En­tre­ga­dos a la se­duc­ción del bo­le­ro

La Voz de Galicia (A Coruña) - Fugas - - MÚSICA -

C.C. | En­tre la he­ren­cia que los tres her­ma­nos Qui­jano han re­ci­bi­do en vi­da de su pa­dre es­tá la pa­sión por los bo­le­ros. Re­co­no­cen que sien­do ni­ños era la ban­da so­no­ra de su ho­gar y que fue con bo­le­ros como co­men­za­ron a can­tar y to­car la gui­ta­rra. De he­cho, cuan­do a fi­na­les de los 90 se plan­tea­ron for­mar un gru­po la pri­me­ra idea que sur­gió fue el trío de bo­le­ros. De­ma­sia­do jó­ve­nes, pen­sa­ron. Qui­zá no fue­sen to­ma­dos en se­rio. Así que se de­can­ta­ron por un pop en el que nun­ca fal­ta­ron, ni en sus acor­des ni en su es­té­ti­ca, evi­den­tes in­fluen­cias la­ti­nas.

Cuan­do en el 2011, tras el pa­rón de sie­te años en que ca­da uno de los tres her­ma­nos pro­bó for­tu­na con pro­yec­tos en so­li­ta­rio, de­ci­den re­to­mar la ca­rre­ra de Ca­fé Qui­jano sur­ge de nue­vo el pro­yec­to del trío de bo­le­ros. Y es­ta vez sí que cua­ja. Y de qué ma­ne­ra.

El pri­mer dis­co de su tri­lo­gía Orí­ge­nes: El bo­le­ro, con com­po­si­cio­nes pro­pias y sin ne­ce­si­dad de re­cu­rrir a los clá­si­cos, los si­túa a am­bos la­dos del char­co en la ór­bi­ta de los gran­des ar­tis­tas ro­mán­ti­cos del si­glo XXI. El se­gun­do ya les aca­rrea­ra una no­mi­na­ción a los Grammys La­ti­nos. Y con el ter­ce­ro ob­tie­nen cua­tro no­mi­na­cio­nes y la con­sa­gra­ción, re­co­no­ci­da in­clu­so por Los Pan­chos, como los su­ce­so­res de los gran­des bo­le­ris­tas de an­ta­ño.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.