Acui­cul­tu­ra e in­ves­ti­ga­ción en un rin­cón de Val­do­vi­ño

Las ins­ta­la­cio­nes de Isi­dro 1952 pro­du­cen 450.000 ale­vi­nes de be­su­go al año y 70.000 de ro­da­ba­llo

La Voz de Galicia (Ferrol) - Ferrol local - - FERROL - ÁLVARO ALONSO

Un fo­co de in­ves­ti­ga­ción en acui­cul­tu­ra en un rin­cón de Val­do­vi­ño. En la pa­rro­quia de Meirás, en el me­dio de la pla­ya de Os Bo­tes y la er­mi­ta de A Vir­xe do Porto, se en­cuen­tra la piscifactoría que des­de ha­ce ca­si dos dé­ca­das es­tá en ma­nos de Isi­dro 1952. La ubi­ca­ción, en un pa­ra­je natural, nun­ca ha con­ven­ci­do a los eco­lo­gis­tas, pe­ro lo cier­to es que has­ta die­ci­séis em­plea­dos tra­ba­jan allí pa­ra lle­gar, en lo que al cul­ti­vo de pes­ca­do se re­fie­re, an­tes que los de­más. «Es­te pro­duc­to aca­ba en ca­sas de to­das Es­pa­ña y tam­bién del ex­tran­je­ro», ase- gu­ra el res­pon­sa­ble, Pablo Sán­chez (A Co­ru­ña, 36 años), que vi­ve en Val­do­vi­ño.

La piscifactoría cen­tra aho­ra su ac­ti­vi­dad en tres es­pe­cies: ro­da­ba­llo, be­su­go y me­ro. De la pri­me­ra po­seen un stock de 70 re­pro­duc­to­res de los que ob­tie­nen 70.000 ale­vi­nes al año. Mien­tras, del be­su­go tie­nen 600 re­pro­duc­to­res, de los que sa­len 450.000 ale­vi­nes ca­da ejer­ci­cio. «So­mos los úni­cos pro­duc­to­res mun­dia­les de es­ta es­pe­cie», ex­pli­ca Pablo, y di­ce que se lle­gó a eso «gra­cias a la in­ver­sión de mu­cho tiem­po y di­ne­ro».

En Meirás hay una de­ce­na de tan­ques de re­pro­duc­to­res, a los que les lle­ga luz natural pa­ra fa­vo­re­cer el fo­to­pe­río­do. Las pues­tas de los ro­da­ba­llos sue­le ser en ju­nio, mien­tras las de los be­su­gos son en­tre di­ciem­bre y enero. A par­tir de ahí, lle­ga el en­gor­de, que en el ca­so de la pri­me­ra es­pe­cie se desa­rro­lla en las mis­mas ins­ta­la­cio­nes, mien­tras la de los be­su­gos se lle­va a ca­bo en unas jau­las ubi­ca­das en la ría de Lor­bé, adon­de se tras­la­dan cuan­do pe­san unos sie­te gra­mos.

El en­gor­de de los ro­da­ba­llos pue­de du­rar has­ta tres años y más del 50 % su­pe­ran los cua­tro ki­lo­gra­mos, y en­tre ellos hay in­clu­so de más de seis ki­lo­gra­mos. En con­jun­to, se pro­du­cen anual­men­te unas 120 to­ne­la­das. «Con es­to con­se­gui­mos di­fe­ren­ciar­nos del res­to de los pro­duc­to­res», co­men­ta el res­pon­sa­ble, que so­lo con su pre­sen­cia de­lan­te de una pis­ci­na ha­ce que to­dos los pe­ces suban a la su­per­fi­cie, al sa­ber que les va a dar de co­mer.

El agua uti­li­za­da vie­ne di­rec­ta­men­te del océano, a vein­te me­tros de pro­fun­di­dad, y es­tá fil­tra­da y pa­sa­da por luz ul­tra­vio­le­ta. «Al es­tar tan­to tiem­po en cau­ti­vi­dad, la ca­li­dad del agua tie­ne que ser má­xi­ma», sub­ra­ya Pablo.

Quin­ce años con el me­ro

El me­ro o cher­na, co­mo la de­no­mi­nan, pro­ta­go­ni­za des­de ha­ce tiem­po el apar­ta­do de la in­ves­ti­ga­ción. Se de­fi­nen co­mo «pio­ne- ros co­mo em­pre­sa» en es­te apar­ta­do, en el que co­la­bo­ran con el Ins­ti­tu­to Es­pa­ñol de Ocea­no­gra­fía y, asi­mis­mo, el acua­rio co­ru­ñés de Fi­nis­te­rrae. En to­tal lle­van unos quin­ce años in­da­gan­do so­bre es­ta es­pe­cie y, gra­cias a ello, cuen­tan con el ma­yor stock de re­pro­duc­to­res a ni­vel na­cio­nal.

Más de una trein­te­na de vi­ve­ros en to­tal que es­con­den un mun­do en Meirás. Des­de allí, Pablo va­lo­ra la acui­cul­tu­ra co­mo al­go «po­si­ti­vo y ne­ce­sa­rio» si se ha­ce «con res­pon­sa­bi­li­dad».

CÉ­SAR TOIMIL

El co­ru­ñés, afin­ca­do en Val­do­vi­ño, Pablo Sán­chez, de­lan­te de uno de los vi­ve­ros de Meirás.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.