio­nes sin que exis­tie­se nin­gún re­sul­ta­do con­clu­yen­te. Diez años des­pués, las co­fra­días si­guen es­pe­ran­do a que Por­tos to­me cartas en el asun­to y acla­re con un sí o con un no si se va a ha­cer el dra­ga­do.

Con­sen­so es la pa­la­bra má­gi­ca pa­ra Por­tos. La fal­ta de con­sen­so, por ejem­plo, es el ar­gu­men­to que la Ad­mi­nis­tra­ción ha uti­li­za­do en el pa­sa­do en ac­tua­cio­nes so­li­ci­ta­das en Por­to­no­vo, sin ir muy le­jos. Pre­ci­sa­men­te con­sen­so es lo que hay en torno a la mi­tad del pro­yec­to. To­dos, co­fra­días, na­va­llei­ros y ba­teei­ros es­tán de acuer­do con que se dra­gue el Lé­rez. To­dos re­ce­lan tam­bién del ver­ti­do de ári­dos al oes­te de Tam­bo, pe­ro mien­tras que las co­fra­días del fon­do de la ría asu­men el ries­go, por­que en­tien­den que re­sul­ta­rá en más be­ne­fi­cios que per­jui­cios, los bu­zos de la na­va­ja te­men que ese de­pó­si­to de lo­dos pro­vo­que una mor­tan­dad de es­te mo­lus­co en sus zo­nas pro­duc­ti­vas que los aca­be en­vian­do di­rec­ta­men­te al pa­ro. Los me­ji­llo­ne­ros no quie­ren tam­po­co que se va­yan a ver­ter ári­dos, ade­más los de peor ca­li­dad, re­la­ti­va­men­te cer­ca de los po­lí­go­nos de ba­teas.

En enero Por­tos hi­zo pú­bli­co el es­tu­dio de im­pac­to am­bien­tal del dra­ga­do de 3,2 ki­ló­me­tros del Lé­rez y de su ca­nal, has­ta la al­tu­ra del ca­bo de Os Pra­ce­res. Es­tá pre­vis­ta la ex­trac­ción de 330.000 me­tros cú­bi­cos de se­di­men­tos de es­te en­torno, de los que 221.000 se de­po­si­ta­rían al oes­te de Tam­bo y otros 109.000 en el en­torno de Cam­pe­lo. La jus­ti­fi­ca­ción a es­ta me­di­da es que los ári­dos de me­jor ca­li­dad ser­vi­rán pa­ra re­ge­ne­rar el ban­co ma­ris­que­ro fren­te a la cos­ta poien­se, mien­tras que los lo­dos me­nos ade­cua­dos se echa­rían en una zo­na de Tam­bo que hoy por hoy es es­té­ril des­de el pun­to de vis­ta del ma­ris­queo. Des­de la Ad­mi­nis­tra­ción au­to­nó­mi­ca se in­ci­de en que el de­pó­si­to de Tam­bo crea­rá un sus­tra­to are­no­so que siem­pre se­rá me­jor que lo que hay aho­ra. No obs­tan­te, es a es­ta me­di­da a la que se opo­nen los ba­teei­ros y los na­va­llei­ros, que no aca­ban de creer­se la inocui­dad del de­pó­si­to.

Los téc­ni­cos de Por­tos ase­gu­ran que se uti­li­zan mé­to­dos de con­trol de la tur­bi­dez y que al pri­mer in­di­cio de afec­ción se pa­ra­rían los tra­ba­jos. Ade­más, se in­ci­de en que el sis­te­ma a apli­car lle­va­ría el fan­go di­rec­ta­men­te al fon­do, no de­ján­do­lo en sus­pen­sión en el agua co­mo pa­sa­ría si se echa­se des­de un bar­co al mar. Asi­mis­mo, se in­di­ce en que se ten­drá siem­pre en cuen­ta la va­lo­ra­ción de las co­fra­días du­ran­te el se­gui­mien­to de los tra­ba­jos.

Los ar­gu­men­tos no con­ven­cen a par­te del sec­tor, que in­sis­te en que se bus­que otro área de ver­ti­do. Abo­gan por mar abier­to, más allá de Ons y Sál­vo­ra, don­de el Es­ta­do echa los ári­dos de sus obras por­tua­rias. Es lo que pi­die­ron en unas ale­ga­cio­nes que aún es­tán por re­sol­ver y que Por­tos ha in­ten­ta­do, en vano, que re­ti­ra­ran an­te el te­mor de que es­to pos­pon­ga la obra qui­zás va­rios años. La tur­bi­dez de las aguas por las par­tí­cu­las en sus­pen­sión del de­pó­si­to de ári­dos es lo que más preo­cu­pa a los ba­teei­ros de Ame­com­ra, la aso­cia­ción que agru­pa a la ma­yo­ría de los me­ji­llo­ne­ros de la ban­da nor­te de la ría. Ma­nuel Fe­rrei­ro, su por­ta­voz, ex­pli­có que ahí re­si­de su opo­si­ción a la pre­vi­sión al oes­te de Tam­bo. «Sem­pre que hai te­mas de dra­ga­dos ou obras nas zo­nas co­li­dan­tes pe­cha­mos mais do que é nor­mal». Te­men que es­ta si­tua­ción pue­da re­pe­tir­se du­ran­te el año de tra­ba­jos en el plan de Por­tos y es­to les de­je sin in­gre­sos un tiem­po muy con­si­de­ra­ble. «Os fan­gos o nor­mal é que vaian pa­ra fó­ra de Ons».

El pa­trón ma­yor de Bueu, Xo­sé Ma­nuel Ro­sas, ma­ni­fes­tó que su co­fra­día res­pal­da a los na­va­llei­ros, que te­men per­der su mo­do de vi­da. Des­con­fían de que el de­pó­si­to pro­vo­que la mor­tan­dad de es­te mo­lus­co. «O sec­tor man­ten­se na súa pos­tu­ra, por­que non é nor­mal bo­tar máis de 200.000 me­tros cú­bi­cos de lo­dos e fan­gos aí. Ese é o ver­da­dei­ro es­co­llo».

Al otro la­do de la po­lé­mi­ca, la pa­tro­na ma­yor de Lou­ri­zán, Ma­ría del Car­men Váz­quez, ad­mi­te que las co­fra­días del fon­do de la ría tam­bién ha­brían pre­fe­ri­do que el ver­ti­do de ári­dos se hi­cie­se fue­ra, pe­ro ma­ti­za que el pro­yec­to es­tá di­se­ña­do ya y que no es bueno pa­ra el ma­ris­queo es­pe­rar más años por el dra­ga­do. Re­cuer­da que su pó­si­to tam­bién es­tá dis­pues­to a asu­mir el ries­go so­bre Os Pra­ce­res y exi­ge que Por­tos, que es quien tie­ne com­pe­ten­cias, asu­ma sus res­pon­sa­bi­li­da­des y no de­le­gue en el sec­tor.

M.G.

La pre­vi­sión de Por­tos es de­po­si­tar 221.000 me­tros cú­bi­cos de ári­dos al oes­te de Tam­bo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.