EL CAOLÍN DE VIMIANZO LU­CE EN LAS BA­RRAS DE CARMÍN

La mi­na so­nei­ra­na se ha rein­ven­ta­do con ma­te­ria­les que se desecha­ban en los 80 y los 90 El agua de sus la­gu­nas se em­plea pa­ra con­su­mo hu­mano

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mercados - - PORTADA - J. V. La­do

Cao­li­nes de Vimianzo se ha rein­ven­ta­do apro­ve­chan­do ma­te­ria­les que se desecha­ban en los años 80 y 90. Sus pro­duc­tos se pue­den en­con­trar hoy en una ba­rra de carmín en Fran­cia, co­mo ex­ci­pien­te de fár­ma­cos en el Reino Uni­do o en los fre­nos de un co­che.

El gra­ni­to, co­mo se es­tu­dia en el co­le­gio, es­tá com­pues­to por cuar­zo, mi­ca y fel­des­pa­to. Cuan­do se en­cuen­tran en des­com­po­si­ción, co­mo ocu­rre en la mi­na de Vimianzo, es­te úl­ti­mo ele­men­to es en reali­dad caolín, una ar­ci­lla de co­lor blan­co con múl­ti­ples apli­ca­cio­nes que ha si­do la ba­se his­tó­ri­ca de Cao­li­nes de Vimianzo (Ca­vi­sa). La em­pre­sa fun­da­da en 1981 por Río Tin­to Mi­ne­ra, que hoy tie­ne co­mo so­cio úni­co a la ita­lia­na Ve­ne­ta Mi­ne­ra­ria, ha sa­bi­do rein­ven­tar­se a ba­se de tec­no­lo­gía e in­ver­sión, has­ta tal pun­to que ac­tual­men­te vi­ve de los de­pó­si­tos de ma­te­ria­les in­ser­vi­bles de los años 80 y 90.

Lo que an­tes no te­nía sa­li­da co­mer­cial y re­lle­na­ba los hue­cos de la ex­plo­ta­ción, es la ba­se de una ga­ma de ma­te­ria­les que se pue­den en­con­trar en una ba­rra de carmín en Fran­cia, co­mo ex­ci­pien­te de una as­pi­ri­na en Reino Uni­do o en los fre­nos de un co­che en Mé­xi­co. La in­dus­tria de la au­to­mo­ción, las pin­tu­ras, la cos­mé­ti­ca, la far­ma­co­pe­dia, la ce­rá­mi­ca, los plás­ti­cos, las pis­tas de los ca­ba­llos de ca­rre­ras o las ca­mas en las que duer­men las va­cas en la Cos­ta da Mor­te tie­nen com­po­nen­tes que na­cen de es­te ya­ci­mien­to, don­de ade­más se des­tie­rran mu­chos mi­tos so­bre el ca­rác­ter con­ta­mi­nan­te de la mi­ne­ría, has­ta el pun­to de que el agua que sa­le de sus la­gu­nas se uti­li­za pa­ra abas­te­cer a la po­bla­ción.

«El buen mi­ne­ro es el que sa­be guar­dar en ca­ji­tas di­ga­mos, por­que lo que hoy no me va­le a mi qui­zás ma­ña­na le sir­va a otro y al igual que aho­ra es­ta­mos vi­vien­do con lo que guar­dó mi an­te­ce­sor Je­sús Pais, igual den­tro de 20 años vie­ne al­guien que pue­da uti­li­zar lo que guar­da­mos no­so­tros», ex­pli­ca Juan Jo­sé Ló­pez Mu­ñoz, el ac­tual di­rec­tor de la fac­to­ría, que de­ta­lla có­mo han con­se­gui­do man­te­ner la em­pre­sa des­pués de dos épo­cas muy ma­las, que im­pli­ca­ron EREs drás­ti­cos so­bre to­do a raíz de que la in­dus­tria pa­pe­le­ra cam­bia­se en gran me­di­da el caolín por los mu­cho más ba­ra­tos car­bo­na­tos cál­ci­cos. Lo han he­cho a ba­se de in­no­va­ción, efi­cien­cia, pro­duc­ti­vi­dad e in­ver­sión, por­que es­tán en el rit­mo de los tres mi­llo­nes de eu­ros al año, una can­ti­dad na­da des­de­ña­ble pa­ra el ta­ma­ño de la em­pre­sa, que cuen­ta con 30 tra­ba­ja­do­res di­rec­tos y ge­ne­ra al me­nos otra de­ce­na de in­di­rec­tos.

Ade­más, no tra­ba­jan con gran­des ex­ca­va­do­ras y ca­mio­nes co­mo an­ta­ño, sino que uti­li­zan un mé­to­do que ya usa­ban los ro­ma­nos y que se pue­de ver en los pro­gra­mas te­le­vi­si­vos so­bre la fie­bre del oro. Bá­si­ca­men­te re­la­van los ya­ci­mien­tos ya ex­plo­ta­dos en los que sa­ben exac­ta­men­te lo que hay, qué gra­nu­lo­me­tría tie­ne y có­mo tra­tar­lo. Una llu­via la­va los pies de los ta­lu­des y con­vier­te la are­na, fi­na co­mo la de la pla­ya de La­xe, en una pul­pa que es bom­bea­da has­ta la plan­ta de tra­ta­mien­to, to­do con­tro­la­do con cá­ma­ras y or­de­na­do­res sin que los tra­ba­ja­do­res es­tén fí­si­ca­men­te allí, lo que mi­ni­mi­za ries­gos, cos­tes y per­mi­te que se apro­ve­che to­do por­que no hay ca­mi­nos pa­ra el pa­so de ma­qui­na­ria. A par­tir de ahí, la cla­ve es­tá en se­pa­rar muy bien los di­fe­ren­tes ma­te­ria­les, que ya no sa­len a gra­nel por La­xe o Cee, sino per­fec­ta­men­te cla­si­fi­ca­dos en con­te­ne­do­res por Vi­go y Ma­rín con des­tino a Cen­troeu­ro­pa, Amé­ri­ca La­ti­na, Oriente Me­dio o, de ma­ne­ra in­ci­pien­te, a Eu­ro­pa del Es­te, o in­clu­so a paí­ses en el otro ex­tre­mo del mun­do co­mo Tai­lan­dia.

| ANA GARCÍA

Juan Jo­sé Ló­pez Mu­ñoz, di­rec­tor de la fac­to­ría de Vimianzo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.