Lo peor del en­tre­na­mien­to

La Voz de Galicia (A Coruña) - Salud - - Portada - TEXTO: MAR TORRES

Los diez ejer­ci­cios más odia­dos por quie­nes se en­tre­nan en el gim­na­sio y por qué son tan ne­ce­sa­rios

HAY MU­CHOS es­tu­dios que lo ase­gu­ran: los ca­sa­dos vi­ven más. El úl­ti­mo, pu­bli­ca­do en el Jour­nal of the Ame­ri­can Heart As­so­cia­tion, ase­gu­ra que los pa­cien­tes con en­fer­me­dad car­día­ca tie­nen más po­si­bi­li­da­des de so­bre­vi­vir si es­tán ca­sa­dos. La in­ves­ti­ga­ción con­clu­ye, ade­más, que los viu­dos tie­nen un 71 % más de ries­go de muer­te car­dio­vas­cu­lar en com­pa­ra­ción con los ca­sa­dos.

Los pa­cien­tes con en­fer­me­dad car­día­ca tie­nen más pro­ba­bi­li­da­des de so­bre­vi­vir si es­tán ca­sa­dos, se­gún una in­ves­ti­ga­ción rea­li­za­da por cien­tí­fi­cos de la Es­cue­la de Me­di­ci­na de la Uni­ver­si­dad Emory en Atlan­ta (Es­ta­dos Uni­dos) y que ha si­do pu­bli­ca­da en el Jour­nal of the Ame­ri­can Heart As­so­cia­tion.

A es­ta con­clu­sión han lle­ga­do tras ana­li­zar la re­la­ción en­tre el es­ta­do ci­vil y la in­ci­den­cia de muer­te car­dio­vas­cu­lar, in­far­to de mio­car­dio y muer­te por cual­quier cau­sa de 6.051 hom­bres y mu­je­res que tu­vie­ron sus ar­te­rias obs­trui­das en­tre 2003 y 2015.

En general, los pa­cien­tes sol­te­ros te­nían 1,45 ve­ces más pro­ba­bi­li­da­des de ex­pe­ri­men­tar un even­to car­dio­vas­cu­lar que pro­vo­ca­ra su muer­te, 1,52 ve­ces más pro­ba­bi­li­da­des de te­ner un ata­que car­día­co y 1,24 ve­ces más pro­ba­bi­li­da­des de mo­rir por cual­quier cau­sa.

Pe­ro los que peo­res ín­di­ces pre­sen­ta­ron fue­ron los viu­dos, quie­nes tu­vie­ron un 71 por cien­to más de ries­go de ata­que car­día­co o muer­te car­dio­vas­cu­lar en com­pa­ra­ción con los ca­sa­dos.

Y es que, a jui­cio de los in­ves­ti­ga­do­res, las per­so­nas con pa­re­ja sue­len te- ner una ma­yor res­pon­sa­bi­li­dad so­bre su sa­lud en de­fe­ren­cia a la otra per­so­na, por lo que cuan­do se que­dan sol­te­ras los pro­pó­si­tos por man­te­ner un ade­cua­do es­ta­do de sa­lud em­pie­zan a dis­mi­nuir.

Otras po­si­bles ex­pli­ca­cio­nes a los apa­ren­tes efec­tos pro­tec­to­res del ma­tri­mo­nio in­clu­yen la fal­ta de apo­yo so­cial com­bi­na­do con las ten­sio­nes agu­das que acom­pa­ñan al di­vor­cio, el due­lo pro­lon­ga­do se­gui­do de la pér­di­da de un ser que­ri­do y la in­ter­ac­ción re­du­ci­da que im­pli­ca vi­vir so­lo.

17 años me­nos

En los úl­ti­mos años, nu­me­ro­sos es­tu­dios han apo­ya­do la te­sis del po­der que tie­ne el ma­tri­mo­nio (o la pa­re­ja es­ta­ble) pa­ra in­fluir en nues­tra lon­ge­vi­dad. Ex­per­tos de la Uni­ver­si­dad de Louis­vi­lle, en Ken­tucky (EE. UU.) lle­ga­ron a con­cluir que las per­so­nas sol­te­ras pue­den lle­gar a vi­vir has­ta 17 años me­nos que los que es­tán ca­sa­dos. Pa­ra lle­gar a es­ta afir­ma­ción se ana­li­za­ron 90 in­ves­ti­ga­cio­nes di­fe­ren­tes, que agru­pa­ban da­tos de cer­ca de 500 mi­llo­nes de per­so­nas. De es­tos da­tos se des­pren­de que el ries­go de muer­te en- tre hom­bre sol­te­ros es del 32 por cien­to, lo cual su­pon­dría vi­vir 17 años me­nos que los ca­sa­dos; mien­tras que en las mu­je­res no ca­sa­das la ci­fra se que­da en el 23 por cien­to (15 años me­nos). Se­gún el res­pon­sa­ble de es­ta in­ves­ti­ga- ción, el doc­tor Da­vid Roelfs, es­ta ci­fra po­dría te­ner que ver con que los no ca­sa­dos tie­nen me­nos in­gre­sos, cuen­tan con me­nos be­ne­fi­cios de sa­lud y, ade­más, fal­ta el apo­yo de la otra per­so­na, que siem­pre es­tá pendiente de que su pa­re­ja acu­da al mé­di­co y cum­pla con el tra­ta­mien­to.

Pe­ro por otra par­te, los ex­per­tos ase­gu­ran que la su­pues­ta ma­yor lon­ge­vi­dad de los ca­sa­dos po­dría de­ber­se a fac­to­res emo­cio­na­les, más que al de­te­rio­ro fí­si­co de­ri­va­do de un es­ti­lo de vi­da des­or­de­na­do de los sol­te­ros. La ex­pli­ca­ción, se­gún los psi­có­lo­gos, es que una bue­na re­la­ción ma­tri­mo­nial apor­ta se­gu­ri­dad emo­cio­nal y eso in­ci­de a lar­go pla­zo en la sa­lud de los per­so­nas.

A fa­vor de los sol­te­ros tam­bién se han con­fir­ma­do al­gu­nas hi­pó­te­sis: co­mo la que di­ce que la ca­li­dad del sue­ño a la lar­ga es me­jor pa­ra quie­nes no tie­nen pa­re­ja y la que ase­gu­ra que el au­men­to de pe­so es me­nor tam­bién en es­te ca­so. Un es­tu­dio que vi­gi­ló a ocho mil es­ta­dou­ni­den­ses du­ran­te cin­co años lle­gó a la con­clu­sión de que los ca­sa­dos en­gor­da­ron tres ki­los más que los sol­te­ros.

La su­pues­ta ma­yor lon­ge­vi­dad de los ca­sa­dos po­dría de­ber­se a fac­to­res emo­cio­na­les»

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.